Fieras, alimañas y sabandijas 

 

 

 

                        Revista de divulgación zoológica

 

                                         Inicio     Archivo de artículos     Archivo animal de la semana  

                                                         Actualidad     Enlaces     Sobre nosotros

 

 

Extrañas parejas de organismos

 

 Hormigas y pulgones

 

Los tortuosos caminos de la evolución llevan a organismos que previamente no tenían ninguna relación entre sí a la formación de alianzas estrechas. Cuando las especies que participan obtienen beneficios de la convivencia, se dice que han establecido una simbiosis.

Uno de los ejemplos más populares es el del cangrejo ermitaño y la anémona. Ésta se sitúa sobre la concha que ocupa el cangrejo y aporta a la sociedad la protección de sus células urticantes. A cambio obtiene la capacidad de desplazamiento que le brinda el cangrejo. La interdependencia es tan acusada que cuando el cangrejo se muda transfiere a sus anémonas a la nueva concha.

Una relación similar se da en peces, como los payaso, que viven entre los tentáculos venenosos de las anémonas. Así están protegidos de los depredadores y aportan a las anémonas los restos de sus comidas. Consiguen sobrevivir porque su piel está completamente impregnada de una sustancia viscosa que impide la entrada del veneno. Recientemente se ha descubierto que los peces adquieren esta sustancia protectora de las propias anémonas, por medio de roces muy rápidos. De este modo, las células urticantes del cnidario no tienen tiempo de activarse.

El ejemplo más conmovedor de simbiosis quizá sea el de un pez, el gobio de Luther, y una gamba ciega. La gamba excava una madriguera con sus fuertes patas y permite que el pez la ocupe también. A cambio, éste actúa como lazarillo, guiando a la gamba en la búsqueda de alimento. La gamba toca con sus antenas la cola del pez y éste la mueve cuando detecta algún peligro: en ese caso, los dos se retiran hacia la madriguera.

Servicios de limpieza
Otro de los ejemplos que se ponen en los libros de texto es el de los pájaros que limpian de parásitos (que para ellos son una suculenta comida) a los grandes mamíferos. Los pájaros suelen revolcarse en hormigueros para que las hormigas los limpien.

El origen evolutivo de estas conductas no es difícil de comprender (se cree que los pterosaurios ejercieron la misma función para los dinosaurios), pero el caso de los chorlitos que limpian de sanguijuelas las bocas de los cocodrilos es diferente: ¿por qué iba a arriesgarse un pájaro a ser engullido por las fauces de un cocodrilo, y por qué iba un cocodrilo a dejar de comerse al pájaro? Seguramente los chorlitos iniciaron esta práctica cuando el cocodrilo estaba harto tras una comida, pero es seguro que hasta que esta relación estuvo bien establecida murieron muchos chorlitos.

Estas relaciones de limpieza están muy extendidas en el medio acuático, donde es realizada por peces o crustáceos, como las quisquillas, que suelen establecer “puestos de limpieza”, lugares específicos donde los peces acuden a ser desparasitados.

De hormigas y devoradores de panales
Las hormigas, que han desarrollado tantos comportamientos complejos, adoptan muchas modalidades de simbiosis, con plantas, hongos o animales. Ciertas orugas y pulgones ofrecen secreciones dulces a las hormigas a cambio de su protección. Algunas orugas tienen un cuerpo altamente especializado para captar a las hormigas: presentan órganos sonoros para llamarlas, glándulas que segregan sustancias atractivas para ellas y órganos que producen las sustancias nutritivas.

La cooperación entre el indicador, un pájaro africano que se alimenta de cera de abeja, y el ratel, un mustélido parecido a un tejón, se desarrolla a un nivel superior de complejidad. El indicador descubre los panales de abejas y emite una llamada específica, que el ratel ha aprendido a identificar. Una vez que el pájaro ha atraído la atención del ratel, lo guía por medio de otra serie de llamadas. El mustélido destroza el panal y el pájaro aprovecha la cera.

Endosimbiosis
Esto sólo es posible gracias a otra simbiosis. El indicador, como cualquier otro vertebrado, es incapaz de digerir la cera. De esta tarea se encargan una serie de microorganismos que alberga en el buche. La endosimbiosis (unos organismos viven dentro de otros y establecen una relación de mutuo beneficio) es un fenómeno de extraordinaria importancia en el mundo animal.

Los insectos que atacan los tejidos, el cuero o las semillas secas necesitan microorganismos para la digestión de estos sustratos. Estos simbiontes deben pasar a los hijos en el proceso de reproducción, y para ello invaden los huevos antes de ser fecundados, viajan junto al esperma, o se sitúan en las cáscaras del huevo, que las larvas comerán nada más nacer. Las termitas suelen alimentar a sus crías con sus propias heces, para que adquieran los microorganismos que necesitan para digerir la madera.

La endosimbiosis de algas en el seno de los pólipos permite la formación de los arrecifes de coral. Algunas babosas de mar alojan células urticantes de medusas o anémonas para ser protegidas, y otros moluscos albergan algas que les proporcionan alimento.

La digestión de los rumiantes sólo es posible por los microorganismos de su aparato digestivo y nosotros mismos albergamos una nutrida flora intestinal de bacterias.

Simbiosis intracelular
Incluso alojamos simbiontes a un nivel más íntimo. Cada una de nuestras células (y las de todas las plantas y animales) ofrece asilo a unos organismos que en principio fueron ajenos a ellas.

En efecto, varios orgánulos celulares hoy vitales, como las mitocondrias, que nos proveen de energía (y en el caso de las plantas, también los cloroplastos, que realizan la fotosíntesis), son en realidad bacterias, que hace miles de millones de años entraron en una célula mayor.

No fueron digeridas, establecieron una endosimbiosis, cedieron gran parte de su material genético al núcleo de la célula hospedadora, y permitieron la más exitosa explosión de biodiversidad de la historia de la Tierra.

 

 

 

 

                                         Inicio     Archivo de artículos     Archivo animal de la semana  

                                                         Actualidad     Enlaces     Sobre nosotros