JUEGOS PARA NIÑOS PEQUEÑOS

 

LOS MADEROS DE SAN JUAN

 

Tradición oral

 

*Se coloca al niño a caballo sobre las piernas y tomándolo de los brazos, se balancea de atrás a delante, cantando.

 

Aserrín, aserrán,

los maderos de San Juan

piden pan, no les dan,

piden queso y les arrancan

un pedazo de pescuezo.

 

Los maderos de San Juan

piden pan, no les dan,

piden queso, les dan un hueso,

y se les atora en el pescuezo

y se sientan a llorar

en la puerta del zaguán.

Riqui, riqui, riqui, trán.

 

Aserrín aserrán,

los maderos de San Juan

piden pan y no les dan

piden queso y les dan un hueso,

les asierran el pescuezo.

Riqui, riqui, riqui, trán.

 

 

PALMAS

 

Tradicional oral

 

*En este juego se baten palmas mientras se canta.

 

Papas y papas para papá,

papas y papas para mamá,

las calientitas para papá,

las quemaditas para mamá.

 

PIMPÓN

 

 

Tradicional oral

 

*Los niños van cantando al tiempo que ejecutan los que la canción dice.

 

Pimpón es un muñeco

muy lindo y de cartón,

se lava las manitas

con agua y con jabón.

 

Se desenreda el pelo

con peine de marfil

y aunque le jalen mucho

no llora ni hace así...

 

Cuando toma su leche

no ensucia el delantal,

pues come con cuidado

como un buen colegial.

 

Pimpón dame la mano

con un fuerte apretón,

que quiero ser tu amigo,

Pimpón, Pimpón, Pimpón.

 

 

¡QUÉ LLUEVA!

Se canta cuando llueve o cuando va a llover.

Se juega así: se forma una fila, el que la guía lleva a los otros de la forma más caprichosa posible. Es obligatorio que todos vayan mirando el cielo, excepto el guía. Si un

niño

se cae, el segundo de la fila reemplaza al guía.

Qué llueva, qué llueva!

La virgen de la

"cueva "

Qué llueva, qué llueva!

Los pajaritos cantan,

las nubes se levantan,

la luna se levanta.

Que sí, que no,

que caiga un chaparrón!

Que sí, que no,

que cante el labrador!

RIMAS

 

 

Por la seña de la canal,

que se cayó el viejo en el nixtamal.

 

Padre nuestro que estás en los cielos,

tú cuidas las vacas y yo los becerros.

 

Santa María, mata a tu tía,

dale de palos hasta que se ría.

 

Salve Regina mató a su gallina,

gimiendo y llorando la estuvo peleando.

 

Ole, ole, ole,

la olla de los frijoles.

 

Santa Magdalena,

la cabeza es la buena.

 

Santa Martina,

lo bueno está en la cocina.

 

Santa Teresa,

los elotes están en la artesa.

 

Virgen María,

dame puntería.

 

Virgen del sepulcro,

líbrame de ese bulto!

 

SON DE LOS ENANITOS

Son, son,

son los enanos,

chiquitos,

veracruzanos.

Son, son,

son los enanos

cortos de pies,

largos de manos.

Los enanitos

quieren camisa;

que se la compren

con longaniza.

Los enanitos

ya quieren ropa;

que se la compren

en Europa.

 

EL JUEGO DEL MILANO

 

 

 

Procede de San Martín Texmelucan, Puebla (Mendoza 1951 p. 108).

 

*Tras de sortearse los pequeños para saber quien va a ser el Milano, el que resulte se va a un lugar apartado y finge dormir. Los demás niños puestos en hilera y cogidos por la cintura, van desfilando y cantando las dos primeras estrofas; al concluir la segunda, se detienen y entonan la tercera con el fin de dar lugar a que el último de la fila se acerque a donde está MIlano y le toque la frente.

 

La que dirige el juego, que finge de “madre” pregunta: ¿El Milano está muerto o está sano?; la niña que fue a ver a Milano contesta sucesivamente: “tiene catarro” “Milano está muerto”. A cada respuesta, regresa la niña a su lugar y vueven a entonar las dos primeras estrofas. Al decir está muerto, todos se dispersan y a quien Milano alcanza, ocupa su lugar.

 

 

Vamos a la huerta

de toro, toronjil,

a ver a Milano

comiendo perejil.

 

Milano no está aquí,

está en su vergel

abriendo la rosa

y cerrando el clavel.

 

Mariquita, la de atrás,

que vaya a ver

si vive o muere,

sino para correr.

 

HOJITAS DE TÉ

Tradición oral

*Se juega a la cuerda, y se va acelerando al ritmo de la canción para que se salte mas aprisa.

Hojas de té,

té de limón,

hojas y hojas

y nada de té.

 

 

 

 

LA JERINGONZA

*Tradición oral. Canción-juego de origen medieval documentado en el siglo XVI con el nombre “La Jerigonza”.

Se forma una rueda con una niña al centro que baila durante la primera estrofa. En la segunda al decir. “Que salga usted” elige a una niña que entra y baila con ella. Al finalizar la canción, la primera niña se sale, la segunda baila sola la primera estrofa. Suele usarse el nombre de la “Comadre” con el nombre de la niña en turno.

Mi comadre Juana

andaba en un baile,

que lo baile, que lo baile,

y si no lo baila,

le doy castigo de

agua

Que salga usted,

que la quiero ver bailar,

saltando, bailando,

las patas al aire.

Por lo bien que lo baila la moza,

déjala sola, sola en un baile,

que la quiero ver bailar.

 

LA VÍBORA DE LA MAR

Desfila una hilera de

"niños "

por debajo de un puente formado por los brazos de otros dos mientras cantan la canción. Al llegar a las palabras “tras, tras”, los que formaron el puente con los brazos, atrapan a uno de los de la fila y le preguntan con quién se va; por ejemplo, si elige prefiere irse con melón o con sandía o cualquier otro nombre que hayan tomado los que forman el puente. El

"niño "

atrapado se formará detrás del que haya elegido. Cuando termina el

juego "

, cada una de las filas compite con la otra a jalar y la que tiene más fuerza gana.

A la v

bora, víbora

de la mar, de la mar,

por aquí pueden pasar,

los de adelante corren mucho

y los de atrás se quedarán,

tras, tras, tras, tras.

Una mexicana

que frutas vendía,

ciruela, chabacano,

melón o sandía.

Verbena, verbena,

jardín de matatena.

Campanita de oro,

déjame pasar

con todos mis hijos

menos el de atrás,

tras, tras tras, tras.

Será mel

n, será sandía,

será la vieja del otro día,

día, día, día, día.

 

RUEDA DE SAN MIGUEL

 

 

*Canción documentada en el siglo XVI, como "Ollas de Churumbel". En el siglo XVII como "Ollas de San Miguel.

 

En este juego, los niños cantan en rueda y según les va nombrando el niño que está en el centro, se vuelven de espaldas, hasta que todos quedan igual.

 

A la rueda, a la rueda de San Miguel,

todos cargan su caja de miel.

A lo maduro, a lo maduro,

que se voltee ................ de burro.

 

PARES Y NONES

*Tradición oral

"niños "

hacen una rueda y cantan la canción, cuando dicen “el que quede solo” tienen que abrazar al compañero que tienen a lado, y el que se quede solo pierde.

A pares y nones

vamos a jugar,

el que quede solo

se perderá. ¡Ey!

 

MATARILE

Se forman dos filas, una frente a otra. A medida que dicen el primer verso, la primera fila avanza hacia la otra y al llegar, le hace una reverencia y retrocede. A su vez, la segunda fila hace lo mismo, cantando el segundo verso. La primera fila elige a algún integrante de la segunda y todos los miembros de la fila ceden a ese jugador, después de dar su consentimiento, como lo indican los versos de la canción. El elegido pasa al lado de la fila contraria. Después se cambian los papeles, y la segunda fila escoge a un jugador de la primera.

- Amó, ató, matarile rile ró.

- ¿Qué quiere usted?, matarile rile ró.

- Yo quiero un paje, matarile rile ró

- Escoja usted el que quiera, matarile rile ró

- Escojo a esta niña, matarile rile ró

- ¿Qué oficio le pondremos? matarile rile ró

- Le pondremos lavandera, matarile rile ró

- Ese oficio no le gusta, matarile rile ró

- Le pondremos planchadora, matarile rile ró

- Ese oficio no le gusta, matarile rile ró

- La pondremos de sultana, matarile rile ró

- Ese oficio sí le gusta, matarile rile ró

- Celebremos todos juntos, matarile rile ró.

 

LA PÁJARA PINTA

*Canción documentada en el siglo XVII.

"juego "

de rueda con una niña al centro. Las otras niñas giran y cantan la primera estrofa; se detienen y la niña del centro canta la segunda estrofa y hace lo que el texto indica delante de una de las niñas del círculo que ha escogido para que la sustituya.

Estaba la pájara pinta

sentadita en el verde limón;

con el pico recoge la hoja,

con las alas recoge la flor.

Así, cuando la veo yo!

Me arrodillo a los pies de mi amante,

fiel y constante.

Dame una mano,

dame la otra,

dame un besito

que sea de tu boca.

 

JUAN PIRULERO

*Rima infantil antigua.

"niño "

elige un oficio; el director del

\o "juego "

va haciendo los movimientos correspondientes y el

"niño "

a quien corresponde ese oficio debe hacerlos también. El que pierde, paga prenda.

Este es el

"juego "

de Juan Pirulero,

que cada quien

atienda a su

"juego "

y el que no lo atienda

una prenda pagará...

 

LA HIJA DEL GACHUPÍN

 

 

*Romance de origen medieval documentado en el siglo XVI. Es el romance más conocido en México, aunque existen diferentes versiones en otros países.

 

Se juega de varias maneras; en rueda, con una niña en el centro que hace el papel de mensajero, o en fila, con una niña enfrente que avanza y retrocede cantando, lo mismo hace la fila cuando le toca hablar. Cuando se juega en rueda, la niña elegida pasa al centro reemplazando a la que estaba allí; cuando se juega en fila, la niña elegida pasa junto al mensajero y comienza el juego con dos mensajeros en vez de uno.

 

 

Hebritas, hebritas de oro,

que se me vienen quebrando,

que dice mi señor amo

que cuántas hijas tenéis.

 

Si las tengo o no las tengo,

no las tengo para dar,

que del pan que como yo

mis hijas comerán.

 

Ya me voy muy enojado

por las puertas del palacio,

que las hijas del rey

no me las quisieron dar.

 

Vuelva, vuelva, caballero,

no sea tan descortés;

de las hijas que yo tengo

escoja la más mujer.

 

Ésta me llevo

por linda y hermosa,

que parece una rosa

acabada de cortar.

 

No me la siente en el suelo,

siéntemela en un cojín,

que las hijas que yo tengo

son hijas de un gachupín.

 

EL PATIO DE MI CASA

Los "niños "

giran en rueda y al decir el último verso se sientan todos o se agachan.

    El patio "

de mi

"casa "

como es particular;

se barre y se limpia

como los demás.

Agáchense,

y vuélvanse a agachar,

que los marineritos

se vuelven a la mar.

Agáchense,

y vuélvanse a agachar,

las ni

as bonitas

se saben agachar.

Chocolate, molinillo,

corre, corre, que te pillo;

estirar, estirar,

que el demonio va a pasar.

 

LOS PILARES

Doña Blanca está cubierta

de pilares de oro y plata,

romperemos un pilar

para ver a Doña Blanca.

-¿Quién es ese jicotillo

que anda en pos de Doña Blanca?

- Yo soy ese jicotillo

que anda en pos de Doña Blanca.

Romperemos un pilar

para ver a Doña Blanca.

 

ARROZ CON LECHE

 

 

Se sientan los niños y pasa una niña cantando; cuando dice los últimos versos señala a un niño y éste tiene que salir y bailar con ella.

 

La versión mexicana es la siguiente:

 

Arroz con leche,

me quiero casar

con un mexicano

que sepa cantar.

 

El hijo del rey

me manda un papel,

me manda decir

me case con él.

 

Con éste sí,

con éste no,

con este mero

me caso yo.

 

Otra versión:

 

Arroz con leche

Me quiero casar

Con una muchachita

De la capital

 

Que sepa cantar

Que sepa coser

Que sepa abrir la puerta

Para ir a jugar

 

Con ésta sí,

Con ésta no,

Con esta señorita

Me caso yo.

 

ACITRÓN

Se sientan los jugadores en rueda y se van pasando un objeto al ritmo de la canción, al decir “triqui, triqui, trán”, no se pasa y se conserva en la mano, marcando el ritmo. La canción se va cantando cada vez más rápido y el que se equivoca y queda sin objeto en la mano al final de la canción pierde y paga prenda.

Acitrón de un fandango,

zango, zango, sabaré,

sabaré de farandela,

con su triqui, triqui, trán.

Por la vía voy pasando,

por la vía pasa el tren,

acitrón de un fandango,

zango, zango, sabaré.

Antonio tenía una flauta,

con ella se divertía

y vamos a dar la lata

"casa "

de su tía,

con su triqui, triqui, trán.

 

MARTINILLO

*Traducción de la popular canción francesa Frére Jacques.

Se canta a varias voces, cuando el primero termina el primer verso, el segundo lo comienza, cuando éste inicia el segundo verso, entra un tercero con el primer verso.

Martinillo, Martinillo,

eres tu

, eres tú?

toca la campana, toca la campana,

din, don, dan, din, don, dan.

 

El Patio de Mi Casa

 

El patio de mi casa es muy particular,

Cuando llueve se moja como los demás,

Agáchate y vuelvete a agachar,

Que las agachaditas no saben bailar.

Hache,  I , jota, ka, ele, elle, eme,

A que si tu no me quieres, otro amante me querrá.

My house is very special,

When it rains it pours,

Bend over, bend down,

Dance if you can.

H

I

If you don’t love me, another one will.

 

El lobo

 

(Todos)

-Jugaremos en el bosque

mientras el lobo no está,

porque si el lobo aparece

enteros nos comerá.

(Gritando)

-Lobo, ¿estás ahí?

(Lobo hablando)

-Me estoy bañando

 

JUEGOS PARA NIÑOS

PIEDRA, PAPEL, TIJERA

El juego se desarrolla con las manos. El puño cerrado representa la piedra, la mano abierta el papel y los dedos índice y medio estirados haciendo una uve las tijeras.

La piedra gana a las tijeras porque las rompe, las tijeras ganan al papel porque lo cortan, el papel gana a la piedra porque la envuelve.

Los dos jugadores se pondrán uno frente al otro con una mano a la espalda y dirán: «piedra, papel o tijera», justo al acabar la frase enseñarán las manos y verán quien gana.

Si los dos niños enseñan la misma figura empatan.

 

JUEGOS PARA NIÑOS

SIMÓN DICE...

Un niño o adulto hace de Simón, se juega con las dos manos, con el puño cerrado y los pulgares extendidos.

Pueden adoptarse tres posiciones con las manos:

- Puños cerrados y pulgares hacia arriba.

- Puños cerrados y pulgares hacia abajo.

- Puños cerrados y pulgares al centro.

Simón puede decir, tres cosas:

- Simón dice pulgares arriba.

- Simón dice pulgares abajo.

- Simón dice pulgares al centro.

El juego consiste en que todos los niños participantes tienen que hacer lo que diga Simón, pero Simón puede mentir, es decir aunque diga "pulgares arriba" Simón puede poner los pulgares hacia abajo para confundir a los participantes o viceversa.

El niño que se equivoque será eliminado.

El niño que gane hará de Simón.

 

JUEGOS PARA NIÑOS

UN, DOS, TRES,... ¡POLLITO INGLÉS!

Se juega en un patio o en la calle. No hay límite de participantes.

Uno de los jugadores hace de «pollito inglés» y para ello se coloca en una pared y el resto de participantes se sitúa a cierta distancia.

El «pollito inglés» se pone de espaldas al resto de jugadores, de cara a la pared, y pronuncia, más o menos deprisa, la frase: «Un, dos, tres, ¡pollito inglés!» y cuando la termina se gira bruscamente.

El resto de participantes puede avanzar mientras que el «pollito inglés» está de espaldas, pronunciando la frase mencionada, pero deberán estar completamente inmóviles cuando este se gire y los mire.

El jugador que el «pollito inglés» vea moviéndose deberá retroceder hasta el punto de partida inicial.

El jugador que llega primero hasta donde está situado el «pollito inglés» sin que lo haya visto moverse gana el juego y hace de «pollito inglés».

 

VEO, VEO

Pueden participar dos o más personas, niños y adultos, cuantos más mejor, a partir de los cuatro años de edad.

Uno de los participantes elige un objeto que esté en la habitación o el lugar donde se encuentran los participantes y empieza el juego diciendo:

- Veo, veo.

Los demás le contestan:

- ¿Qué ves?

El que empezó el juego replica:

- Una cosita.

Los demás le contestan:

- ¿Qué cosita es?

El que inició el juego dice:

- Empieza por la letrita... y dirá la letra inicial del objeto que haya elegido.

Todos los participantes intentarán acertar el objeto elegido. Si alguien lo consigue pasará a ser el director del juego. Si nadie acierta revelará la palabra que había pensado y elegirá otra para el siguiente juego.

Pueden darse pistas, decir más letras de la palabra, por ejemplo la primera y la última letras o bien la primera y la segunda letras, etc.

 

El Juego del Calentamiento

Stanley A. Lucero

 

Éste es el juego del calentamiento

Habrá que ver la cara del sargento

Éste es el juego del calentamiento

Habrá que ver la cara del sargento

Jinetes: A la carga

 

Repetir la canción y agregar una parte del cuerpo a cada verso.

 

Jinetes; A la carga; Una mano; La otra; un pie; El otro; la cabeza; La cadera; los hombros; La espalda; las rodillas