Castillo de Caracena
 
 
 
 

CASTILLOS
DE SORIA

 
 
Si dispones de alguna fotografía reciente o antigua que pueda realzar esta página, así como cualquier tipo de información, curiosidad o anécdota de la ciudad, mándalo al siguiente mail:
 
Abderramán III. Grabado del siglo XIX

En la época prehistórica (Edad del Bronce), consta la existencia de un poblado en el paraje denominado "Los Tolmos", en la que hubo casas de adobes y ramajes.

Desde la época romana, el cañón del río Caracena será una importante vía de comunicación.

Siglo X. Es una zona importante en la época medieval. Los árabes levantan un castillo en esta zona, en las estribaciones de la Sierra de Pela, en un terreno calizo, pedregoso y montañoso, para protegerse de las incursiones, cada vez más frecuentes, de los cristianos.

Juan Amador de los Ríos cree que el sufijo car significa "fortaleza de piedra".

939. Según algunos historiadores, tras la derrota de Simancas, Abderramán III pudo haber sido derrotado en la zona de Tarancueña-Caracena en la batalla conocida como Alhándega.

Cuenta la leyenda que cuando fue conquistada a los árabes, estando éstos cenando, fueron sorprendidos por los cristianos. El caudillo árabe, ya cautivo, se lamentó:

"CARA CENA nos costó"

Siglo XII. Se levantan sus murallas, que circundan completamente la población. Asímismo se construye el Puente Cantos, por el que se penetra en el recinto.

1136. Leyendas aparte, en una sentencia del Cardenal Guido de Bolonia, en un pleito entre los Obispos de Osma y Sigüenza, por la pertenencia de las tierras de Caracena (al frente de una serie de aldeas) aparece ya documentada la existencia de un castillo en la localidad.

Escudo de armas del apellido Villegas.

El pleito termina adscribiéndose finalmente a Sigüenza.

1138. El 16 de septiembre el rey Alfonso VII la recupera para la Corona, cambiándola por la otra villa de Serón, mostrando la alta estima que del lugar tiene.

1140. Vuelve a formar parte de la Diocésis de Sigüenza, perteneciendo al obispo Bernardo de Agen.

1146. Alfonso VII la recupera nuevamente, permutándola por las Salinas de Santiuste, Sigüenza y otras propiedades reales.

1352. El 14 de septiembre Pedro I el Cruel arrebata la villa a Pedro Ruiz de Villegas Adelantado Mayor de Castilla, apareciendo ya documentada una importante alhama judía.

1354. Villa y castillo le son devueltos a Pedro Ruiz.

1355. El citado Señor de Caracena y Muñox es mandado ejecutar por Pedro I el Cruel en Medina del Campo por hallarle culpable de

"facerle la guerra",

en calidad de Mayordomo de don Tello.

El Señorío es heredado por el Merino Mayor de Castilla, don Ruy Pérez de Villegas.

1366. Pertenece a don Pedro de Luna.

1368. El 8 de junio pasa a pertenecer a Sancho Fernández de Tovar, Guarda Mayor de Enrique II de Trastamara.

Escudo de armas del apellido Tovar.

1460. Juan Fernández de Tovar casa con Leonor de Villena.

1465. El 2 de abril, el rey Enrique IV concede al citado Señor de Caracena, la facultad de disponer de 20 lanzas a su servicio.

Juan de Tovar, Señor de Caracena, toma partido por Juana la Beltraneja en su lucha contra los Reyes Católicos.

Éstos terminan mandando a su fiel servidor Pedro de Acuña, I Conde de Buendía y Señor de Dueñas quien

"combatió la fortaleza de Caracena e le entro por fuerça
e prendió a Juan de Tovar el otro tirano
que facia gran guerra en aquellas comarcas"

y termina rindiendo el lugar.

Tras ser despojado de estas tierras obtiene el perdón y le son restituídas, pero vuelto nuevamente a caer en la rebeldía le son confiscadas su villa, tierra y vasallos.

Juan de Tovar pudiera haber sido el artífice de la construcción del recinto principal y de la barrera.

1491. Alfonso Carrillo de Acuña II, a la sazón hermano de Pedro de Acuña, es recompensado con la villa y Castillo de Caracena, en compensación por los 16 millones de maravedíes aportados para la campaña de Granada.

En abril de este mismo año recibe autorización para fundar mayorazgo en la Comunidad de Tierra y Villa de Caracena, que cuenta entonces con 377 vasallos.

El citado manda levantar las torres con grandes troneras

Escudo de armas del apellido Acuña.

"que escoltan la puerta del albácar o recinto externo creado
entre la fortaleza, la muralla y el barranco"
,

concebidas para el uso tanto de armas de fuego como de artillería.

1498. Existen ya expedientes inquisitoriales en los que se pone de manifiesto la existencia de una sinagoga, una comunidad judía y judaizantes (judeo-conversos con algunas costumbres judías).

Asímismo, existe constancia en el Archivo Ducal de Frías, de los agravios y tropelías cometidas por los Señores de Tovar contra los campesinos de la villa.

Siglo XVI. Toma el relevo como capital de la Comunidad de Tierra y Villa de Caracena sustituyendo a Tiermes al despoblarse ésta.

1607. El 10 de septiembre el Señorío de Caracena se convierte en Marquesado de Caracena, otorgándose a Luís Carrillo de Toledo, Duque de Uceda, Conde de Pinto y Virrey del Reino de Valencia en el momento de la expulsión de los moriscos.

Vista aérea por Ricardo Melgar.
Otra vista aérea de Ricardo Melgar.
1738. Se instala el rollo de justicia en la plaza. La villa cuenta con una cárcel y un hospital de pobres.

1749. En la época del Catastro del Marques de la Ensenada figuran la Marquesa de Caracena y Marquesa viuda de Uceda. Existen también un Alcalde Mayor y uno ordinario, dos regidores, dos Diputados Procuradores, dos escribanos y Alguacil Mayor.

1842. En la división administrativa actual pertenece a Castilla la Vieja, partido de Burgo de Osma, con 146 vecinos censados.

Madoz ofrece una estupenda descripción del castillo entre 1845 y 1850:

"...había un castillo a la parte sur [de la población], bien construido, en una estension de 330 pies cuadrados, en cuyo recinto hay 2 plazas de armas, una al oeste cercada de un rondin de 18 pies de espesor, y otra en el centro; conservándose ademas 6 cuadras, con 3 ventanas ovaladas cada una; 1 almacen de piedra sillar perfectamente embovedado; los restos de 1 molino de viento, y por gran parte de la circunferencia un ancho foso, á cuya espalda aparece una espaciosa muralla, circunvalando tambien la población, que pudo contener en lo antiguo hasta 6,000 vecinos; no habiendo quedado de su esplendor mas restos que los espresados, y las 2 iglesias parroquiales (la Asuncion y San Pedro)..."

1879. En el Censo del Marqués de Floridablanca figura como villa principal del Partido de Caracena, con una población de 197 habitantes.

2002. Se encuentra prácticamente despoblado, con una población de 17 habitantes, aunque aún cuenta con Ayuntamiento propio.

El futuro de la población es, a día de hoy, incierto.

 

© castillosdejirm.com
Página actualizada el 09/12/2010