Contra el fanatismo de la locura androcéntrica. Por Martín-Cano

Estudios de Género
 
Contra el fanatismo de la locura androcéntrica
Leonas de Chauvet e híbridas femeninas en cuevas del Paleolítico, en donde Magas / Prêtesses / Priestess propiciaban a la Diosa Madre Naturaleza
Falsificaciones de Breuil y complicidad de seguidores (Actualizado el 12/10/06) Por Martín-Cano

MARTÍN-CANO, F. (2003, 2004, 2005 y 2007): Contra el fanatismo de la locura androcéntrica. Leonas de Chauvet e híbridas femeninas en cuevas del Paleolítico, en donde Magas / Prêtesses / Priestess propiciaban a la Diosa Madre Naturaleza. (Debate académico de Arqueología III. Androcentrismo animal). (Actualizado el 18 / 09 / 05). Editada en parte por Lorenzo en: Portal Otra Democracia es Posible el 16-Mar-2004. Publicado en parte en Revista Omnia, Editada por Mensa España, febrero y marzo Nº 137, Barcelona, ISSN 1696-6775 | Depósito Legal: B-156552001. http://galeon.com/Culturaarcaica/debatearqueo3.htm, http://otrademocraciaesposible.net/foros/viewtopic.php?t=2568

Resumen: En el mundo de la Arqueologia demasiadas autoridades que defienden ideas cristianas desde un marco conceptual patriarcal y supersticioso, siguen gozando de impunidad para defender ideas comprobadas como falsas. Y ante la denuncia de sus conductas fraudulentas, no pierden el credito y son juzgados indulgentemente por parte de los arqueologos que hoy dia forman parte de la comunidad cientifica. Les siguen apoyando y beneficiando con grandes financiaciones para sus proyectos o libros. Y mientras no exigen ni el mas mininimo rigor a las autoridades para que den pruebas cientificas que apoyen sus afirmaciones o se retracten de sus fraudes, se los exigen cinicamente a las personas que defienden ideas contrarias desde un marco conceptual feminista e innovador. Y dado que luego no les prestan la menor atencion, las postergan y directamente las insultan acusandolas del pecado que ellos cometen: fraude.

Summary: Lionesses of Chauvet and feminine hybrids in caves of the Paleolitic. In the world of the Archeologie too many authorities continue enjoying impunity to defend verified ideas as false and before the denunciation, they are judged indulgently.

Contra el fanatismo de la locura androcéntrica. Leonas de Chauvet e híbridas femeninas en cuevas del Paleolítico, en donde Magas / Prêtesses / Priestess propiciaban a la Diosa Madre Naturaleza. (Debate académico de Arqueología III. Androcentrismo animal).

Francisca Martín-Cano Abreu

ALGUNOS "CREDOS DE LA TRADICIÓN UNIVERSITARIA" PUESTOS EN ENTREDICHO TRAS EL DESCUBRIMIENTO DE LAS PINTURAS DE CHAUVET

Muchos prehistoriadores han puesto de relieve que lo que revela las sugestivas manifestaciones artísticas del Santuario prehistórico de la Cueva de Chauvet (descubierta por Jean-Marie Chauvet -al que le debe el nombre-, junto con sus compañeros: Eliette Brunel y Christian Hillaire en 1994, en el cañón del río Ardèche cerca de Aviñón, Pont D'Arc), pone en entredicho la mayoría de las ideas sobre el arte parietal mantenida por la comunidad académica hasta finales del siglo XX. "En una palabra, Chauvet (...) pone en tela de juicio todos los credos de la tradición universitaria francesa." (Lorblanchet, 2000: 96).

Sobre todo lo que ha conmocionado de forma radical la cronología del arte rupestre, ha sido la datación de las pinturas por medio del carbono 14, que hacen remontarlas a una antigüedad de unos 32.000 años ["sólo podemos fechar así los dibujos hechos con carbón vegetal y medio miligramo de carbono puro representa, a veces, mucha pintura." (Clottes, 1995: 65). Sólo se pueden datar científicamente las obras de arte que contengan elementos orgánicos, de ahí que las pinturas rojas o realizadas con pigmentos minerales o los grabados en piedra sea imposible datarlas, excepto mediante criterios de estilo].

La manera de datar generalmente las obras de arte de las diferentes culturas del período glaciar, había sido hasta ahora estilística (introducida por Leroi-Gourhan y aceptada plenamente por la comunidad científica, excepto por unos pocos prehistoriadores que habían expuesto sus reservas, entre ellos Lorblanchet). Esta datación estilística consideraba que había una relación lineal basada en el estilo. Y por tanto la escala evolutiva iba en ascenso y el estilo en progresión: las manifestaciones artísticas más simples serían las más antiguas y las más modernas serían las más elaboradas.

Dado que las deslumbrantes figuras animalísticas de Chauvet pone de manifiesto que hace 32.000 años los creadores ya tenían una enorme y aguda capacidad de presentar animales y hacían representaciones artísticas tan perfectamente concebidas o más que las de obras más modernas, evidencia que guiarse meramente por el antiguo y unificador paradigma de la datación estilística, no sólo no tiene el menor grado de exactitud sino que es absolutamente dudoso y falso.

A partir de la revolución de Chauvet se entra en la época "postestilística" y "postcredos". Y con ello comenzará una enriquecedora disparidad de criterios al precisar las cronologías de las obras que no puedan ser datadas científicamente. Y sobre todo empezará la discordancia respecto al significado de las manifestaciones artísticas. Ello debería forzar a revisar y dar entrada a las hipótesis de muchos estudiosos, ajenos al mundo oficial de la Prehistoria, que se cuestionaban algunas dataciones y sobre todo ponían en duda muchas propuestas, plenamente aceptadas (aunque no comprobadas), sobre el significado de las obras de arte prehistóricas y la atribución genérica de algunos protagonistas (con la intención oculta de sustentar falsas hipótesis androcéntricas).

Estos investigadores independientes gracias a su formación pluridisciplinar: de Psicología, Antropología, Etnología, Sociología, Semiótica, Mitología, Religiones comparadas, Astronomía... se aproximan y reformulan el problema de la simbología del arte prehistórico desde innovadores puntos de vista. Por ello tienen el suficiente bagaje cultural que les acredita para hacer inferencias sobre su significado y para aportar soluciones, más honestas e incluso superiores a las de los académicos que han tenido que constreñirse a los "credos de la tradición universitaria" para no ser descalificados y postergados, o han sido formados restringidamente en las diferentes técnicas científicas para excavar arqueológicamente un yacimiento (al que se va a dañar para siempre) y se han nutrido exclusivamente con información endogámica de las disciplinas de Historia, por lo que en principio desconocen los descubrimientos que se producen y aceptan en otras disciplinas, imprescindibles para hacer inferencias antropológicas, sociales y religiosas.

OTROS "CREDOS" INTRODUCIDOS POR CLOTTES SIN APOYARLAS CON PRUEBAS. PRETENSIÓN DE SESGAR EL GÉNERO FEMENINO DE LAS LEONAS PALEOLÍTICAS

Pero desafortunadamente los descubrimientos de Chauvet no ha acabado automáticamente con todos los "credos" universitarios. Y lo que es peor, algunos prehistoriadores que ejercen poder en el mundo arqueológico han querido usar las pinturas para seguir imponiendo "otros credos" y seguir manipulando a las nuevas generaciones. Nos referimos al género de las cuarenta leonas sin melenas que aparecen pintadas en diferentes escenas de la Cueva de Chauvet. Leonas que, según oímos decir a Clottes en el Congreso de Arqueología de Vigo de 1999, considera del género "macho". Él justificaba esa apreciación con lo que presuntamente un biólogo le había dicho: "hace 32.000 años ambos géneros aparecían sin melenas. No existía dimorfismo en esa especie de leones cavernarios extinguida".

Pero ¿la afirmación de la ausencia de dimorfismo en los leones cavernarios está cimentada y avalada con pruebas? De momento el afirmar que los machos de leones hace 32.000 años no tenían melenas / guedeja, nos tememos que sea una opinión poco verosímil e insuficientemente justificada. Y diríamos que posiblemente sea una especulación incierta y falsa debida al efecto distorsionador provocado por el androcentrismo* y machismo que aún impera en el mundo de la Arqueología.

Un "credo" más del mismo tipo que los impuestos desde el comienzo del descubrimiento de las primeras manifestaciones artísticas de la época glaciar, hace poco más de 100 años. Entonces, debido a las creencias religiosas de los primeros prehistoriadores (que veían en muchas de las representaciones artísticas: "Dioses masculinos" o "representantes sacerdotes / magos del mismo género"), empezaron las primeras imposiciones sesgadas. Con sus manipulaciones pretendían demostrar sus falsas creencias sobre el "único Dios" que para ellos fue adorado desde la Prehistoria. Leemos en Went (1981, 123-124): "Era lógico que los numerosos sacerdotes dedicados a explorar las oquedades de la tierra, sobre todo Henri Breuil y el alemán Hugo Obermaier, quisieran ver en ellas los primeros testimonios de una religión prehistórica o, incluso, de un monoteísmo primitivo."

Desafortunadamente sus opiniones, suposiciones y especulaciones, consideradas como "verdades científicas" pero no contrastadas y sin la menor consistencia con los hechos observados y con multitud de evidencias en su contra, han condicionado a demasiados integrantes del mundo arqueológico, tras fanatizarlos irracionalmente y ha generado demasiadas visiones estereotipadas. Si no paramos a tiempo el paradigma trasnochado imperante en el mundo de la Arqueología, éste nunca cambiará y se tardarán siglos en modificar los fanatismos ideológicos que aún dominan en la disciplina.

DEBATE EN INTERNET

Dado que nuestro escepticismo no se conformaba con la visión sesgada de Clottes respecto al género de los cuarenta felinos pintados en Chauvet, ya que la explicación más acertada y más simple (para personas no androcéntricas y que piensan por sí mismas) sería la de considerarlas como lo que parecen ser: hembras leonas, iniciamos este trabajo de investigación.

Y para buscar la verdad pedimos ayuda a los participantes de cinco foros de Internet, amantes del arte rupestre, de la Prehistoria y la Arqueología (con unos 2.500 contertulios). Queríamos saber si lo que presuntamente afirmaba el biólogo ¿Packer? según decía Clottes, era falso o si realmente existían pruebas que demostraran, con sólidos argumentos empíricos y racionales, la idea de que los machos de leones de esa especie extinguida no tenían melenas hace 32.000 años.

Primero comentamos nuestro asombro en un foro. Y un contertuliano nos contestó: "No es por dar la razón al Sr. Clottes, pero sí que he leído en diversas fuentes que existía una especie de león (de las cavernas), ya extinguidos, que carecían de melena. Desde luego, el ejemplo de Chavet es de los más claros". Su contestación "Desde luego, el ejemplo de Chavet es de los más claros" nos parece una tautología. Alguien que "pretende ser científico" no "demuestra" que las leonas prehistóricos pintadas en Chauvet sean "machos leones sin melenas" con la prueba de las propias pinturas.

En realidad la contestación inconsciente del forista, al expresar una idea estereotipada sin el menor rubor, da a entender el prejuicio típico de quien ha sido fanatizado y piensa de forma estereotipada: "lo femenino en cualquier especie ha sido poco representado en el arte de todas las épocas desde el Paleolítico, dada su inferior importancia. Y el artista prehistórico (¡obviamente varón!) habría representado a machos leones (¡de su propio género como es natural!), ya que eran los reyes de la selva".

Y no se le ocurriría nunca pensar por sí mismo, que la razón de que las cabezas aparezcan sin melenas, podría ser debido a que: "el artista (posiblemente una mujer) quiso voluntariamente representar leonas (de su propio género) por muchas razones, incluida la de que son las hembras las que tienen más importancia en esa especie matricéntrica de félidos. Y si no aparecen cabezas de leones con melenas es porque no quiso representar a ningún zángano macho, que aunque es estereotipadamente considerado en occidente como el rey de la selva, en realidad en esa especie la reina es la hembra".

Este estereotipo que piensa que lo femenino de cualquier especie es inferior y está poco representado en el arte parietal, nos lo encontramos demasiadas veces manifestado en los manuales de Prehistoria. Los autores sesgan la información, bien voluntariamente o inconscientemente porque están fanatizados de forma irracional. De cualquier manera son incapaces de admitir que haya habido una voluntad de representar al género femenino en la Prehistoria, igual que les cuesta admitir que las imágenes antropomorfas / humanas que aparecen en muchas obras de arte prehistóricas hasta la Edad del Bronce, sean "exclusivamente femeninas", pero es un hecho cierto. Las masculinas no empiezan a reflejarse hasta final del Neolítico, según los hallazgos en los yacimientos de Asia, África, Europa... donde exclusivamente se han hallado "... cientos y cientos de pequeñas efigies de la diosa-madre en barro, hueso y piedra. Están presentes en el segundo asentamiento neolítico prealfarero de Jericó; están presentes en casi todas las provincias culturales entre Sialk y Gran Bretaña y de Persia a Badarï." (Hawkes y Woolley, 1977: 276).

De manera que hacen que el estereotipo sea como una profecía autocumplida, contribuyendo a ello al calificar gran parte de los animales artísticos como "machos" aunque vayan "acompañadas de sus crías", o estén acompañados de "vulvas", o "sean ventrudas", o "tengan el vientre prominente". Casi siempre las consideran: caballos, toros, búfalos, bisontes.... en vez de: yeguas, vacas, búfalas, bisontas embarazadas, o équidos, o bóvidos.

Con estas definiciones estereotipadas condicionan la visión del que las mira y les sugiere que lo "masculino" está más representado. Visión fanatizada que luego es muy difícil erradicar. Por ello no extraña que, por ser androcéntricos gran parte de los manuales de divulgación con los que se han formado los estudiantes de Prehistoria y del profesorado de los que dependen, muchos estén condicionadas y repitan inconscientemente una idea que consideran demostrada con la sola evidencia de las pinturas, porque han aceptado sin crítica lo que ha expresado alguien que tiene autoridad, por el cargo que ocupa o por la institución que lo avala.

Su credulidad les hace confiar en la integridad de la "autoridad" y suponen que participa de absoluta honestidad en todas sus acciones, por lo que aceptan sus afirmaciones de forma irracional y con exagerada indulgencia. Y son tan crédulos que llegan al último grado de autohumillación intelectual propia de un fanatizado, debido al aprendizaje INVOLUNTARIO: renunciar humildemente a cuestionar las afirmaciones contundentes de las autoridades que dirigen el mundo de la Prehistoria y a no exigir pruebas. Y encima con fe ciega y obediencia incondicional, muchos se alían con el poder establecido y siguen extendiendo los mismas falsos prejuicios, ya que entienden que el "respeto a la ciencia" es seguir aceptando sin criticismo "lo que la autoridad ha dicho".

Evidencia que Clottes ha tenido intención consciente de manipular la visión de los interesados en el arte prehistórico, porque se ha tomado el trabajo de montar una explicación que parezca que comprueba "científicamente" sus afirmaciones: "¡le ha dicho un biólogo que hace 32.000 años en esa especie no existía dimorfismo!", en de vez validar su suposición utilizando argumentos comprobables por todos.

Con tal justificación convierte en materia de fe lo que "le ha dicho un biólogo", con lo que muestra fehacientemente como FANATIZADOR su total desprecio por la inteligencia de quienes le leen, ya que sabe que los fanatizados no les plantearán ningún conflicto.

¿EXISTEN PRUEBAS DE ANIMALES REALES O ARTÍSTICAS DE LEONES MACHOS SIN MELENAS DE ÉPOCA GLACIAR CON BÁCULO O ESCROTO? ¿Y LEONES EN CLIMAS FRÍOS SIN MELENA?

Puesto que nuestra inteligencia se sentía ofendida con la justificación de que: "se le había dicho un biólogo", y porque por nuestra formación en la Psicología del Aprendizaje sabemos cómo se adquieren las creencias y cómo se condicionan los fanatismos, decidimos ampliar la información, para lo cual pedimos ayuda a los foristas. En el debate surgieron varios comentarios que plantearon nuevas cuestiones.

Cuestión 1. La principal prueba que pondría de relieve que los machos leones de la época glaciar no tenían melenas la aportarían información escrita de hallazgos de restos orgánicos de algunos ejemplares de leones congelados que permitiesen discriminar perfectamente el género del sujeto según presentase báculo / hueso del pene de los que no. Si el pelaje de sujetos de ambos géneros era idéntico, esos hallazgos certificarían sin dudar que los animales ilustrados en las pinturas rupestres podrían ser machos.

Diversos contertulios aportaron hallazgos de mamut lanudos encontrados con su pelaje, pero no de leones: "Por ejemplo en el manual de Meléndez y Fuster de Paleontología (por darte un ejemplo) encontrarás fotografías de mamuts que fueron hallados en gran estado de conservación (se conservaron en hielo) y que exhiben su pelaje. Recientemente en el Discovery Channel exhibieron las pericipecias de un equipo de paleontólogos que extrajo de plena Siberia, un "cubo de hielo" que conserva los restos de un mamut con su correspondiente pelaje." (Vega, 2003).

Cuestión 2. Otra prueba que certificaría que Clottes no mentía sería la divulgación de las fotos de las manifestaciones artísticas de las leonas de Chauvet que mostrasen sin dudar que tenían genitales de machos, ya que "Algunos animales son identificables como machos porque poseen escroto" (según leíamos en la traducción de López y García, 2003). Ante esta afirmación nos plateábamos algunas reflexiones.

a) Dado que hay cuarenta representaciones de felinos sin melenas en Chauvet ¿Cuántos animales presentan escroto? ¿por ejemplo tres? Y si sabían representar los genitales del macho para que quedara constancia de su pertenencia genérica, entonces ¿por qué no pensar que hay treinta y siete "leonas" y tres "leones" según presuntamente evidenciaría si realmente tenían pintados el escroto esa especie de leones sin dimorfismo?

b) Por otro lado, dado que la divulgación de las fotos de machos de leones sin melenas con escroto, confirmaría y contestaría la presunta idea lanzada por Clottes, no dejaría de ser divulgada con todo detalle, por la importancia que conlleva ¿Por qué Clottes iba a desaprovechar la ocasión de publicar la foto que corroborase su interpretación?

[Por cierto, Clottes, si hubiera querido, podría haber intervenido directamente respondiendo a las dudas planteadas y aportando las pruebas pedidas, porque durante los días que se debatía en los diferentes foros, mostró sin lugar a dudas, que al menos leía los del foro de arte_y_rupestre, según muestra su e-mail deseando felicidad para el año nuevo a un forista (Clottes, 2003a).
En fases más avanzadas del debate, algunos moderadores, sin el menor respeto a la investigación científica, decidieron censurar nuestros sucesivos envíos. Quizás debían pensar que nuestro testimonio e interés en denunciar las falsificaciones breuilianas y clottesianas, constituían una insoportable amenaza a sus creencias. O quizás nos silenciaron por subordinación a la autoridad y respeto servil al poder instituido, que desprecia a quienes buscan explicaciones alternativas. O quizás simplemente desaprobaron nuestros envíos por una falsa idea de lealtad hacia la manipulación consciente e interesada de su ilustre compañero.
Con el control de la información y la exclusión de los disidentes ¡también en foros de Internet!, evitan divulgar un conocimiento enriquecedor que ayudaría a hacer caer la venda, que tapa aún los ojos de tantos condicionados involuntarios.
Si los censuradores creyesen realmente que nosotros no llevábamos razón, nos rebatirían con argumentos científicos o con investigaciones objetivas tan buenas o válidas como las que nos respaldan. Con ellas nos podrían mostrar en qué nos equivocamos cuando consideramos que Clottes es un manipulador interesado en adjudicar género masculino a las leonas de Chauvet con una intención oculta. A nuestro entender es la misma intención que está en el origen de que sea divulgada una construcción teórica, también defendida por él, sobre la existencia de un Dios varón y de sus representantes masculinos Chamanes en el Paleolítico, q ue es además una creencia falsa, patológicamente androcéntrica y en contra de la evidencia arqueológica de las Venus" paleolíticas" (más adelante insitiremos en la idea). Pero dado que no tienen argumentos científicos ni pruebas con las que aplastarnos, prefirieron poner trabas a la libertad de expresión y censurar nuestos mensajes.
Lo que descubrimos es que durante demasiado tiempo el mundo de la Arqueología y de la Prehistoria ha funcionado como un régimen autoritario y dogmático, en el que los que ejercen el poder y los guardianes de que nadie se desvíe de la senda marcada, han abusado y siguen abusando de sus prerrogativas para imponer la homogeneidad de pensamiento. Y con ello lo que consiguen es que: por un lado las autoridades manipuladoras sigan con su arrogancia y su sentido de invulnerabilidad imponiendo sus falsedades y adulterando el pasado. También que los considerables recursos de comunicación sólo sean aprovechados por los favoritos personales de los manipuladores. Y por otro lado son responsables de las ideas de los subordinados, a los que han convertido en meros funcionarios. Y los tiranos quieren seguir manteniendo la misma falta de libertad de siempre para que los futuros integrantes y estudiantes, no tengan capacidad de elección y sigan sin ver, ni oír, ni puedan denunciar. Así sólo conocerán el fanatismo y se subordinarán por conveniencia, ya que la experiencia les hará ver que los desobedientes van a ser excluidos o postergados. Y a la vez niegan el derecho a las nuevas generaciones, con capacidad de creer ingenuamente todo lo que la autoridad divulga, para que se desarrollen como seres humanos críticos o a conocer las adulteraciones. Y sobre todo los condenan a adoptar exclusivamente las creencias divulgadas y consensuadas.
Así sólo se prolonga la hegemonía de los que defienden la mentira sistemática y se mantiene inevitablemente el fanatismo ciego, la locura colectiva y la obediencia incondicional. Es una pena tener que ver a tantas personas inteligentes en el mundo de la Prehistoria y la Arqueología que han de prostituirse intelectualemnte (como la "Puta de Mensa" del cuento de Woody Allen) para salir adelante.

Cuestión 3. Sabiendo que: "Actualmente existe un subespecie de león africano cuyos machos no tienen melena o si aparece es mínima. (...). Se pueden encontrar en el parque nacional de Tsavo." (Óscar Blázquez, 2003), buscamos mayor información al respecto.

Y encontramos que la razón de que en esta especie (y en otras africanas) los leones machos no tengan melenas se debe a la altas temperaturas existentes en las regiones en las que han vivido los últimos cientos de años y a su árida vegetación espinosa, por lo que la especie ha evolucionado para adaptarse a ese hábitat.

Por ejemplo los leones que viven en los casi 21.000 kilómetros cuadrados al suroeste de Kenia, junto a la frontera con Tanzania. "... los machos apenas tienen melena, sobre todo aquellos que viven en las zonas de arbustos espinosos, con lo que evitan engancharse con ellos. Actualmente se cree que la ausencia de melena proviene del hecho que en el Parque de Tsavo las temperaturas medias son más altas que otros habitat de leones. (...) los machos apenas tienen melena, sobre todo aquellos que viven en las zonas de arbustos espinosos, con lo que evitan engancharse con ellos." (Anónimo, 2003d: Tsavo).

También el calor y la flora espinosa ha hecho que algunos machos de la raza senegalesa, según algunos especimenes encontrados en Gambia y Alto Volta hace años, no los hayan desarrollado según explicitaba Rosevear en 1974, citado por Mar Cano (2003): "La hipótesis que expone este autor es que las melenas puedan estropearse o desprenderse en un habitat de espesa vegetación espinosa y baja y que solo desarrollen las melenas en zonas abiertas o en cautividad."

O sea que ha sido el hábitat árido la razón que ha obligado a los machos a adaptarse y: "la evolución haya conducido a la pérdida progresiva de la melena." (Mar Cano, 2003). ¿Existía hace 32. 000 años en Chauvet el mismo clima caluroso y la misma flora espinosa de las zonas áridas de África? Porque esas son las razones que encuentran los especialistas para que los leones machos africanos no desarrollen melenas.

Sabemos que en el período entre los años 33.000 al 27.000 adne en Europa había clima estepario y frío y sólo era moderado a temporadas después de la glaciación de Würm II, con vegetación propia de la tundra y la estepa. Respecto al clima de la región donde se halla la cueva de Chauvet (aunque no queda muy claro si se refieren a la época en la que las leonas fueron pintadas hace 32.000 años o al momento en que la especie se extinguió), afirman Packer y Clottes (2003): "great cats that have been extinct for more than 12,000 years. In those days, the Ardeche region had a climate like that of southern Sweden today, and the low-lying flatlands around the river were covered with grass." De todas formas en el último período glaciar en Chauvet habría vegetación sin árboles y mucho frío y por tanto ni el clima ni la vegetación era ni remotamente parecido a los de África de estos últimos siglos. Así que es difícil pensar que los leones no desarrollasen melena para no engancharse con la vegetación espinosa.

Sólo disiparía dudas para poder apoyar la idea de que los felinos sin melenas de Chauvet sean machos:

Respuesta 1. Encontrar leones congelados con báculo y sin melena de la época glaciar. Pero ni nosotros hemos podido hallar, ni nadie nos ha comunicado la existencia de ningún trabajo de divulgación que informe de restos orgánicos de leones congelados sin báculo y con báculo que exhiban pelaje idéntico. Por lo tanto seguimos pensando que "las leonas representadas en Chauvet son leonas".

Respuesta 2. Encontrar actualmente machos de leones que vivan en climas fríos y que hayan evolucionado y perdido la melena por diferentes razones a las que ha llevado a perderla a los que viven en climas cálidos. Pero no hemos tenido conocimiento de un dato a favor (incluso los machos de "leones marinos" mamíferos similares a las focas, que viven en climas fríos en Sudamérica y en La Antártida, tienen melenas mientras las hembras no. Y esa es la razón de que sean llamados "leones" como la especie dimórfica terrestre. O sea que el clima frío no les hace perder la melena).

Y tampoco podemos extrapolar las razones de la evolución que ha ido en la dirección de hacer perder la melena a los machos para adaptarse a la vegetación espinosa, a los que vivían en la época glaciar, pues las condiciones de su entorno eran justamente las contrarias.

Respuesta 3. Encontrar fotos de leones pintados con escroto. Sin embargo nadie nos ha informado de haberla visto publicada, ni nosotros hemos podido encontrar ni una sola en la que se pudiese distinguir algún trazo de genital, ni si siquiera con dudas, que certificase que pertenecía a un supuesto "macho" sin melenas. Y no deja de ser raro por lo que seguimos pensando que "las leonas representadas en Chauvet son leonas".

Tampoco la pareja de leonas de la Figura 1 a) muestran ningún escroto. De esta escena Clottes afirmaba en el 2001 (citado por Adolfo López, 2004): "Un león de las cavernas, especie sin melena ya extinta, olisquea los cuartos traseros de otro león agachado y que gruñe en lo que quizá represente una pareja apareándose."

Pero nosotros no vemos ninguna escena de cópula, sino una pequeña leona herida con manchas de sangre en el cuello dirigiéndose a la derecha, y aparece pintada encima, o mejor dicho delante de una gran leona, que se está cayendo inclinada y ambas tienen en el extremo del ojo una zona oscura como si las lágrimas les fluyesen (metáfora funcional de lluvia).

En la foto girada que mostramos en Figura 1 b) se aprecia mejor la posición de la cabeza de la leona pequeña dirigida al lomo de la grande, muy lejos de la cola, por lo que nos preguntamos ¿de dónde ha sacado Clottes que olisquea los cuartos traseros? ¿somos los únicos que nos cuestionamos tal inexplicable consideración?
Figura 1 a): Foto de leonas de Chauvet, tal como aparece publicada por Clottes y de la que dice (citado por Adolfo López, 2004): "Un león de las cavernas, especie sin melena ya extinta, olisquea los cuartos traseros de otro león agachado y que gruñe en lo que quizá represente una pareja apareándose."

Figura 1 b): Foto girada para apreciar que el hocico de la leona pequeña se dirige al lomo de la grande lejos de la cola. Definimos la escena: pequeña leona herida con manchas de sangre en el cuello junto a gran leona que cae inclinada "sobrenadando" en el espacio

Si tantos espectadores al contemplar la pintura real de la pareja de leonas, ha considerado lógico la visión tergiversada como "escena de cópula" aunque no exista ni el menor indicio, muestran que sus mentes:
1. Quizás han sufrido un rapto de locura pasajera.
2. O bajo el disfraz de locura, actúan cómplices y subordinados al poder como los cortesanos del cuento de Andersen El traje del Emperador y siguen el juego (los cortesanos le alaban la vestimenta aunque no la lleva, para demostrar que no forman parte del colectivo de personas no sensatas y estúpidas si le decían que estaba desnudo). Por lo que se "hacen los locos" y se dejan mentalmente manipular por conveniencia, ya que la experiencia les hace ver que si llevan la contraria o son desobedientes al poder y piensan por sí mismos, van a ser excluidos o postergados. Luego si llegan a formar parte de la "comunidad científica" seguirán consintiendo y extendiendo la misma actitud de "locura colectiva" disfrazada de "ciencia". Porque ¿Cómo van a admitir que están en el error? Si reconocieran eso, tendrían que aceptar que los sabios tienen "mentes científicas atrapadas por la doctrina imperante" y que se equivocan. Por lo que tendrían que asumir la responsabilidad en la falsificación androcéntrica de la interpretación de los acontecimientos del pasado. Y consecuentemente, para rectificar los errores del sistema legado, habrían de esforzarse en construir una realidad en contra de la ideología machista y religiosa plenamente aceptada. ¡Qué utopía!. Y por ello no extraña que nos adviertan de la inutilidad de luchar en contra en un mundo en el que nada puede ser cambiado ¡ya que siguen el orden natural de la cosas!. Claro, que para ello contribuyen a que se cumpla la profecía, ignorando los trabajos de quienes asumen esa "papa caliente" en solitario.
3. La razón de que nadie se cuestione la falsedad de lo que indica el rótulo "coito" es que no se percatan de ello porque han sufrido un auténtico lavado de cerebro: se han dejado manipular INVOLUNTARIAMENTE por la sugerencia clottesiana al definirla así. Y debido a la fuerza del prestigio y del cargo que se concede de forma automática a las autoridades que han escrito los libros o revistas de grandes tiradas (a disposición exclusiva del reducido grupo de poder, no de las minorías disidentes), ven lo que el letrero les induce a ver, ya que el título actúa como un potente medio de sugestión que condiciona la realidad y a la par bloquea la capacidad de percibir por sí mismo.

Condicionamiento perfectamente explicado por los principios básicos del aprendizaje y que afecta tanto a personas poco instruidas como a los doctos (puesto que éstos tienen el hábito de pensar por sí mismos en su especialidad, pero se dejan llevar por los revestidos de credibilidad en las disciplinas que ignoran).

Por lo que tal locura colectiva se trata de un verdadero fanatismo dogmático y ciego, simplemente una conducta aprendida en circunstancias en que no se tiene capacidad de elección, ya que el rótulo directivo fuerza e inculca lo que la autoridad les "obliga" a ver. (Para ampliar ideas de cómo se aprende de forma involuntaria y cómo se fanatiza, léase Martín-Cano, 2002a).

"Para poder hecerse una idea lo mas acertada posible sobre lo que pretendio el autor de la pintura al realizarla, pienso que deberiamos estudiar con mucho detalle la tonica del resto de las representaciones que se dan caverna, alredodor de seiscientas, y tratar de identificar en algun panel cuando claramente las figuras estan formando parte de una misma escena, ya que en una buena parte de los casos los animales, aun cuando estan muy juntos o incluso superpuestos, no parece que formen escenas, sino simplemente dibujos aislados uno del otro." (Adolfo López: 2003). Y según nos sugería Adolfo, observamos el resto de las pinturas de Chauvet.

Vimos que hay dos conjuntos y ambos están formados por dos grandes paneles y en medio un nicho. Aparecen animales pintados con trazos de líneas negras y en diferentes escalas, superpuestos y "sobrenadando" en el espacio.

En el conjunto1º, en el gran panel de la izquierda, aparecen bajo una serie de puntos en rojo formando un arco de círculo, cuatro protomos / cabezas y troncos de leonas con una flecha "volando" sobre dos Figura 1 c) y encima están las patas y cuello de una ¿jirafa?. Son seguidas por media docena de rinocerontes enteros en movimiento que se desplazan a la izquierda (muchos con manchas informes y ennegrecidas en el cuerpo ¿aluden simbólicamente a lagunas cenagosas?); otra media docena de rinocerontes aparecen desequilibrados mirando en direcciones opuestas. Algunos cerca del suelo están realmente cayéndose totalmente inclinados o en vertical.
A la derecha de este panel hay un nicho en el que está la yegua embarazada Figura 1 d).
Y a la derecha de este nicho está el otro gran panel en el que aparece: un gran bóvido en lo alto de un pequeño elefante desplazándose y en equilibrio hacia la izquierda. Siguen los animales ilustrados en Figura 1 e): bóvidos que miran al espectador junto a un protomo de leona con flecha clavada en la cara. Éstos aparecen enfrentados a un équido al que le pasa una flecha por encima y a una docena de protomos de leonas que se desplazan contra ellos, seguidas por elefantes, yegua embarazada (abajo), grandes rinocerontes enteros y otros animales (que no aparecen en la fo

Figura 1 c): Parte del panel de la izquierda del conjunto 1º: aparece bajo una serie de puntos en rojo formando un arco de círculo, cuatro protomos / cabezas y troncos de leonas con una flecha "volando" sobre dos dibujados en negro

Figura 1 d) : Yegua pintada en las paredes de un nicho situado entre dos paneles del conjunto1º de la Cueva de Chauvet (de una antigüedad de 32.000 años)

Figura 1 e): Panel a la derecha del nicho que forma parte del conjunto1º: Protomos de leonas pintadas en negro desplazándose hacia la izquierda junto a équidos, yegua embarazada (abajo), otra a la que le pasa una flecha por encima (centro) y algunos bóvidos en la misma dirección. Todos enfrentados a bóvidos que miran al espectador (a la izquierda) y una leona con flecha clavada en la cara

Figura 1 f): Panel a la izquierda del nicho que forma parte del conjunto 2º, con animales amontonados, desplazándose atropelladamente y "sobrenadando" en el espacio, al igual que las estrellas que están suspendidas en la bóveda desplazándose en su viaje inexorable hacia el mundo inferior / el abismo / mundo subterráneo. Y estrellas que desde el Paleolítico fueron reunidas es constelaciones y denominadas con nombres animalísticos, de objetos.... y asociadas a fenómenos cíclicos

En el conjunto 2º hay un gran panel a la izquierda de un nicho con gran cantidad de animales "sobrenadando" en el espacio (mirando a la izquierda y derecha).
Hay protomos de équidos arracimados y un rinoceronte entero mirando a la izquierda encima de dos rinocerontes enteros enfrentados ilustrados en Figura 1 f). Siguen otros animales, entre ellos una leona mirando a la derecha y protomo de équido, ambos enfrentados a dos grandes yeguas enteras y embarazadas que miran a la izquierda, seguidas de la leona grande cayéndose y de la pequeña leona herida que mira a la derecha ilustrada en la Figura 1 g).
En medio un nicho con otras pinturas animalísticas de animales que se caen: oso cayéndose en vertical cabeza abajo con otros animales cayéndose en vertical cabeza arriba.
Y a la derecha del nicho está otro panel con más animales en distintas escalas amontonados que se desplazan o miran tanto a la izquierda como a la derecha, entre ellos protomos de équidos y protomos de bóvidos.

Figura 1 g): Yegua entera embarazada mirando a la izquierda seguida de leona cayéndose y de leona herida mirando a la derecha (hemos completado la foto con nuestro dibujo)

Conclusión para las leonas en presunta cópula

La escena de las dos leonas forma parte de un conjunto en el que aparecen animales amontonadas y "sobrenadando" en el espacio, desplazándose de manera atropellada por alguna razón, condiciones que no invitan al apareamiento. Quien ha visto una pareja de leones aparearse, sabe que necesitan de más tranquilidad que la que ilustra el panel de Chauvet: el pretendido rey de la selva, el león macho ha de desplegar una paciencia infinita para aparearse con la hembra, que sólo le permitirá la cópula tras reiterados intentos (para asegurar una adecuada calidad del semen) que puede durar horas (Martín-Cano: 2002b). Así que es totalmente absurdo pensar que en medio del atropellamiento de animales, ilustrados en el panel de Chauvet, una pareja de leones se pusiera a retozar. También ponemos en duda que la envergadura, del considerado por Clottes "león macho" y por nosotros "leona pequeña herida", sea la adecuada para ser elegido para aparearse por una matriarca leona, que preferiría al más imponente y el más sano y fuerte para garantizar una eficaz reproducción (precisamente los machos se embellecen en las especies dimórficas para ser elegidos por la hembra que tiene el poder de hacerlo. Y los pequeñajos y débiles desde luego no tienen descendencia. Por lo que no tiene sentido pensar que el animal representado en Chauvet, con aspecto corporal poco saludable y herido, iba a ser elegido para aparearse por una leona.

Y por tanto no se puede creer que el biólogo le haya dicho a Clottes que tal escena podría representar un apareamiento en esa especie matricéntrica de félidos, ya que dudamos que tal cosa haya sido afirmada por un científico que debería ser a la vez etólogo y saber cual es la conducta sexual de los leones.

Y dado que tampoco existe ninguna prueba que certifique la suposición clottesiana de que que hace 32.000 años en esa especie de leones no existiese dimorfismo, lo lógico es dudar de la validez de que tal cosa se lo haya dicho un biólogo. Pensamos más bien que su presunción es sólo pura especulación motivada por los prejuicios de su ideología dogmática y androcéntrica, que le lleva a afirmar una mera creencia injustificable, una falsedad interesada sin tener ningún respaldo. Y a pesar de la disonancia cognitiva y bajo la justificación de que "se lo ha dicho un biólogo", ha querido seguir negando la dignidad y el derecho de pensar por sí mismos a las nuevas generaciones de amantes de la Prehistoria.

Para nosotros la escena interpretada como "pequeña leona herida y leona grande cayéndose" podría representar a una madre con su leoncilla, de manera similar a la madre leona con su cachorro que aparece en otra Cueva francesa Figura 3 (en ese caso la herida es la madre).

Y el hecho de aparecer cayéndose y con heridas en medio de animales amontonados, sigue "la tonica del resto de las representaciones que se dan caverna" y sigue el mismo modelo de numerosas obras de arte de la Prehistoria: montones de animales que se desplazan de forma atropellada; algunos presentan heridas, otros tienen flechas clavadas, otros están embarazados, otros sueltan líquido de ojos, de hocicos, o de entrañas, o tienen lagunas en el cuerpo (todos símbolos metafóricos y funcionales de lluvia), y otros animales aparecen en posturas inestables, o cayéndose inclinados o en vertical patas arriba o patas abajo. [Presentamos numerosos ejemplos, incluidas las de la bóveda de la Cueva de Altamira, en nuestra comunicación al XXVII Congreso de Arqueología (Martín-Cano, 2003)].

Y además las pinturas de Chauvet no reflejan una escena de caza: para nosotros tienen simbología astronómica. Y reflejarían estrellas de constelaciones animalísticas que van al ocaso / se caen en el mundo inferior / mundo subterráneo (ampliamos más adelante).

[Respecto a la denominación de cavernario o cavernícola referido a los leones de las cavernas / cave lions, es importante aclarar que creemos no se usa en el mismo sentido que cuando se aplica al oso de las cavernas / oso cavernario. Está claro que en época glaciar, en las cavernas vivieron e hibernarían osos cavernarios (y oso que aparece en pinturas en Chauvet en el "Vestíbulo de los osos", igual que aparecen sus huesos). También vivían los humanos, aunque en Chauvet parece ser que sólo visitaron la gruta para pintarla: "dieron cobijo tanto a los osos de las cavernas (se han encontrado 147 cráneos de los mismos, uno de ellos emplazado por mano humana sobre una gran piedra desprendida del techo) como a visitantes prehistóricos humanos que trazaron sobre las paredes pinturas rupestres prodigiosas." (Riechmann, 2003).
Mientras que la palabra "cavernario" / "cave" aplicado a la especie Felis leo de la época glaciar, creemos que se referiría al gran tamaño que tenían los de "la Época de las Cavernas" en comparación con especies más evolucionadas. Pero no creemos que el Felis leo cavernario viviera dentro de cavernas, al menos no hemos leído de forma explícita que se hayan encontrado huesos o arañazos de sus garras en cavernas, como se explicita de los osos. Al respecto señala Mar Cano (2003): "grabados y pinturas de otros muchos grandes mamíferos y aves están presentes en las cuevas, sin que ello implique que estos animales vivieran dentro..."].

FELINOS SIN MELENAS EN OBRAS DE ARTE PREHISTÓRICAS CONSIDERADAS SIN DUDAS DE GÉNERO FEMENINO

Además existen imágenes en obras de arte de la época glaciar de otros "felinos sin cabellera" que son considerados sin dudas leonas "hembras" y ningún prehistoriador ha aprovechado la ocasión para recalificarlas en el género defendido por Clottes. Ejemplos:

Figura 2. Leona grabada en la Cueva de Les Combarelles

En Cuevas de Francia la leona que aparece grabada en Les Combarelles Figura 2, de la que refiere Gómez-Tabanera en (1999, 33): "... en Les Combarelles, se encuentra superpuesto a la "leona" del final de la segunda galería." (Además en la Cueva hay numerosas vulvas junto a personajes con vientre "prominente", senos cónicos y otros rasgos confusos).

También es considerada "leona" la pintada en la "Capelle de la Lionne" (Béguién y Breuil, 1958:10) Figura 3 en la Cueva de Les Trois Frères, Montesquieu-Avantes (Ariège) en los Pirineos (llamada así porque fue descubierta por los tres hijos del conde Béguién en 1910). Y corrobora que es hembra porque es seguida por una cría. (La escala y distancia de la escena la hemos imaginado según ilustramos, ya que los citados autores divulgan cada una en forma independiente y sólo explicitan que el cachorro está a la izquierda de la pintura de la leona).

Figura 3. Madre leona con flechas clavadas, expulsando líquido de sus entrañas (metáfora propiciatoria de lluvia) grabada en la "Capelle de la Lionne" de la Cueva de Les Trois Frères, Francia

La madre tiene flechas clavadas, línea horizontal en el cuerpo, expulsa líquido de sus entrañas y se observan varias cabezas superpuestas (quizás para dar idea del movimiento de la leona hasta caer muerta). (Aunque se podría pensar que los animales con flechas representa una escena de caza, consideramos que tiene un sentido simbólico y astronómico y el líquido sería una metáfora funcional de lluvia. Ampliaremos ideas más adelante).

Similar metáfora propiciatoria de lluvia tendrían otras imágenes artísticas de animales heridos (tanto carnívoros como herbívoros, pintados o grabados en las paredes de piedra o en plaquetas, por lo que no es difícil aventurar simbolizarían lo mismo. Cuando los animales heridos de diferentes especies aparecen en el mismo o diferentes paneles de la misma Cueva, indicaría la insistencia en el mensaje. Y bien podrían haber sido pintados o grabados de forma sincrónica o separados en un corto intervalo de tiempo, o bien incluso pudieron ser realizados con una discontinuidad de muchos milenios). Así la osa embarazada herida con muchas flechas expulsando líquido de hocicos y ojos (símbolo funcional de lluvia) Figura 4 de la Caverna de Trois Frères (de la que sería heredera la Diosa Artio "Osa").

Osas embrazadas y heridas también hay en otros numerosos lugares con arte rupestre, como las osas de Santimamiñe, Vizcaya; la de la Venta de la Perra, España; la de Montespam, Alto Garona, la osa herida embarazada con flechas clavadas en cuerpo, junto a otra en posición inestable cayéndose con cabeza de lobo, junto a un cachorro Figura 5, de la Cueva de Les Trois Frères.

Figura 4. Osa embarazada herida con flechas clavadas, expulsando líquido de ojos y hocico (metáfora propiciatoria de lluvia) de la Cueva de Les Trois Frères, Francia

Figura 5. Osa embarazada con flechas clavadas cayéndose, junto a otra con cabeza de lobo y cachorro de la Cueva de Les Trois Frères, Francia

E igualmente encerraría similar metáfora funcional de lluvia la leona con flecha clavada y cayéndose soltando torrentes de agua por boca, hocicos y entrañas, enfrentada a otra, Figura 6 grabada en la Cueva de Lascaux, Montignac, río Vézère, Dordoña, Périgord.

Figura 6. Leonas heridas con flechas clavadas y una de ellas con línea horizontal en cuerpo, soltando torrentes de agua por boca, hocicos y por sus entrañas (metáfora propiciatoria de lluvia), grabadas en la Cueva de Lascaux, Francia. Figura 7. Leona desplazándose hacia la izquierda en el "Panel de la Leona" (junto a yegua embarazada con flecha que pasa por encima y un animal cayéndose), de la Galería Combel de la Cueva Pech-Merle, Francia y foto de la yegua real

También es considerada "leona" (Leroi-Gourand, 1965-1995) la presente en el "Panel de la Leona" Figura 7, de la Galería Combel de la Cueva Pech-Merle, Cabrerets, Cahors, Lot, Périgord. Se desplaza hacia la izquierda y es seguida por una yegua embarazada a la que le pasa una flecha por encima y por otra cayéndose, y están pintadas sobre un fondo de puntos rojos horizontales. [Nuestro dibujo es copia del publicado por Leroi-Gourand. A la derecha mostramos foto de la yegua real de la que leemos: "ponctuations, chevaux, lion, cervidés. (M+F)."].Igualmente son consideradas obras de arte de leonas paleolíticas: la de la Cueva de la Baume-Lahone, la de Font de Gaume, la de Gabillou, la de la plaqueta de Gargas. Y en España la leona de la Cueva de Los Casares, Riba de Selices, Guadalajara.

FELINOS SIN MELENAS EN OBRAS DE ARTE DE LA EDAD DEL BRONCE CONSIDERADAS SIN DUDAS DE GÉNERO FEMENINOExisten además otras manifestaciones de felinos sin melenas de la Edad del Bronce consideradas por los prehistoriadores "leonas" sin dudarlo. Dado que son contemporáneas de otras imágenes artísticas de "leones machos con melenas", obviamente ya no pueden decir que pertenezca a una especie sin dimorfismo. Y así ya se representan leones machos con melenas en épocas de la Edad del Bronce del antiguo Egipto, de Mesopotamia, en Cnido, en Bogazkoy y en Halicarnaso de Asia Menor, en Siria, en Iberia, .... (incluimos otro ejemplo que nos aportó Luis Robles en 2005)Las imágenes artísticas de leonas son obras de arte religiosas que recibían culto en Santuarios-Cavernas y en lugares sagrados. Y serían herederas de la leona-Diosa Madre del Paleolítico como afirma Nadal en (1999): "La relación de la diosa madre con las leonas parece comprobado que existe desde el Paleolítico: cueva de Les Trois Frères, en la Dordoña francesa, entre 18000 y 14000 a.C.; también en el templo de la cueva francesa de Pech Merle, con la forma de una insólita figura roja conocida como la reina león; en lo alto de Yazilikaya, capital de los hititas, la imagen espectacular de la diosa madre de Anatolia de más de dos metros de altura."Lo que implica que las leonas de los Santuarios-Cavernas prehistóricos también serían una de las facetas de la Diosa Madre, que fue adorada con máscaras animalísticas desde el Paleolítico hasta época histórica en todo el universo. Lo confirma Pirenne en (1982, 39): "Probablemente la misma evolución se operó entre todos los pueblos, pues, cosa curiosa, todos han dado a la diosa madre los mismos atributos ... ella es la vaca, la leona, la gata; es también la vegetación y como tal venerada en forma de árbol al que todas las religiones antiguas han conservado como «árbol de vida»".Por lo que las leonas del Santuario de Chauvet representarían a la Diosa. Serían una de sus máscaras animalísticas. Ejemplos de la Edad del Bronce:En España: La Leona de Bocairente, Albacete datada en el siglo V adne "pieza maestra del arte ibérico que, según algunos investigadores, «formaría parte de un santuario perdido,..." (Anónimo, 2003a). Conservada en el museo San Pío de Valencia "uno de los animales sagrados más perfectos de los cultos prerromanos de estas comarca" (García Atienza, 2003). La Leona de Santaella en posición sedente con fauces abiertas ¿sin colmillos? del siglo V adne Figura 8, hallada en el Cerro de la Mitra de Santaella, Córdoba y conservada en el Museo de la ciudad. "Se empleaba estas figuras con carácter funerario, como guardianes de las tumbas." (Asquerino, 2003).

Además son evidentemente leonas sin melenas: la Leona del Cerrillo Blanco, pieza ibérica en caliza apoyada sobre una palmeta y con la cabeza girada hacia atrás del siglo V, que se halla en el Museo Arqueológico Municipal de Obulco, Porcuna, Jaén; la Leona de Bujalance (hallada en Los Aguillones-Manga Granda, Bujalance) tallada en caliza con largo cuello, dientes apretados (sin colmillos) pero con la lengua que le cuelga fuera y que se halla en el Museo Arqueológico de Córdoba; la Leona de Baena, Córdoba en piedra, que está sedente con fauces abiertas y luce dientes con colmillos. También son indudablemente hembras leonas: la Leona de Elche, las dos Leonas de la colección de José Luis Várez Fisa con la boca abierta y la lengua caída, que se hallan esculpidas en arenisca sobre pedestal y enfrentadas, halladas juntas en un lugar indeterminado de Andalucía, y próximas a las Leonas de Huelma, Jaén y la Leona de Nueva Carteya, Córdoba. Y la Leona de Niebla que aparece en una vasija de bronce con lengua fuera que hace de vertedor, de la cultura tartésica, Huelva, España.

En Mesopotamia la Leona de Dur Kurigalzu, de la dinastía Casita del año 1100 adne, Figura 9.

Figura 8. Leona de Santaella, España del siglo V adne

Figura 9: Leona de Dur Kurigalzu, Mesopotamia del año 1100 adne

OBRAS DE ARTE PALEOLÍTICAS HÍBRIDAS O ANIMALÍSITICAS A LAS QUE SE PRETENDE SESGAR EL GÉNERO FEMENINO Y CONSIDERAR MASCULINAS

Además de las manifestaciones artísticas paleolíticas de leonas a las que se pretende sesgar de género, hay figuras antropozoomorfas / híbridas pintadas o grabadas en paredes rupestres, o talladas en plaquetas de hueso, o esculpidas como obras muebles a) sin dudas femeninas. Mientras que otras, a pesar de tener un vientre prominente, como un símbolo de embarazo que evidenciaría que son indudablemente femeninas, se les ha dado b) errónea adjudicación de género masculino. Estas antropozoomorfas habrían sido masculinizadas c) para mostrar falsas hipótesis sobre el monoteísmo de un Dios varón y de sus representantes masculinos Chamanes en el Paleolítico. También hay d) Yeguas que han sufrido similar sesgo androcéntrico.

a) Antropozoomorfas / híbridas sin dudas femeninas

Antropozoomorfas consideradas sin dudar femeninas es la pareja embarazada adornadas con collares y pulseras en muñecas y tobillos, símbolo de dignidad Figura 10, grabada en una plaqueta hallada en Isturitz, Pirineos Atlánticos. Una de ellas es un protomo de leona (que completa a la otra) con dibujos bajo los ojos que podrían interpretarse como lágrimas (considerados símbolo de magia simpática propiciatorio de las lluvias en todas las religiones Mistéricas, recuérdese a las Plañideras) y la antropozoomorfa acéfala tiene arpón clavado y se cae en vertical (lo indican las mamas) "sobrenadando" en el espacio.

Figura 10. Antropozoomorfa acéfala embarazada con arpón clavado "sobrenadando" en el espacio cayéndose en vertical (lo indican las mamas) y protomo de leona con lágrimas (metáfora propiciatoria de lluvia) grabada en plaqueta de Isturitz, Francia

Otra figura antropozoomorfa embarazada, considerada sin dudas femenina Figura 11, es la grabada en una plaqueta de Laugeríe Baja, Les Eyzies-de-Troyac, Dordoña, Périgord. Está adornada con collar y pulseras, tiene triángulo púbico y vulva incisa, le falta la cabeza y cae "sobrenadando" en el espacio en vertical (también lo indica la mama como en el grabado de Isturitz) y el reno cae en vertical con las piernas estiradas hacia delante.

Hay otra figura antropozoomorfa acéfala y embarazada en cuyo vientre hay además una cara Figura 12, que recuerda la de Isturitz y Laugeríe, grabada en una plaqueta de La Marche, Lussac-les-Chateaux, Vienne.

Otras antropozoomorfas embarazadas con colgantes mamas fueron dibujadas con los dedos sobre la arcilla blanda en la bóveda de la sala de los Jeroglíficos de la Cueva de Pech-Merle, Périgord Figura 13. Aparecen "sobrenadando" en el espacio y cayéndose, entre una maraña muy compleja de "macarroni" junto a mamuts (y otra figura antropozoomorfa similar no dibujada).

Figura 11. Antropozoomorfa embarazada acéfala cayéndose "sobrenadando" en el espacio en vertical (lo indica la mama) junto a reno que también cae Laugeríe Baja, Francia

Figura 12: Antropozoomorfa embarazada acéfala en cuyo vientre hay además grabada una cara, en plaqueta de La Marche, Francia

Figura 13. Antropozoomorfas embarazadas y mamuts, "sobrenadando" en el espacio y cayéndose dibujadas en la bóveda de Pech-Merle

b) Antropozoomorfas / híbridas femeninas consideradas androcéntricamente masculinas

Mientras otras antropozoomorfas han tenido una lectura androcéntrica como:

La antropozoomorfa con cabeza de leona sin melena, triángulo púbico con el monte de Venus y siete líneas paralelas horizontales en el brazo Figura 14, hallada en la Cueva de Hohlenstein-Stadel, valle de Lone del Danubio, Baden-Württemberg, Alemania, de unos 32.000 años.

Ha sido considerada masculina por Joachim Hahn (1942-1997) pero este género ha sido puesto en duda por muchos investigadores, entre ellos Delporte (1982, 134). Y es considerada resueltamente femenina por Elisabeth Schmid (1912-1994) y por el antropólogo Randall White.

Ha sido considerada masculina por Joachim Hahn (1942-1997) pero este género ha sido puesto en duda por muchos investigadores, entre ellos Delporte (1982, 134). Y es considerada resueltamente femenina por Elisabeth Schmid (1912-1994) y por el antropólogo Randall White."Al contrario que J. Hahn, E. Schmid llegó a la conclusión que se trataba de una figura de una mujer con la cabeza de una leona. Desde entonces, el sexo del Hombre-león ha sido y es continuamente objeto de acaloradas disputas, en parte con el trasfondo de la posición de la mujer en las sociedades de la Edad de Piedra" (Vemos que no somos los únicos interesados en el tema de poner al descubierto las ocultaciones y manipulaciones sobre la verdadera preeminencia femenina en la Edad de Piedra, a lo que oponen una resistencia brutal los androcéntricos) (...) "En su interpretación como mujer habla sobre todo una lámina triangular de marfil sobre la entrepierna de la estatuilla, así como huellas de una profunda incisión en la zona del vientre que E. Schmid interpretó como un pliegue del estómago, que se observan como indicación femenina tanto en el arte antiguo como moderno." (Traducción de López y García, 2003).

Figura 14. Híbrida femenina leontocéfala de Hohlenstein-Stadel, Alemania

"Randall White en su obra Prehistoric Art: The Symbolic Journey Of Humankind que afirma que "el aparente sexo masculino es un efecto óptico, motivado por una fractura parcial de la pieza" (Luis Robles, 2003).

Otra antropozoomorfa de la Cueva Cougnac, Gourdon, Lot, Périgord Figura 15, es considerada masculina por algunos prehistoriadores, mientras es interpretada femenina por otros. Así Gómez-Tabanera afirma en (1999, 43): "...en la que un presunto chamán figura una mujer con cabeza de pájaro, sobre la silueta de un mamut." Nosotros vemos que tiene flechas clavadas y expulsa líquido de sus entrañas (metáfora propiciatoria de lluvia) y "sobrenada" en el espacio mientras se cae.

Existe otra antropozoomorfa embarazada con un cabeza similar de pájaro y similares flechas clavadas en el cuerpo soltando líquido de entrañas (metáfora propiciatoria de lluvia) Figura 16, que parece "sobrenadar" en el espacio mientras cae en vertical. Aparece grabada en la pared de piedra de la Cueva de Hornos de la Peña, San Felices de Buelna, Santander.

Figura 15: Antropozoomorfa femenina con flechas clavadas, expulsando líquido de entrañas (metáfora propiciatoria de lluvia) "sobrenadando" en el espacio mientras cae encima de mamut pintada en la Cueva de Cougnac, Francia

Figura 16: Antropozoomorfa embarazada con flechas clavadas y soltando líquido de entrañas (metáfora propiciatoria de lluvia) cayéndose mientras "sobrenada" en el espacio grabado en la pared de piedra de la Cueva de Hornos de la Peña, España

También es considerada masculina la antropozoomorfa embarazada con extremidades posteriores humanizadas y de cuya cabeza salen dos cuernos rectilíneos Figura 17 [recuerda los afilados y derechos cuernos de los antílopes hembras africanos (los machos los tienen curvados)]. Está pintada en el extremo izquierdo del friso de La Rotonda en la bóveda de la Cueva de Lascaux.

Es conocida como "El Unicornio" (así la define Went en 1981:132, a pesar de que son dos los apéndices). También encontramos otras fuentes que lo denominan "Mago", "Chamán" y "Hechicero-bestia", a pesar de que: "la acentuación del estado de gravidez del ser revela además una preocupación por la idea de fertilidad." (1995, 229) y "... el vientre grávido cuelga casi hasta el suelo" (Campbell, 1991: 342). Si el vientre prominente es considerado efecto de su embarazo ¿por qué se le da género masculino a este falso unicornio? ¡Cuánta impostura!

Figura 17: Antropozoomorfa embarazada con dos grandes cuernos en extremo izquierda (tras otros animales que se desplazan a la derecha y se enfrentan a un gran bóvido) pintada en la bóveda de la Cueva de Lascaux, Francia

Otra antropozoomorfa embarazada con la lengua fuera Figura 18, grabada en una plaqueta de Saint Cirq, Les Eyzies, Lot, Périgord, ha sufrido el sesgo de género habitual debido al androcentrismo. Nuestro dibujo toma como modelo la foto de G. Delluc publicada en: Le Art des Cavernes (1984). Nuestra lectura discrepa de la de otros autores, ya que interpretamos como patas lo que otros ven como pene. Y patas que, a nuestro entender, han sido dibujadas mirando en dirección opuesta a la que debían de tener, según la postura del cuerpo.

Otra antropozoomorfa que ha sufrido el mismo sesgo androcéntrico es la figura realizada con pintura negra y además está grababa en la pared de piedra de la Cueva de Les Trois Frères Figura 19, a la que describimos como: antropozoomorfa embarazada con flecha clavada, con lágrimas y soltando líquido de sus entrañas" (como metáfora funcional de lluvia). Está rodeada de animales amontonados, algunos mirando a la izquierda, otros a la derecha, algunos caen en vertical cabeza arriba, un équido cae en vertical cabeza abajo, otros animales se caen inclinados a la derecha... También hay una yegua embarazada con claviformes (leemos similar a la de Tuc D'Audoubert), y otras figuras de osa embarazada con flecha clavada cayéndose en vertical y otra osa con cabeza de loba) y todos aparecen "sobrenadando" en el espacio (aparecen dibujados en el libro de Béguién y Breuil, 1958).

Esta pintura de antropozoomorfa, a pesar de su vientre prominente y de la ausencia de cuernos en la pintura original, fue interpretada por el abate cristiano Breuil, padre de la Arqueología de hace un siglo, como un Dios Cornudo / Le Sorcier / El Hechicero / The Sorcerer y publicó un dibujo con su versión falseada al que le puso cuernos de renos e incluso testículos y pene Figura 20.

Figura 18. Antropozoomorfa embarazada con lengua fuera y piernas traseras en posición opuesta a la correcta de Saint Cirq, Francia

Figura 19. Antropozoomorfa embarazada con flecha clavada y soltando lágrimas y líquido de sus entrañas (como metáfora funcional de lluvia) Cueva de Les Trois Frères, Francia

Figura 20. Nuestro dibujo de la visión falseada de Breuil de la antropozoomorfa de la Cueva de Les Trois Frères, al que puso cuernos de renos, testículos y pene
Lo curioso es que en el libro de Béguién y Breuil (1958) no sólo está publicado la versión dibujada por Breuil, sino también la foto original tal como aparece pintada en negro y grabada sobre la roca (dibujada por nosotros en Figura 19, Abreu, 1999), e idéntica a las fotos publicadas en los libros de Piggot (1992) y de Went (1981, 127). Este último autor además confronta la foto con el dibujo, lo que explicita la manipulación. (Reproducimos por fin ambos publicados por Wendt en páginas 127 y 126: wendt127-6.JPG, 18/09/05).

Cualquiera puede observar, al comparar nuestro dibujo de la foto y el dibujo de Breuil, que no se parecen en nada. Sin embargo nadie ha debido darse cuenta de tal hecho, dado que han preferido divulgar profusamente el dibujo, tanto en su época como actualmente, bajo el título de Dios Cornudo o El Hechicero.

Otra antropomorfa femenina, descrita con género sesgado desde su descubrimiento, es la grabada en las paredes de piedra de la Cueva de Le Gabillou, próxima a Mussidan, Dordoña Figura 21, a la que definimos como: antropozoomorfa con cuernos de bóvido, flechas clavadas en la cabeza, ¿expulsando líquido de hocicos?, sosteniendo tridente con pierna izquierda levantada y en equilibrio inestable. Muestra que es femenina porque tiene triángulo púbico perfectamente definido entre las dos piernas, además está dotada de una pequeña protuberancia en su lado izquierdo que evoca una mama con pezón. Se halla cercana a una figuración femenina acéfala y a un personaje llamado por Gaussen "La mujer del anorak" según cita Delporte en (1982, 94).

Breuil sin embargo interpretó este grabado como masculino y su versión dibujada en Figura 22, ha sido "casi" exclusivamente divulgada en libros de arte.

Figura 21. Antropozoomorfa femenina con cuernos de bóvido, flechas clavadas en la cabeza, ¿expulsando líquido de hocicos?, sosteniendo tridente con pierna izquierda levantada, grabada en la Cueva de Le Gabillou, Francia

 

Figura 22. Versión dibujada por Breuil de la misma figura antropozoomorfa (obviando mamas y pubis)

También pensamos que sería femenina la antropozoomorfa llamado por él "Brujo musical" de la Cueva de Les Trois Frères Dibujo 23. En la versión completa de los dibujos publicados en el libro de Béguién y Breuil (1958) aparece rodeado de muchos animales que se atropellan a su alrededor "sobrenadando" en el espacio, de las que el abate eligió dos en este dibujo.

Dibujo 23. Escena con antropozoomorfa dibujada por Breuil a la que llamó "Brujo musical" / "Le Petit Sorcier À L'Arc Musical"grabado en la pared de la Cueva de Les Trois Frères, rodeado de muchos animales que se atropellan a su alrededor "sobrenadando" en el espacio (de los que eligió dos). Y para nosotros posible figuración antropozoomorfa femenina embarazada expulsando líquido de hocicos

A nuestro entender tiene demasiado prominente el vientre, igual que la antropozoomorfa embarazada de la misma Cueva Figura 19, como para que pueda ser considerada masculina, pero no podemos comprobarlo ya que no hemos conseguido acceder a la foto de la escena original. Es el mismo problema con el que se han encontrado algunos de los investigadores (F. Demouche, L. Slimak, D. Deflandre, Dauvois, Bahn, Sieveking,...) que debaten hace tiempo sobre si "porta un instrumento musical" o si "está expulsando líquido de los hocicos".

Precisamente el que ellos interpreten la posibilidad de que sea líquido lo que hay bajo los hocicos, nos confirma nuestra sospecha de que sea femenina, ya que es un símbolo funcional de lluvia (y dirigido por tanto a la Madre Naturaleza, Diosa de la Fertilidad), idéntico al presente en otras numerosas obras de animales o de antropozoomorfas femeninas de otras Cuevas prehistóricas. Ejemplo la osa, también de Les Trois Frères, o la leona de Lascaux que ilustramos de nuevo en Figuras 23 a y b expulsando líquido de los hocicos.

Figura 23 a. Osa expulsando líquido de hocicos (símbolo funcional de lluvia) que se halla en otro lugar de la Cueva de Les Trois Frères

Figura 23 b. Leona expulsando líquido de hocicos de la Cueva de Lascaux

c) Antropozoomorfas masculinizadas para mostrar falsas hipótesis sobre un Dios en el Paleolítico

Y son justo los dibujos (no las fotos) calificados como "Dioses cornudos" o "Brujos", los que han dado lugar a que persista en el inconsciente de la población occidental en general, la falsa creencia de que en el Paleolítico se adoraba a un Dios masculino y había representantes del mismo género: Brujos / Sorcier / Sorcerer.

Creencias que se obstinan en divulgar algunos prehistoriadores a pesar de que es incoherente con el hecho de la exclusiva representación de figuras femeninas en el arte mobiliar y rupestre durante los últimos 45.000 años de la Prehistoria, antes de la Edad del Bronce y por tanto reflejo de que se adoraba al Principio femenino y sólo habría representantes del mismo género [incluso desde hace medio millón de años, ya que se ha encontrado en África la más antigua manifestación artística humana: la "Venus de Tan - Tan. Objeto de piedra de unos seis centímetros de largo encontrado en 1999 cerca de la ciudad de Tan-Tan, Marruecos." (...) "entre 500.000 y 300.000 años." (Aguilera, 2003), de mayor antigüedad que la "Venus" de Berekhat Ram, Palestina que hasta ahora había sido considerada la obra de arte de mayor antigüedad, según afirmaban Carbonell, Rodríguez y Mosquera en (2000, 48), datada en 250.000 a 280.000 años].

Dibujo A: Venus paleolítica pintada en La Pileta (dibujada en un papel y a oscuras en visita personal), y en color, tras observar una fotografía

Es decir son "exclusivamente femeninas" las figuras antropomorfas del Paleolítico, como lo evidencia las cerca de 200 "Venus" exentas (algunas pudimos ver en la Exposición de Barcelona del 2000: Deesses, Diosas, Goddesses) y otras muchas "Venus" grabadas o pintadas en paredes de piedra o en plaquetas de hueso o piedra, o dibujadas en paredes de arcilla. Como comenta Lorblanchet (2000a, 15): "Los prehistoriadores empiezan a admitir que «mujeres de Gönnersdorf» pueblan las paredes de otras cuevas."

Entre ellas: En Francia las Venus paleolíticas: de Laussel, la grabada de Cussac, la de La Mouthe, la del Abri Pataud, las de La Magdelaine, las de Le Gabillou, las varias grabadas en la Roche de Lalinde, la grabada en la Cueva de Carriot, las dibujadas en arcilla de Pech-Merle y otras pintadas, las seis de la Cueva de Pestillac, las varias grabadas en Les Combarelles, las de la Cueva Planchard, las de Angles Sur-L'Anglin, la de la Cueva de Gourdan, las grabadas de Fronsac, la de Font Bargeix, la de Commarque, la del abrigo de Lagrave, la de Gare de Couze, las de la lastra caliza de la Cueva de Courbet, la de la plaqueta de Le Saut de Perron la Venus du Pont-d'Arc (Chauvet) (dibujito al final)... En Holanda la de Geldrop. En Alemania las de Gönnerdorf.

En España: la más antigua Venus paleolítica de la península ibérica pintada en una pared de piedra, es la bellísima de la Cueva de La Pileta, Benaoján, Málaga con dos espirales como mamas y otras dos que forman parte de las caderas Dibujo A, además se conoce la Venus paleolítica grabada en paredes de la Cueva de Casares.

Y durante todo el Neolítico persistió similar representación exclusiva de figuras femeninas en todas las culturas del universo, hasta que aparecieron finalmente las masculinas. Delporte lo confirma de la cultura de Canaán / Palestina / Israel en (1982, 230): "Es interesante señalar que en la cultura de Beershéba, más reciente que las que hemos observado más arriba, las estatuillas femeninas se presentan acompañadas por algunas figuraciones masculinas; este hecho es relativamente normal en las culturas de Oriente Medio, a partir de la fase final del Neolítico, correspondiendo quizá a las modificaciones del sistema socioeconómico, particularmente referidas a la organización de la familia."

E imágenes femeninas que representaban a la Diosa, la más antigua Divinidad que adoró la humanidad, o a las Sacerdotisas / Magas / Prêtesses / Priestess a su servicio.

Asegura Atienza en [1991, 392 (112)]: "Las primeras manifestaciones de carácter claramente religioso que se conocen, procedentes de aquellas remotas edades, tienden a la divinización de un elemento generador femenino primordial, representado por vulvas más o menos esquematizadas y por figuras femeninas de atributos sexuales extremadamente marcados: pechos, caderas y órganos externos."

Pirenne reitera en (1982, 43): "En torno de la diosa madre, antes de la restauración del régimen patriarcal, parece haberse formado el primero de estos sistemas. Representaba a la vez la tierra y el cielo, la diosa madre es el universo entero, la diosa principal."

Confirmado por la cita aportada por Delporte de Saccasyn Della Santa (1982, 276) del arte mueble antropomorfo paleolítico: "Figuran magas, sacerdotisas o vestales (prêtesses)."

Y sólo al final del Neolítico (según lo ilustra el arte) empezó el varón a compartir con las Sacerdotisas, representantes de la Madre Naturaleza, el culto. Y para ello, como representante castrado del paredro castrado de la Diosa Madre, se convertía en eunuco. De ahí que al final del Neolítico aparezcan imágenes de humanos itifálicos cayéndose o heridos: reflejan el momento antes de la castración (y a la vez reflejan el paredro de la Diosa que moría castrado antes de resucitar). Son ejemplos: el personaje itifálico del pozo de la Cueva de Lascaux (que sería pintado al final del Neolítico igual que los similares de España: de la Cueva de los Moros de Cogull, Lleida datado hace VII milenios y el de la Cueva de la Pileta de Benaoján, Málaga; similar al pintado en Adjefou, Tassili, Argelia también del Neolítico; y el grabado en Noruega ya en la Edad del Bronce en Leirfall, Tröndelag del Norte).

Y varones castrados que participaban en el culto junto a las Sacerdotisas, a partir de la Edad del Bronce en culturas de Egipto,Etiopía, Sudán, Mesopotamia, Asiria, Canaán / Israel y Palestina, Elam / Persia, Anatolia / Asia Menor, Suiza, Italia, Grecia, La India, China..., antes de que la religión evolucionara hacia el patriarcado y los Sacerdotes / Chamanes les quitaran a las mujeres el protagonismo en el culto.

Por lo que se deduce que las imágenes antropozoomorfas paleolíticas de las que existe duda en cuanto al género, difícilmente pueden ser consideradas masculinas, porque no es coherente con el 99 % de las restantes (unas 250 femeninas). Y desde luego, estas figuras antropozoomorfas / híbridas o zoomorfas, son reflejos de la Diosa Madre y sus máscaras animalísticas. Que podían ser de la fauna con cuernos como los bóvidos, o con colmillos como los félidos, o con pico y alas como los pájaros, acorde a lo afirmado por Laviosa en (1977, 62): "Así la madre no sólo se identificaba con el toro sagrado, con la serpiente, con las palomas, con los pájaros, etc., cuyo aspecto tomaba, sino también con el árbol, con las plantas, en las que está implicada la divinidad."

La manipulación de Breuil se entiende debido a su profesión de cura de la religión patriarcal cristiana defensora del dogma de la existencia eterna de su Dios. Por lo que ante los hallazgos arqueológicos de las "Venus" representaciones del culto femenino proyectó sobre la Prehistoria su "ortodoxia cristiana" y manipuló a su antojo algunos hallazgos, a los que dio versiones digeribles para que no fueran en contra de sus creencias patriarcales, en un intento de hacernos creer que existían Dioses masculinos y servidores del mismo género.

Aunque nosotros consideramos que Breuil tuvo la voluntad consciente de falsificar estas imágenes, otros autores consideran que, más que falsificaciones son interpretaciones poco acertadas. "Por mi parte, no creo que Breuil fuera un falsificador, sino más bien un estudioso con fantasía que vivió de acuerdo con su tiempo y su ortodoxia. Por otra parte, no hay ningún prehistoridador que no se haya equivocado alguna vez y haya modificado su teorización con la aportación de nuevas evidencias.

Yo nunca estuve conforme con alguna de las interpretaciones de sus calcos y presuntas reproducciones, aunque sólo fuera por un solo hecho: que Breuil jamás profundizó en la Antropología estructural." (Gómez-Tabanera: 2003).

También Bégouén veía excesiva "facilidad" en hacer interpretaciones sui géneris en Breuil, al confrontar su versión de una plaqueta de Enlène a la del abate, según dibujos publicados por Gómez-Tabanera (1999, 21): "Arriba, interpretación (calco) de H. Breuil de una presunta escena sexual grabada en una plaqueta (datación Magdaleniense) encontrada en Enlène (Arège, Francia). Abajo, la misma plaqueta con la interpretación de H. Bégouén et alli".

También nos inclinamos a pensar que otros seguidores que defienden el prejuicio de que en el Paleolítico había Chamanes y Dioses masculinos, comenten la misma falsedad voluntariamente, dado que nos resulta difícil de creer que ignoren los hallazgos arqueológicos, exclusivos femeninos en el Paleolitico, de las "Venus" reflejos de la Diosa adorada. Pensamos que quieren seguir defendiendo las mismas falsas ideas breuilianas cristianas. Y más cuando para apoyar sus hipóteisis se basan en las versiones dibujadas y falsificadas de Breuil, no en las fotos reles, ni en otros hallazgos masculinos que acrediten sus afirmaciones. Por ejemplo Clottes en su artículo (2003): Chamanismo en las cuevas paleolíticas sustenta su hipótesis en los dibujos calificados por Breuil como "Brujo" de Gabillou y "Brujo musical" de Les Trois Frères. Por ello, si prefiere basarse en ellos y no en las fotos de las imágenes de las Cuevas que le sería muy fácil visitar y fotografiar (disfruta del privilegio de acceder a lugares prehistóricos no abiertos al público), nos hace sospechar ¿teme que los originales no "demuestren" contundentemene sus afirmaciones e interpretaciones androcéntricas? ¿acaso "sabe" que las fotos no servirían para convencer a nadie y prefiere las versiones manipuladas del eclesiástico, acorde a sus intereses?

Su preferencia prueba que quiere seguir, mediante el engaño, extendiendo uno de los "credos" religiosos típicos de la disciplina (y vigente desafortunadamente aún en el siglo XXI) sobre el culto a Dioses masculinos en el Paleolítico, modificando la verdad histórica puesto que tal culto es negado por la evidencia arqueológica, que muestra que el culto era exclusivamente femenino. Y engaño que sólo aprovecha a los intereses de quienes los mantienen en el poder y es causa de que muchos otros interesados en la Prehistoria sigan condicionados en esas falsedades androcéntricas y sigan considerando otros hallazgos posteriores como masculinos. De la mujer leontocéfala alemana Figura 14 aún algunos dicen: "... se acerca entonces la composición del Hombre-león a unos seres mixtos como son los "magos" de la cueva "Les Trois Frères" o "Le Gabillou", del periodo muchos siglos posterior de la Baja Edad de Piedra (Magdaleniense) del Sur de Francia." (Traducción de López y García, 2003), aunque hoy día empiezan a ser más los que la ven femenina.

d) Yeguas que también han sufrido el sesgo androcéntrico

No sólo las imágenes artísticas de leonas y antropozoomorfas paleolíticas han sufrido el sesgo androcéntrico, sino demasiadas veces otros animales "con vientre prominente" o "acompañados de sus crías", lo han sufrido. Ejemplos:

La que más sorprenderá a los prehistoriadores actuales, es la yegua embarazada con señales de heridas en el cuerpo y cayéndose "sobrenadando" en el espacio pintada en la Cueva de La Pileta, Málaga Figura 24, porque hoy nadie duda de su género. Pero aún era calificada como "caballo" hace catorce años en el Summa Artis. Allí afirmaba Pijoán en (1996, 128): "FIGS. 205 y 206.- Caballos pintados con negro, superpuestos a signos rojos. Cueva de la Pileta, Málaga." También Pijoán calificaba como "caballo" a pesar de explicitar que estaba acompañada con su cría, una hembra que aparece grabada en hueso en el Bastón de Teyjat, Dordoña. Dice (1996, 63): "Gif. 95.- Desarrollo de la superficie cilíndrica del «Bastón» de TEYJAT, Dordoña; con un caballo con su cría,..." lo que pone de relieve que para una mente androcéntrica no percibe ninguna absurdidad en la contradicción.

Figura 24. Yegua embarazada con señales de heridas en el cuerpo y cayéndose en posición inclinada "sobrenadando" en el espacio de la Cueva de La Pileta, España

Figura 25. Yegua embarazada "sobrenadando" en el espacio dentro de un nicho de la Cueva de Chauvet, Francia

También las varias yeguas embarazadas pintadas "sobrenadando" en el espacio que aparecen en Chauvet son consideradas caballos. Aquí ilustramos la pintada dentro de un nicho que forma parte del conjunto 1º, Figura 25 (rodeada por leonas en Figuras 1 a y d).

También sufren el sesgo androcéntrico las yeguas embarazadas desplazándose, algunas con flechas clavadas, otras cayéndose Figura 26 de la Cueva de Lascaux, (cerca están las leonas con flecha clavada de Figura 6). Y la yegua embarazada con flecha clavada Figura 27, de la Cueva de Les Trois Frères (cerca se encuentra la antropozoomorfa embarazada con flecha de Figura 19).

Figura 26: Yeguas embarazadas con flechas en el cuerpo o cayéndose de la Cueva de Lascaux, Francia

Figura 27. Yegua embarazada con flecha clavada de la Cueva de Les Trois Frères, Francia

DIOSAS HÍBRIDAS FELINAS HISTÓRICAS: FACETA ANIMALÍSTICA DE LA MADRE NATURALEZA

Conocemos multitud de Diosas de época histórica en diferentes regiones del universo identificadas con felinos: leona, tigre, jaguar, pantera y que eran representadas con carácter antropozoomorfo / híbrido de animal felino-mujer.

Ello pone de manifiesto que la Diosa / la Madre Naturaleza con caracteres híbridos de felinos han sido adoradas tanto en épocas prehistóricas como históricas en todo el universo; hubo una continuidad entre la felino-Diosa Paleolítica (ejemplificada en Chauvet) y las felinos-Diosas históricas.

De las Diosas-felinos en América del Sur refiere Girard (1971, 398): "... el culto al jaguar está omnipresente en la América Central. Representaciones de felinos ... están asociadas al culto de la Luna, Diosa Madre, y de la Fertilidad, una deidad cimera de las sociedades femeninas". (...) "La asociación Luna-jaguar se expresa en forma grandiosamente sintética en el disco de Ahuachapán (nuestro Dibujo 38) que representa la Diosa lunar en su forma astral... Da la impresión de una figura chavinesca y evoca el mito de (la Diosa) Comizahual, el tigre que vuela...".

Y refiere Westhein (1988, 101): (para los mayas) "el jaguar es el animal del cielo nocturno, de las Diosas Lunas; la anciana Diosa de la Luna está a menudo representada con garras de jaguar".

A continuación exponemos algunos ejemplos artísticos de diversas regiones de Diosas que conocemos, representadas con cabezas o cuerpo de felinos o acompañadas de felinos, con los que se identifica.

Figs. 28 a 34: Esculturas de Diosas con cabeza de leona: Sekmet, Taweret, Bastet, Hathor, Imdugud, Tiamat, Diosa Madre mesopotama

Figuras 35 a 39: Diosas felinos: tigre, gata: Gorgona griega, las tres siguientes chinas serán llamadas en época histórica Diosa Huanghe / Amarilla o Diosa Chang Di, la quinta Diosa Shashti de La India

Figuras 40 a 43: Diosas con cabeza y fauces con colmillos de felinos: jaguar, tigre, ocelotl, puma de: Chavín de Perú, Disco de Ahuachapán y monolito de Nicaragua, Diosa con vasija de Costa Rica

Figuras 44 a 47: Diosa con cabeza y fauces con colmillos de felinos: embarazada, con vulva señalada y con nenita (cuyo cuerpo son las manos maternas dibujando el símbolo del género femenino) de San Agustín de Colombia, Diosa Nenguitamalá de los Chorotegas de México

Fuguras 48 a 53: Diosas Esfinge / Querubín / Quimera con cuerpo de leona: Diosa Esfinge, Astart con vasija, Astart sin, Astart otra, Astarté, Diosa de Elam

Figuras 54 a 58: Diosas Esfinge / Querubín / Quimera con cuerpo de leona: Diosa Hator, Carisa de Iberia, Venus Idalia de Chipre, Diosa Latona de Xantos, Diosa de Quíos

Figuras 59 a 61: Esculturas de Diosas encima de leona: Diosa de La Bactriana (en época histórica Shaushka "La que Cabalga sobre el León"), Hebe / Heba / Hebat / Hepat / Hepet / Hepa y Nanaya

Figuras 62 a 66: Grabados o esculturas de Diosas entre leonas: Isthar, Asera (pilar), Histié, Artemisa, Rigani

Figuras 67 y 68: Imágenes de Sacerdotisas / Diosas junto a leona-gárgola de la que sale agua: Himera, Feres

Otras Diosas identificadas y representadas con características de felinos: leonas, tigres, jaguares, ocelotl, panteras, gatas, pumas...: Las egipcias: Buto / Ua Zit / Vadjet, Menhit / Mehit personificación del Viento del Norte, Pakhet / Pakhiteg, adorada en los Espeos Artemidas; Tefnet de Oxyrrincos; Tefnut / Tefenet /Tafné leona símbolo de la Nube de Lluvia que da de beber al difunto. La mesopotama Ea con el título de Nin-ug-Banda "Señora Furiosa Leona". La celta Dasht. La adorada en La India Shashti / Satchi. La cananea, fenicia Ishtar / Astarté de Beritos / Beyruth, representada como Esfinge con medio cuerpo de mujer y medio de leona (Guichot, 1989: 199). Las Chinas Huanghe / Hwang-Ho y Si-Wang-Mu / Xi Mu. La de los Lencas, Hicaques y Payas de Honduras Comizahual "El Tigre Que Vuela". La mexica Cuerauáperi. La adorada por mayas y aymarás de Perú y Bolivia: Ix Balam Qué y la maya Chac Chel. La Diosa de los Yaruro de Venezuela Puaná identificada con el jaguar.

O Diosas representadas montadas sobre felinos: La hurrita Sausga "La que Cabalga sobre el León", la babilónica, sumeria de la Tempestad Lilith denominada Ardatu Lili, la siria, filistea, sumeria Atargatis / Tar'atha / Adargiride / Atar / Sala, la semita, siria Kadesh / Kidsa / Quadesh / Cadischat adorada en Afaka como Architis, la china Kwan-Yin / Kouanin / Ying Buddha, la japonesa Fong-P'o-P'o, Señora del Viento que atraviesa el cielo y viaja sobre las nubes montada en un tigre, la adorada en La India Prthvi / Priti "Alegría"/ Prithivi, la griega Nemea, la sabina, romana Febris.

NUESTRA INTERPRETACIÓN ARQUEASTRONÓMICA DE LAS LEONAS DE CHAUVET

Desde que Leroi-Gourhan escudriñó en los desperdicios dejados por los creadores del arte paleolítico, sabemos que los animales más representados no eran los comidos: "... en Lascaux, el caballo es tema utilizado generosamente en pinturas y grabados parietales, mientras que la fauna consumida... fue el reno; en el arte mobiliar de la cueva de La Vace es también el caballo el más corrientemente representado, aunque entre la fauna recogida... el caballo no aparezca... Estos dos ejemplos muestra, pues, que el acudir exclusivamente a la magia de la caza para explicar las razones del arte rupestre y mobiliar prehistórico no sólo es simplista, sino incluso y sobre todo erróneo..." (Delporte,1982: 282).

Y por tanto es falso darle el sentido de "magia de caza" a las llamadas de forma inapropiada "escenas de caza": "Que el arte rupestre paleolítico está en estrecha relación con la religión de los hombres que los crearon es un hecho que nadie se atrevería a poner en duda. (...) Porque la "magia de caza" estaba en la base misma de la vida del hombre paleolítico." (Ripoll, 1971: 10)

Más recientemente Marshack ha vislumbrado una más certera interpretación del significado de los animales representados en el arte paleolítico: "El grabado me sugiere una matanza, no para comer, sino como rito simbólico relacionado con la llegada de la primavera." (...) No sé lo que ocurría, pero lo que es seguro es que estos caballos no estaban destinados a ser sacrificados para luego comerlos. Había algo más. Algo que todavía no comprendemos." (Citado por Leakey, 1989: 183).

Nosotros ampliamos su intuición con nuestra hipótesis astronómica del significado del arte prehistórico: almacenarían mensajes cifrados de forma metafórica para pedir a la Divinidad un preciso favor. Y favor que esperaban en determinado momento del año en que las estrellas y constelaciones ocupaban una precisa posición. Además el arte estaba relacionado con determinado rito.

En resumen los animales reflejarían: 1. A la Divinidad 2. Reflejaban astros / estrellas, 3. Un fenómeno relacionado con el clima y 4. Un rito.

1. Que los animales reflejan la Divinidad lo corrobora Campbell (1991a, 342): "En el gran santuario de Lascaux, lleno de cámaras -que se ha llamado «la Capilla Sixtina del paleolítico»- se ha hecho manifiesta una experiencia de la divinidad, no como en Chartes o en el Vaticano en figuraciones humanas (antropomórficas), sino en animales (teromórficas)."Y amplía Andrés Ortiz-Osés que más exactamente reflejarían a la Diosa en (1982, 32): "Barandarián llega a apuntar ciertas correlaciones entre la Diosa y las figuraciones animales rupestres." Y también Laviosa (1977, 62): "Así la madre no sólo se identificaba con el toro sagrado, con la serpiente, con las palomas, con los pájaros, etc, cuyo aspecto tomaba, sino también con el árbol, con las plantas, en las que está implicada la divinidad."

2. Por otro lado los animales y otros motivos se asociarían también con la Astronomía. Los astrónomos saben que los animales son representaciones de constelaciones desde hace miles de años: "Textos cuneiformes y artefactos procedentes de la civilización del valle del Éufrates sugieren que el león, el toro y el escorpión estaban ya asociados a constelaciones en el año 4000 antes de Cristo." (Menzel y Pasachoff, 1990: 138)

De forma que las imágenes artísticas de animales representan tanto a la Diosa como son representaciones de constelaciones animalísticas. Y las diferentes especies de animales (carnívoros o herbívoros) representarían estrellas reunidas en constelaciones animalísticas. Y dado que también hay otras constelaciones con nombres de objetos (como Flecha) o de figuras antropomorfas (como Hidra) que se conservan desde la más arcaica antigüedad, otros motivos artísticos representarían estrellas reunidas en constelaciones de objetos, o antropomorfas. Y constelaciones personificadas por la Madre Naturaleza (de múltiples máscaras).

3. Sabemos que las estrellas reunidas en constelaciones lucen en el cielo nocturno mientras se desplazan por la bóveda celeste, y van cambiando a cada minuto que pasa de cada noche del año (a la vez que la Tierra hace su movimiento de rotación). Y mientras unas constelaciones penetran tras el horizonte en su inexorable viaje hacia el mundo inferior, otras surgen por oriente. De ahí que aparezcan animales en las paredes o en las bóvedas de las Cuevas desde el Paleolítico que se desplazan y que se caen, al igual que lo hacen las estrellas. Y también son diferentes las constelaciones de cada momento crítico (al atardecer o al amanecer) de cada noche a lo largo del año (ya que la Tierra hace su recorrido de traslación alrededor del Sol en su viaje anual). Por lo que cada escena rupestre podría reflejar exactamente las constelaciones de cierto momento crítico de determinada noche del año (en situación vespertina o matutina): antes o después de la primavera, o del otoño, o... y coincidente con determinado fenómeno y por lo tanto reflejo del clima propio de la estación aludida metafóricamente.

Dado que nuestros ancestros creían (y al igual hoy se sigue creyendo) que mediante ciertas experiencias y ritos mágicos se podría intervenir en el curso de los acontecimientos, creyeron que se podía utilizar el arte para enviar mensajes a la Divinidad y satisfacer así sus necesidades alimenticias y de todo tipo. Pero no con finalidad de propiciar la caza, sino los fenómenos que acompañan al clima de cada estación (o para pedir que se serenaran los fenómenos en las estaciones en las que el clima iba a ser muy duro) de los que dependía el crecimiento de la vegetación, alimento imprescindible de humanos y animales.

Con el arte se enviaría un mensaje a la Diosa para que asumiera las máscaras con las que era responsable de ciertas funciones / fenómenos (se creía que cuando asumía unas, enviaba la lluvia, con otras enviaba la sequía, con otras la tempestad, o las fiebres...). Es decir que el arte pretendería reclutar la ayuda Divina para indicarle sus peticiones para que enviara los fenómenos benéficos (que hacían crecer a las plantas alimenticias que iban a dar frutos), o para que los protegiera de los fenómenos dañinos, que también eran de su responsabilidad.

4. Y serían precisamente las constelaciones propias de cada estación las que servirían de inspiración y estarían en el origen de los ritos sagrados: igual que muere cierta constelación antes la de primavera y gracias a su muerte viene la lluvia, realizarían un ceremonial de la muerte del animal que lo representaba, para recordar a la Diosa su obligación de cumplir con su responsabilidad: tras su sacrificio vendrían las lluvias favorecedoras del crecimiento de la vegetación en la primavera y así había suficientes alimentos para todos.

Por ejemplo en época paleolítica se sabe que se lanzaban jabalinas a las representaciones artísticas de animales o se pintaban con las flechas ya clavadas en la paredes de Cuevas-Santuarios. O se matarían animales de forma real para rememorar el sacrificio arquetípico de la Muerte de la Diosa. En ambos casos pretenderían propiciar a la Divina Madre a que enviara las lluvias, cuando moría en una de sus máscaras (y cada artista elegía una especie diferente para representarla, muchas veces embarazado).

Y tales ceremonias se siguieron conservando con idéntica finalidad en ceremonias heredadas por religiones Mistéricas (paganas = agrícolas) de principios de época histórica, en la que se inmolaba un animal embarazado a espada antes de la primavera o antes del otoño, tras el descubrimiento de la agricultura, para que la semilla muriera y resucitara gracias a las lluvias (el más básico de los bienes) y al buen tiempo. En palabras de Frankfort (1982, 27): "Las fiestas públicas celebraban los principales acontecimientos del año agrícola, y la festividad religiosa más importante era la del año nuevo, que se celebraba en el momento crítico del cambio de estación, cuando, tras el invierno, o tras el mucho más terrible verano, la vitalidad de la naturaleza estaba en su momento de mayor debilidad y todo dependía del cambio de tiempo."

Animal que en ambos casos, representaba en la Tierra a la Diosa y que se sacrificaba para asegurar mágicamente que la constelación asociada, se fuese al ocaso / se muriera, coincidiendo con la venida de las lluvias.

Los dos conjuntos de Chauvet representarían la situación estelar vespertina ilustrada en Mapa 1, que muestra la configuración del cielo del atardecer antes de la primavera del 14 de febrero de hace 31.300 años. Por ejemplo las leonas juntas podrían representar la constelación de Las Pléyadas, los équidos podrían representar la constelación de Las Hespéridas, los rinocerontes con manchas en el cuerpo podrían representar la constelación Las Híadas "Las Lluviosas" (aludirían a lagunas como efecto del fenómeno de las lluvias), las flechas representarían la constelación Flecha; otros animales representaría la constelación cercana Liebre, otros la constelación Can Mayor (todas van al ocaso casi a la par y seguidas de Auriga,..).

Y constelaciones que cuando se iban al ocaso era sincrónica con el resurgir de Flecha y coincidente con el fenómeno de las lluvias y del buen tiempo de la primavera.

Mapa 1. Configuración del cielo del atardecer del 14 de febrero de hace 31.300 años, hoy 1 de mayo
Iban al ocaso, tras el ocaso del Sol, las constelaciones: Las Híadas, Las Hespéridas, Las Pléyadas (de la configuración llamada hoy día Tauro), además de Orión, Can Mayor. Mientras surgía por el este las constelaciones: Flecha, Libra-Escorpio
Y anunciaban las lluvias antes de la primavera
Reflejada de forma metafórica y sincrónica en escenas artísticas complejas: de animales cayéndose, o desplazándose de forma atropellada, o heridos (Las Híadas, Las Hespéridas y Las Pléyadas ocaso), o con flechas clavadas (= cons. Flecha orto), o con lagunas en cuerpo, lágrimas, líquido surgiendo de entrañas... (símbolos de lluvia)

Sigue estudio de Luis Robles que corrobora son leonas las felinos de Chauvet

Venus de Chauvet / la Venus du Pont-d'Arc (Chauvet)... © Christian Züchner (2001-07-01), http://www.uf.uni-erlangen.de/chauvet/chauvetvenus.htm

-----------

*Androcentrismo en palabras de Victoria Sau: enfoque unilateral que toma al varón / hombre como medida de todas las cosas. El androcentrismo animal reflejaría el sesgo generalizado de muchos divulgadores que les hace ver como "machos" gran parte de los animales representados en obras de arte prehistóricas, aunque tengan rasgos identificativos de que son hembras: embarazo o están acompañadas de crías.

-----------

BIBLIOGRAFÍA

ABREU Martín-Cano, Francisca Bella. (1999): Claves Astronómicas del Arte y la Religión Prehistórica. Edita Francisca Bella Martín-Cano Abreu, Zaragoza.
AGUILERA, José Manuel. (2003): Una aproximación a la interpretación de las «Venus» paleolíticas. http://www.cuevadelapileta.org/descubrir_archivos/venuspaleo.htm
AGUILERA, José Manuel. (2004): Link a Debate de arqueología III. E-mail personal enviado el 11 de enero.
ALBERTO B. J. (2003): Arte figurativo Neandertal. Conferencia en el Ateneo de Madrid. http://usuarios.lycos.es/albertobj93/newpage.html
ALMAGRO Gorbea, Martín. (1993): Les esteles anthropomorphes de la Péninsule Ibérique. (Les représentations humaines du néolithique à lâge du fer). Actes du 115 congrés national de sociétés savantes sous la direction de Jacques Briard et Alain Duval. Éditions du C. T. H. S., Paris.
ANMER, El Condor. (2003): Breuil. E-mail personal enviado el 15 de diciembre.
ANÓNIMO. (1984): Le Art des Cavernes. Atlas Archèologiques de la France. Ministêre de la Culture, París.
ANÓNIMO. (2003). Grotte des Combarelles 1. http://www.culture.gouv.fr/culture/conservation/fr/grottes/Pageshtm/CombarellesI.htm
ANÓNIMO. (2003a): La grotte de Cussac (Dordogne) http://www.culture.fr/Groups/archeologie/notice_77_fr/archives/v1, http://www.culture.gouv.fr/culture/arcnat/cussac/img/femme2_p.jpg
ANÓNIMO. (2003b): Guía ocio. http://canales.laverdad.es/guiaocio/220402rutas.htm
ANÓNIMO. (2003c): Site du ministère de la culture. http://www.culture.fr/culture/arcnat/lascaux/img/homeparoi.jpg. http://www.culture.gouv.fr:80/culture/arcnat/lascaux/fr/
ANÓNIMO. (2003d): Tsavo. Gatos de los Bosques de Noruega: Tsavo. http://www.tsavo-cats.com/tsavo/tsavo.htm
ANÓNIMO. (2003e): http://www.dearqueologia.com/presentacion.htm
ANÓNIMO. (2003f): Turismo cultural. http://www.promojaen.es/pit/turismoculturaltexto.asp?i=&op=9
ANÓNIMO: (2004): AUTRES GROTTES... http://www.ifrance.com/prehisto/grotautres.htm
ASQUERINO, M. Dolores. (2003): Reseña histórica de Santaella. http://www.geocities.com/enchantedforest/4346/historia.html
ATIENZA, J. G. (1991): La Religión de la Tierra. Integral, Nº 136, Volumen 4, abril, Barcelona.
BEGLEY, Sharon. (2003): Chauvet cave. http://www.hominids.com/donsmaps/chauvetcave.html
BÉGUIÉN y BREUIL, L'Abbé H. (1958): Les Cavernes du Volp. Arts et Métiers Graphiques, París.
BLÁZQUEZ, Óscar. (2003): [Revista_ODISEO] Ayuda: sobre melenas de leones extinguidos. E-mail enviado al foro de terraeantiqvae@eListas.net el 15 de diciembre.
CAMPANA, Cristobal. (2003): RE: [arte_y_rupestre] Ayuda: sobre melenas de leones extinguidos. E-mail enviado al foro de arte_y_rupestre@yahoogroups.com. http://groups.yahoo.com/group/arte_y_rupestre/message/458
CAMPBELL, Joseph. (1991): Las Máscaras de Dios: Mitología primitiva. Alianza Editorial, S. A., Madrid.
CAMPELO, Álvaro. (2004): Re: ant-arq: Indiscutibles leonas de Chauvet-Dibujo. E-mail enviado al foro ant-arq@listserver.com.ar el 12 de enero.
CAMPELO, Álvaro. (2004): Re: ant-arq: ¿cómo se llama el biólogo? ¿Quéhallazgos lo avalan?. E-mail enviado al foro ant-arq@listserver.com.ar el 19 de enero.
CAMPELO, Álvaro. (2004): Chauvet. E-mail personal enviado el 23 de enero.
CANO, Mar. (2003): Ayuda: sobre melenas de leones extinguidos. E-mail enviado al foro de saharanewspapers@eListas.net el 26 de diciembre.
CARBONELL E., RODRIGUEZ X. P., MOSQUERA, A., CANALS, A. Y SALA, R. (2000): Homínidos y comportamiento complejo. Mundo Científico, Nº 208, enero, Barcelona.
CARO BAROJA, Julio. (1991): Los pueblos de la península Ibérica. Editorial Txertoa, San Sebastián.
CASTEL, Elisa. (2003): Gran Diccionario de mitología egipcia. http://www.egiptologia.com/religion/diccionarios/diccionario/s/s.htm
Cazadora Americana (2002): Portada de libro: Woman The Hunter de Mary Zeiss Stange. http://images.amazon.com/images/P/0807046396.01._PE_PI_SCMZZZZZZZ_.jpg
Exposición (2000): Catálogo de la Exposición: Deesses, Diosas, Goddesses. Institut de Cultura: Museo d'Història de la ciutat. Ajuntament de Barcelona.
Cazadora Finlandia (2002): http://www.nba.fi/NATMUS/Julkais/Prehist/text.htm
CLERICI, Victoria. (2003): Genero y arte rupestre. E-mail enviado al foro rupestreweb@gruposyahoo.com el 8 de diciembre.
CLOTTES, Jean. (1995): Las cuevas paleolíticas de Francia. Investigación y Ciencia, Nº 228, septiembre, Barcelona.
CLOTTES, Jean. (2001): Arte mágico del período glacial en Francia. Cueva de Chauvet. National Geographic. Vol. 9, Nº 2, España, abril.
CLOTTES, Jean. (2002): Agenda de la Préhistoire. 2002-2003. La maison des roches, éditeur.
CLOTTES, Jean. (2003): Chamanismo en las cuevas paleolíticas. http://www.nodulo.org/ec/2003/n021p01.htm
CLOTTES, Jean. (2003a): Re: [arte_y_rupestre] Best from Arsen. E-mail enviado al foro arte_y_rupestre@yahoogroups.com el 30 de diciembre. http://groups.yahoo.com/group/arte_y_rupestre/message/490
CLOTTES, Jean (2004): Chauvet Cave. Fotografo. http://magma.nationalgeographic.com/ngm/data/2001/08/01/html/ft_20010801.6.html
COLOMER, Laia, GONZÁLEZ, Paloma, MONTÓN, Sandra y PICAZO, Marina. (compiladoras) (1999): Arqueología y teoría feminista. Icaria Editorial, S. A. Barcelona. (Autoras: Alison Aylie, Erika Engelstad, Linda Mananilla, Rita P. Wright, Prudence Rice, Janet, D. Spector, Marcia Anne Dobres, Margaret Conkey, Ruth E. Tringham, Sian Jones, Sharon Pay, Joan Gero, Elisabeth Arwill-Nordbladh).
CHAUVET, Jean Maríe, BRUNEL Deschamps, Eliette e HILLAIRE, Christian. (1995): Le Grote Chauvet. Seuil, Sigma Production, Francia.
DEMOUCHE, F., SLIMAK, L. & DEFLANDRE, D. (1999): "LE PETIT SORCIER A L'ARC MUSICAL": A REPLY. Registered Office University College London. http://www.ucl.ac.uk/prehistoric/past/past32.html
DÍAZ, Cristina. (2002): Pinturas rupestres. http://www.mundofree.com/origenes/arte/pinturasrup.htm
DÍAZ, Cristina. (2003): Enlace correcto. E-mail personal enviado el 16 de diciembre.
DÍAZ, Cristina. (2003): Re: ¿Foto de Leonas de Les Combarelles?. E-mail personal enviado el 16 de diciembre.
EBASTOPOL. (2003): Re: [arqueologica] Ayuda: sobre melenas de leones extinguidos. E-mail personal enviado el 12 de diciembre.
E. U. I. Enciclopedia Universal Ilustrada Europeo-Americana. 70 Tomos. Editorial Espasa-Calpe, S. A., Madrid (Ediciones de 1930, de 1985-86, de 1991, de 1993 y de 1994).
FERNÁNDEZ Quintano, José. (2002): Paleología. Representaciones paleolíticas: Arte paleolítico / Paleoastronomía. Beroso Nº 8/9, diciembre, Collado Villalba (Madrid).
FISHER, Helen E. (1984): El contrato sexual. La evolución de la conducta humana. Editorial. Argos Vergara, S. A., Barcelona.
Foto de Leonal de la Cueva Pech-Merle, Francial publicado en http://www.quercy.net/pechmerle/images/IMG0076_2
FRANKFORT, Henri (Enriqueta). (1982): Arte y arquitectura del oriente antiguo. Ediciones Cátedra, S. A., Madrid.
GARCÍA Atienza, Juan. (2003): Bocairent. Guía Mágica. http://usuarios.lycos.es/joseaga/Bocairent/guiamagi.html
GELABERT, Daniel. (2003): Re: ant-arq: Ayuda: sobre melenas de leones extinguidos. E-mail enviado al foro arte_y_rupestre@yahoogroups.com el 14 de diciembre.
GERO, Joan M. (1999): XI. Sociopolítica y la ideología de la mujer-en-casa. (Arqueología y teoría feminista, compilado por Colomer, González, Montón y Picazo). Icaria Editorial, S. A. Barcelona.
GIPRIWEB. (2003): When Lions Ruled France.(paintings in France's Chauvet Cave depict extinct cats. E-mail enviado al foro de arte_y_rupestre@yahoogroups.com el 13 de diciembre.
GIRARD, Raphael. (1978): Historia de las Civilizaciones Antiguas de América. Tomos I-II-III. Hispanoamérica Ediciones, S. A., México.
GÓMEZ-TABANERA, José Manuel. (1999): Semiología del Arte Rupestre Cuaternario. Congreso Internacional de Arte Rupestre Europea, Vigo, noviembre, Concello de Vigo. Pubicación de una Edición de 500 ejemplares, Oviedo.
GÓMEZ-TABANERA, José Manuel. (2003): Falsificaciones breuilianas. E-mail personal enviado el 18 de diciembre.
GUICHOT y Sierra, Alejandro. (1989): Ciencia de la mitología. Editorial Alta Fulla, Barcelona.
HAWKES, Jacquetta y WOOLLEY, Sir Leonard. (1977): Prehistoria y los comienzos de la civilización. Historia de la Humanidad. Desarrollo Cultural y Científico. Tomo 1. Editorial Planeta, S. A., Barcelona.
JULIEN, Michèle. (1986): El papel de la mujer. (Gran Atlas de Arqueología, concepción Editorial de Christine Flon). Edición de la Encyclopedia Universal realizada en castellano por S. A. Ebrisa, Barcelona.
KAY Martin, M. y VOORHIES, Barbara. (1978): La mujer: un enfoque antropológico. Editorial Anagrama, Barcelona.
KUHN, Herbert. (1957): El arte rupestre en Europa. Seix Barral, Barcelona.
LAVIOSA Zambotti, Pia. (1955): España e Italia antes de los romanos. Editada por Julio MARTÍNEZ Santa-Olalla, Madrid.
LAVIOSA Zambotti, Pia. (1977): La revolución agraria. (El Arte y el Hombre. Volumen 1. Bajo la dirección de René Huyghe). Librairie Larouse 1957, Pala, S. A., Editorial Planeta, S. A., Barcelona.
LEAKEY, R. E. (1989, 183): La formación de la humanidad. Ediciones del Serbal, Barcelona.
LEROI-GOURHAM, André. (1965-1995): Phéhistoire de l'Art Occidental. Editiones Citadelles & Mazenod, París.
LINTON, Sally. (1979): La mujer recolectora: sesgos machistas en antropología. (Antropología y feminismo, compilado por Harris y Young). Editorial Anagrama, Barcelona.
LÓPEZ Muñoz, Mª de las Mercedes y GARCÍA Conde, Juan Carlos (traductores). (2003): El rincón de Leo:: Leoman web site:: Rafael Prades. http://www.arrakis.es/~forydis/lionman.htm
LÓPEZ, Adolfo. (2003): RE: ant-arq Melenas de leones. E-mail enviado al foro rupestreweb@gruposyahoo.com el 22 de diciembre.
LÓPEZ, Adolfo. (2004): Felinos de Chauvet. E-mail enviado al foro rupestreweb@gruposyahoo.com el 6 de enero.
LORBLANCHET, Michel. (2000): Michel Lorblanchet: ¿por qué apareció el arte?. Mundo científico Nº 209, febrero.
LORBLANCHET, Michel. (2000a): Cuevas ornamentadas de la prehistoria. Mundo científico / La Recherche, Nº 217.
LORBLANCHET, Michel. (2003): Centre de Préhistoire de Pech Merle. (Indications de) L'art des cavernes, Imprimerie Nationale, Paris, 1984. Photos de R. Delon. http://www.quercy.net/pechmerle/visite_fr.html
LLULL Santiago, Vicente y SANAHUJA, Encarna. (1994): Historia de España. Prehistoria y Edad Antigua. Tomo 1. Instituto Gallach de Librería y Ediciones Océano - Instituto Gallach, Barcelona.
MARINGER, Johannes. (1971): Los Dioses de la Prehistoria. Las religiones en Europa durante el paleolítico. Ediciones Destino, Barcelona.
MARTÍN-CANO Abreu, Francisca. (2001): Creencia arcaica en la ausencia de poder fecundador del varón. http://www.galeon.com/arteprehistoria/procreacion.htm
- (2001a): Algunas falsas ideas sobre los papeles sexuales en la Prehistoria. La arqueología española en el siglo XXI. La Prehistoria entre los primeros cazadores y recolectores y la aparición de los productores de sus propios alimentos. Actas del XXVI Congreso Nacional de Arqueología de Zaragoza de abril del 2001 (Actas en prensa). http://galeon.com/contraandrocentrismo/congarqueol.htm
- (2002): Exclusividad de Sacerdotisas en época arcaica: Funciones. http://galeon.com/martin-cano/sacerdotisafun.htm
- (2002a): Interpretación del fanatismo: Conducta aprendida. Fanáticos, estereotipos, superiores, magufos,... Omnia. Mensa España, abril, Nº 101, Barcelona. http://www.galeon.com/arteprehistoria/fanatismo.html
- (2002b): Comparación entre sexualidad humana y animal. Revista Familia. Revista Cutural y Educativa, Nº 13: sept.15-octu.15. Toronto, Ontario, Canadá. http://www.revistafamilia.com/issue013/013index.htm
- (2002c): Por qué los diccionarios de mitos recogen tantas Divinidades masculinas de la Lluvia: http://martincano.webcindario.com/dioses.masculinos.html
- (2003): Las fechas de cada uno de los 22 días de fiesta arcaicos y sus precisas situaciones estelares, reflejadas metafóricamente en las obras de arte prehistóricas, fueron fijadas hace 5.300 años. XXVII Congreso Nacional de Arqueología. Instituto de Estudios Altoaragoneses. Diputación de Huesca. (ACTAS en Prensa). http://galeon.com/Culturaarcaica/conghuesca.htm
-(2003a): E-mails enviados a diferentes foros, con urls: http://es.groups.yahoo.com/group/arterupestre/message/30, http://www.elistas.net/lista/terraeantiqvae/archivo/indice/3691/msg/4048/ , http://www.elistas.net/lista/terraeantiqvae/archivo/indice/3721/msg/4081/, http://www.elistas.net/lista/odiseo/archivo/indice/121/msg/153/, http://groups.yahoo.com/group/arte_y_rupestre/message/546,http://groups.yahoo.com/group/arte_y_rupestre/message/547, etc
MAYR, Franz K y ORTIZ-OSÉS, Andrés. (1989): La mitología occidental. Editorial Anthropos, Barcelona.
MENÉNDEZ PIDAL, Ramón (Dirigida por). (1975): Historia de España. E. Protohistórica. Tomo I. Editorial Espasa-Calpe, S. A., Madrid.
MENZEL, D. H. y PASACHOFF, J. M. (1990): Guía de campo de las estrellas y los planetas de los hemisferios norte y sur. Ediciones Omega, S. A., Barcelona.
MMI. (2003): Felinos ignotos de África. Apuntes de criptozoología. http://usuarios.lycos.es/criptozoo/FelinosAfrica/FelinosAfrica.html
MONTEJO, Alfonso. (2003): Re: Arte Rupestre Peninsula Iberica RE: Os propongo un tema a debatir: el género en la arqueología. E-mail enviado al foro arterupestre@yahoogroups.com el 8 de diciembre. http://es.groups.yahoo.com/group/arterupestre/message/31
MURRAY, Margaret A. (2003): El Dios de los Brujos. http://www.libreopinion.com/accionchilena/Secciones/gabi/biblioteca/El%20Dios%20de%20los%20Brujos.htm
NADAL Granell, Vicente. (1999): Sekhmet: La Diosa presente. http://www.jungba.com.ar/editorial/body_texto_editorial03.asp
ORTIZ-OSÉS, Andrés y MAYR, F. K. (1982): El inconsciente colectivo vasco. Editorial Txertoa, San Sebastián.
PACKER, Craig y CLOTTES, Jean. (2003): When Lions Ruled France.(paintings in France's Chauvet Cave depict extinct cats). http://www.findarticles.com/cf_dls/m1134/9_109/67410988/p1/article.jhtml
PERICOT, Luis. (1987): Historia de España. Prehistoria y Edad Antigua. Tomo 1.Instituto Gallach de Librería y Ediciones Océano - Instituto Gallach, Barcelona.
PIJOÁN, José. (1996): El Arte Prehistórico Europeo. Summa Artis. Historia General del Arte. Vol. VI Editorial Espasa-Calpe, S. A., Madrid.
PIGGOTT, Stuart (Dirigida por). (1992): Historia de las Civilizaciones, El Despertar de la Civilización. Los Enigmas de las Antiguas Culturas reveladoras. Editorial Labor, S. A., Barcelona y Alianza Editorial, S. A., Madrid.
PIRENNE, Jacques. (1982): Historia del Antiguo Egipto. Volumen I. Ediciones Océano-Éxito, S. A., Barcelona.
RIECHMANN, Jorge. (2003): Escuchar al Minotauro de la Cueva de Chauvet. http://www.triplov.com/hist_fil_ciencia/jorge.html
RIPOLL Perelló, Eduardo. (1971): Prólogo a la edición española de: Los Dioses de la Prehistoria de Maringer. Ediciones Destino, Barcelona.
ROBLES, Luis. (2003): Re: ant-arq: Ayuda: sobre melenas de leones extinguidos. E-mail enviado al foro de terraeantiqvae@eListas.net el 21 de diciembre.
SINARKIDO. (2003): Re: ayuda del veterinario. E-mail personal enviado el 14 de diciembre.
TURINVAL. (2003): Re: ant-arq: Ayuda: sobre melenas de leones extinguidos. E-mail enviado al foro de terraeantiqvae@eListas.net el 16 de diciembre.
VEGA, Javier. (2003): Ayuda: sobre melenas de leones extinguidos. E-mail personal enviado el 15 de diciembre.
WENDT, Herbert. (1981): Del mono al hombre. Editorial Bruguera, S. A., Barcelona.
WESTHEIM, Paul. (1987): Ideas fundamentales del arte prehispánico en México. Ediciones Era, S. A., México, 1972 y Alianza Editorial, S. A. Madrid.
WESTHEIM, Paul. (1988): Arte antiguo de México. Ediciones Era, S. A., México, 1970 y Alianza Editorial, S. A. Madrid.
ZÜCHNER, Christian. (2001): The Pont-d'Arc Venus: Aurignacian, Gravettian or Magdalenian?. http://www.uf.uni-erlangen.de/chauvet/chauvetvenus.htm
 
------------------------------------------------------------------------

Copyright © 2000 Martín-Cano. Todos los derechos reservados. Se permite difundir, citar y copiar literalmente los contenidos de los documentos en esta web, de forma íntegra o parcial, por cualquier medio, siempre bajo los criterios de buena fe, para fines no lucrativos y citando la fuente.

Contactar con Martín-Cano en el correo electrónico:

Si quiere puede debatir sobre sobre el Arte, la Mitología y la Cultura desde la Prehistoria con otros contertulios, tras darse de alta a través de un servidor gratuito de Listas de Correos, en el foro de CONOCIMIENTOS EN LA PREHISTORIA enviando un e-mail a: Conocimientos_en_la_Prehistoria-subscribe@yahoogroups.com o a través de http://groups.yahoo.com/group/Conocimientos_en_la_Prehistoria

O puede darse de alta en el foro VINCULACION-FEMENINA enviando un e-mail a: Vinculacion-femenina-subscribe@yahoogroups.com o o a través de: http://groups.yahoo.com/group/Vinculacion-femenina/

-0-0-0-0-0-0-0-0-0-0-0-0-0-0-

[Index]
 

ANTROPOLOGÍA (1 Curanderas y Brujas, Médicas) (2 Imágenes relacionadas con frutos: Vírgenes) (3 Ceremonias de pubertad femeninas y elección..) (4 Interpretación nacimiento de Jesús) (5 Discriminación de lo femenino en la Arqueología) (6 Falsificación de la "venida" de la Virgen a Zaragoza) (7 Debate de Arqueología - I (Indignación) (8 Debate de Arqueología - II (androcentrismo humano) (9 Debate de Arqueología - III (androcentrismo animal) (10 Ábrete de piernas) (11 Orgía con animales) (12 Orgía con bastones) (13 Amazonas y guerreras) (14 "Faloforias" paganas y "Risus paschalis" cristiano) (15 Símbolos de amor infinitov (16 Falta de lógica de algunos paleontólogos / Atapuerca) (17 Imágenes femeninas relacionadas con frutos: Diosas) (18 Versos epónimos de mujeres) (19 Diosas del Sol) (20 Legitimidad de "matrimonio")

15 DE JUNIO 2003

ANTERIORES
Debate I (Indignación)
Debate II (androcentrismo humano)

-0-0-0-0-

La visión feminista de Martín-Cano ha revolucionado los mundos académicos androcéntricos de la Arqueología, Antropología y Astronomía: Adherirse: http://www.facebook.com/pages/F-Martin-Cano-Abreu/157077017648843
F. Martín-Cano Abreu

Debate III. Contra el fanatismo de la locura androcentrica. Leonas de Chauvet e hibridas femeninas en cuevas del Paleolitico