CUERVO CABEZA ROJA - Fauna del Uruguay - Mundo Matero
EL CUERVO CABEZA ROJA
(Cathartes aura)

Ave especializada en el consumo de carroña, raramente se alimenta de animales que no estén muertos o a punto de morir.
La debilidad del dedo posterior de sus patas y la falta de un pico curvo y con gancho en la punta, hace que no esté adaptado a matar presas vivas ni a transportarlas tomándolas con sus garras.
Pasa mucho tiempo planeando en busca de animales muertos, los que localiza tanto por medio de la vista como del olfato.
Indudablemente un ave sumamente útil para los intereses del hombre, por limpiar los campos de animales muertos.
Nidifica generalmente en el suelo, entre rocas, debajo de árboles de ramas bajas y espinosas, aunque también puede nidificar en huecos de árboles.
No construye un nido sino que deposita dos huevos blanquecinos, con manchas irregulares castañas, directamente en el suelo.
Los pichones tienen un plumaje blanco al nacer, el cual va siendo sustituido por el plumaje negro característico de la especie, a medida que el ave va desarrollándose.

Ave común, distribuida en casi todo el Uruguay, pero más frecuente de observar en zonas serranas y de quebradas.

Residente todo el año.

No presenta grandes problemas de conservación, aunque a veces es víctima de cebos envenenados destinados a los zorros, o incluso, en algunas zonas, aún es perseguido por el hombre, por considerársele erróneamente como un depredador de corderos.

 
Longitud: 65 cm. Envergadura alar: 180 cm. Algo mayor que el Cuervo Cabeza Negra (Coragyps atratus) y que el Carancho (Polyborus plancus).

Descripción: Todo el cuerpo de color negro, con las patas de color mucho más claro que contrasta. Cabeza desprovista de plumas, de color rojo. Las alas y la cola, presentan inferiormente las plumas de vuelo de color gris plateado.

El juvenil presenta la cabeza de color negro.

envíenos

aquí