Isabel La Católica
Juan II de Castilla. Libro de Estampas de los Reyes. Alcázar de Segovia.

1451. Nace el 22 de abril en Madrigal de las Altas Torres (1) (Avila).

Es hija de Juan II de Castilla y de su segunda esposa, Isabel de Portugal.

1453. Nace en Tordesillas su hermano Alfonso, declarado heredero al trono.

El favorito de su padre, don Alvaro de Luna muere ajusticiado en Valladolid.

1454. Muere su padre, cuando ella cuenta con poco más de tres años de edad. Su hermanastro Enrique IV, proclamado nuevo rey, aparta a su madre de La Corte.

Su madre busca refugio en Arévalo, donde aumentarán sus ataques de locura y donde Isabel pasará su infancia.

Allí conoce a Beatriz de Bobadilla, hija del alcaide del castillo, que será su amiga y aliada en el futuro.

Isabel de Portugal, por Gil de Siloé. Cartuja de Miraflores. Burgos

Su tutor es don Gonzalo Chacón Comendador de Montiel, uno de los fieles al finado don Alvaro de Luna, el mismo que había intentado limitar el poder de los nobles sin conseguirlo.

Permanece en Arévalo, recibiendo una cuidada y esmerada educación religiosa, refugiándose en la lectura de libros de fé, auspiciada por una jovencísima Beatriz de Silva.

1457. Enrique IV intenta un acercamiento a Juan II de Navarra, ofreciéndole la mano de Isabel para su hijo Fernando.

1460. A pesar de su corta edad es nuevamente ofrecida por el rey castellano para un futuro matrimonio con Carlos, Príncipe de Viana, quien cuenta con 39 años.

1461. El 23 de septiembre fallece el Príncipe de Viana, quedando rotas las negociaciones.

1462. El rey Enrique IV -hermanastro suyo- por ser hijo de Juan II y de su primera mujer, María de Aragón, les lleva a su hermano y ella a La Corte con motivo del próximo nacimiento de su hija Juana (2).

El Príncipe de Viana, por Juan de Juanes.
Isabel de joven. Retrato anónimo del siglo XV. Alcázar de Segovia.

La separación de su madre es un hecho doloroso del que, una vez adulta, recordará con amargura.

Nada más nacer, la pequeña Juana es jurada como heredera al trono. Se celebra su bautizo, ejerciendo Isabel en calidad de madrina.

Pasa parte de su adolescencia en la villa de Maqueda, nuevamente con su inseparable Beatiz de Bobadilla.

En La Corte Isabel observa el enorme poder que los nobles han venido atesorando, como consecuencia de la debilidad de carácter de reyes anteriores (incluído su hermanastro). Se suceden las intrigas.

1464. La Liga de Nobles, abanderada por el Marqués de Villena redacta el famoso Manifiesto de Burgos, donde hacen ver al rey que el heredero debiera ser el infante Alfonso, estimando que la pequeña Juana como ilegítima por considerarla hija de don Beltrán de la Cueva.

Enrique IV intenta salvar la solución proponiendo el matrimonio entre el hermano de Isabel y su hija Juana. La Liga de Nobles no acepta.

Tras un intento de secuestro de La Corte en Madrid, los dos hermanos se trasladan a Segovia.

A pesar de las precauciones vuelve a producirse un nuevo conato de secuestro en la ciudad.

Asiste al Monasterio de Guadalupe donde se encuentra con una inesperada sorpresa. Su hermanastro le presenta al Rey de Portugal Alfonso V, que viene con la intención de pedirla en matrimonio. Isabel dá muestras de su carácter (a pesar de su juventud) y se niega rotundamente, al ver la diferencia de edad que los separa.

1465. El 5 de junio mediante la Farsa de Avila, los nobles conjurados deponen simbólicamente al rey y entronan al infante Alfonso. Se produce una situación insólita...Castilla y León se encuentra regida...¡¡¡por dos reyes!!!

1466. Se suceden escaramuzas guerreras entre partidarios y detractores de ambos monarcas, que no llegan a afectarles directamente y viven tranquilos en la seguridad de sus palacios y ciudades afines a su causa.

Enrique IV. Grabado de la Biblioteca Nacional. Madrid.
Escudo de d. Pedro Girón, Maestre de Calatrava.

El rey quiere ganarse para su causa a la poderosa familia Pacheco, y para ello ofrece a Isabel en matrimonio a Pedro Girón, Maestre de la Orden de Calatrava y hermano de Juan Pacheco. Quizás el destino se alía con Isabel ante una pronta boda que ella no desea.

El 2 de mayo el Maestre de Calatrava muere en Villarrubia de los Ojos -al parecer de un repentino ataque de apendicitis (cólico miserere)- cuando, al frente de un ejército de 3.000 hombres viene para formalizar la pedida de mano.

1467. El Marqués de Villena dá un golpe de efecto. Reúne a los 13 Comendadores de Santiago en Ocaña y se hace proclamar Maestre de la Orden (12).

La Liga de Nobles dá un importante golpe de efecto. Se apodera de Segovia, lugar donde reside habitualmente la corte enriqueña. Prende al rey y le imponen el confinamiento de la reina Juana en Alaejos. Isabel abandona la Corte y se reúne con su hermano en Arévalo.

Sin embargo poco después, se produce la Batalla de Olmedo. Aunque algunos cronistas consideran que la lucha pudo terminar en tablas, la seguridad que hasta el momento tenía el infante Alfonso en Arévalo queda en entredicho.

1468. Así, en marzo, los dos hermanos marchan a la ciudad de Avila, buscando la seguridad de las murallas abulenses y la protección de sus habitantes, fieles a su causa.

El infante Alfonso enferma y el 5 de julio muere irremediablemente en la localidad de Cardeñosa (Ávila) con claros síntomas de haber sido envenenado. Su muerte pretende, en un principio, ser achacada a la peste (de risa pues tal enfermedad lleva asociada una gran pandemia). El físico que lo examina dejará escrito:

"ninguna señal de pestilencia en él apareció"

El desdichado infante termina su efímera existencia a la edad de catorce años, siendo enterrado en el Convento de San Francisco, en Arévalo.

Los nobles descontentos vuelven entonces sus ojos a partir de este momento hacia Isabel, quien se se convierte en candidata al trono de Castilla y, con una asombrosa energía y capacidad política para una joven de diecisiete años, inicia las negociaciones con Enrique IV para buscar una salida pacífica al conflicto.

El Infante Alfonso por Gil de Siloé.
Escudo del apellido Chacon

Los mismos que seguían a su hermano Alfonso le ofrecen la corona de Castilla, pero ella la rechaza

"mientras viva el rey..."

El 23 de agosto el rey firma un documento en Cadalso de los Vidrios, reconociéndola como su heredera. Un día después la noticia es conocida por Isabel, que se encuentra en Cebreros.

Gonzalo Chacón toma posesión de Medina del Campo en nombre de Isabel.

Se celebra la Conferencia de Castronuño.

En ella Isabel se compromete a no casarse con ningún pretendiente sin la aprobación de su hermanastro, el rey.

El 19 de septiembre mediante el Pacto de los Toros de Guisando, es nombrada oficialmente como heredera al trono.

Tras el Pacto de los Toros de Guisando Isabel se instala en Ocaña, bajo el control del Marqués de Villena, que nuevamente ocupa un puesto de confianza en la corte de Enrique IV.

1469. Las Cortes se reúnen en Ocaña para ratificar dicho Pacto, cuando un embajador llega de Portugal para renovar la petición de Alfonso V por la mano de Isabel.

Pero ella declina esta propuesta y el rey amenaza con encarcelarla en el Alcázar de Madrid. Sin embargo, temeroso de sus partidarios, no llega a cumplir su amenaza.

Entonces le exige promesa para no entrar en ninguna negociación matrimonial durante su ausencia en Andalucía, donde está a punto de emprender viaje.

La realidad es que las capitulaciones matrimoniales entre Isabel y el príncipe Fernando de Aragón se firmaron en Cervera el 7 de marzo.

Sólo esperan la dispensa del Papa en forma de Bula por razón de parentesco. Incluso ya está establecida la dote que el Rey de Aragón les otorgará.

Tan pronto como se ve sola abandona Ocaña, marcha hacia Madrigal y, con la ayuda del Arzobispo de Toledo y del Almirante de Castilla don Fadrique Enríquez, a Valladolid.

Pedro de Acuña, a la sazón hermano del Arzobispo de Toledo Alonso Carrillo, envía a Gutierre de Cárdenas y a Alonso de Palencia al Reino de Aragón.

Fernando el Católica. Copia de un retrato de un pintor holandés.
Gutierre de Cárdenas.

Vuelven con Fernando, quien acaba de ser proclamado como Rey de Sicilia y heredero de la monarquía aragonesa. Entra en Castilla disfrazado de mulero para burlar el sistema defensivo de Enrique IV. Cruza por el Burgo de Osma y llega a Dueñas (Palencia) el 9 de octubre, alojándose en el Palacio de Dueñas, propiedad del referido Pedro de Acuña.

"pues era muy buena fortaleza e la seguridad no podría ser más a propósito"

El 14 de octubre Fernando prescinde de su disfraz y se encamina a Valladolid para conocer a su prometida llevando presentes de compromiso y siendo recibida la cometida

"muy alegremente"

por Isabel en el Palacio de Vivero. Ella, que no conoce físicamente a su próximo marido pregunta a Gutierre de Cárdenas, quien la previene de la identidad y apariencia de Fernando con un sencillo:

"Ese es, ese es..." (3)

Dado que son primos segundos obtienen la aprobación del Papa mediante una falsificación del arzobispo Alonso Carrillo (4).

El 19 de octubre se celebra la boda en Valladolid, en el Palacio de Juan de Vivero, mientras un fuerte contingente armado protege en el exterior que nada perturbe el hecho.

La sencilla ceremonia es oficiada por Pedro de Acuña, ejerciendo como testigos don Fadrique Enriquez, Almirante de Castilla, y doña María, esposa de Juan de Vivero.

Seguidamente se celebra un suntuoso banquete para 2.000 personas que no paran de aclamar a los recién casados.

A la mañana del 20 de octubre es expuesta la sábana nupcial ante multitud de notarios, regidores y caballeros, dando fé de la consumación del matrimonio y de la virginidad de la esposa.

Los recién casados pasan sus primeros días de luna de miel en el Castillo de Fuensaldaña.

Escudo de armas del apellido Acuña.

Enrique IV. Del Libro de Estampas de los Reyes.

Enrique IV monta en cólera al enterarse. Tras la Declaración de Valdelozoya vuelve a nombrar a su hija Juana como su legítima heredera, originándose un nuevo período de caos político. Además, ordena la confiscación del Palacio de Juan de Vivero.

Isabel y Fernando apenas cuentan con partidarios por lo que deciden, muy prudentemente, retirarse a Dueñas, donde son nuevamente agasajados por Pedro de Acuña, quien les cede su palacio. Isabel se halla ya encinta.

1470. El 2 de octubre nace en Dueñas su primogénita, Isabel.

En Medina del Campo se firman las capitulaciones matrimoniales entre el Duque de Guyena, hermano del Rey de Francia, y la princesa Juana.

1471. El 31 de marzo Isabel envía una circular que recorre todo el reino:

“Yo no quedé en poder de dicho señor rey mi hermano, salvo sí de mi señora la reyna, de cuyos brazos inhumana y forzosamente fuimos arrebatados el señor rey don Alfonso e yo, que a la sazón éramos niños, y así fuimos llevados a poder de la reyna doña Juana, que esto procuró porque ya estaba preñada, y como aquélla sabía la verdad,
proveía para lo
advenidero; si ésta fue para nosotros peligrosa custodia, a vosotros es notorio”.

Su suerte comienza a cambiar:

  • Muere el Papa Paulo II (favorable a Enrique IV), siendo sustituído por Sixto IV, cuyo vicecanciller es Rodrigo de Borja, quien influye en éste para obtener la dispensa en forma de Bula que legitimizará su matrimonio (diciembre) (5).
  • La promesa de conceder el capelo cardenalicio en la persona de Pedro González de Mendoza se atrae a su causa a su poderosa familia.
  • La villa de Sepúlveda no acata las intenciones del rey de que pase a depender del Marquesado de Villena alineándose con Isabel.
  • La ciudad de Segovia se declara partidaria suya.
  • El País Vasco no vé con buenos ojos el futuro matrimonio de Juana con el hermano del rey del país vecino. A sus marineros les son ofrecidos privilegios en ciertas zonas de pesca, por lo que se comprometen con un:

"Antes morir que abandonar su obediencia"

1472. El legado pontificio, Rodrigo de Borja, desembarca en la Península. Tras reunirse con el monarca se encuentra con Isabel y Fernando en Alcalá de Henares, con gran disgusto de Enrique IV.

Isabel la Católica por Federico Madrazo

1473. El reino es un caos:

  • Por Andalucía se producen combates entre el Duque de Medinasidonia y el Marqués de Cádiz, que emplean hasta moros en sus disputas
  • En Córdoba se enfrentan Alfonso de Aguilar contra el Conde de Cabra
  • En Murcia, Los Fajardo campan a sus anchas
  • En Toledo, Silvas y Ayalas solventan sus diferencias en sus callejuelas
  • El Reino de León y la Tierra de Campos son asolados por Alonso de Monroy Maestre de Alcántara y Pedro de Mendaña, Alcaide de Castronuño
  • En Galicia se enfrentan Pedro Madruga Conde de Camiña y Pedro Pardo Cela
  • El Conde de Treviño altera sistemáticamente las tierras altas de Burgos

Y más de un cronista llega a escribir:

"No hay más Castilla, sinno, más guerras havría..."

Isabel y su hermanastro se entrevistan el 27 de diciembre en el Alcázar de Segovia, mostrando una total reconciliación.

1474. Nace otra hija natural de su esposo Fernando, de nombre Juana de Aragón, sumiendo a Isabel en el desasosiego. La madre sería la catalana Juana Nicolau.

En octubre fallece el poderoso Marqués de Villena don Juan Pacheco.

En la noche del 11 de diciembre, el rey fallece en Madrid sin haber hecho testamento (6), y con síntomas de haber sido envenenado.

Isabel, que se encuentra en Segovia, es inmediatamente informada. Se viste de riguroso blanco (antiguamente el color del luto) y organiza los actos para honrarle. La ciudad se halla dividida entre partidarios suyos y quienes opinan que la heredera es la hija del rey. La actuación de Andrés Cabrera será fundamental en el devenir de los acontecimientos.

El 13 de diciembre, tomando como base el Tratado de los Toros de Guisando Isabel se autoproclama Reina de Castilla en Segovia, principalmente por dos claros motivos:

  • El primero es mostrar su autoridad a los partidarios de la princesa Juana
  • Hace ver a los aragonesistas que ella es la reina y Fernando el rey consorte

Poco a poco van llegando caballeros importantes para darle su apoyo. El primero de todos Pedro González de Mendoza. Después sucesivamente, el Condestable de Castilla don Pedro Fernández de Velasco, el Duque de Alba, el Conde de Benavente, don Beltrán de la Cueva.

Pedro González de Mendoza (El Cardenal Mendoza).

El historiador de Segovia, Colmenares, describiendo la fiesta de la coronación de Isabel en dicha ciudad por Reina de Castilla, en 22 de diciembre, nos la describe con estas palabras

"Tenía sus facciones bellamente proporcionadas para formar un compuesto muy amable; el rostro, hermoso; el color blanco y rubio; los ojos, entre verde y azul; el mirar, muy gracioso y honesto; la estatura, mediana; el movimiento, compuesto y majestuoso; la voz suave; la lengua, expedita; el corazón, cual ninguno, teniendo en sí un conjunto de prendas cual se requiere para formar una heroína." (7).

Otro retrato de Fernando el Católico.

Fernando se encuentra ausente, ocupado en sus asuntos aragoneses. La forma en que se realiza la proclamación de Isabel provocará su primera crisis.

1475. El Cardenal Mendoza la resuelve en enero con la firma de la Concordia de Segovia. Se finaliza en el mes de abril y mediante ella, Isabel otorga una amplia delegación de poderes en Fernando.

Mediante ella se establece un reparto de competencias entre ambos monarcas de la siguiente forma:

Isabel es

"reina y propietaria de Castilla"

y su esposo recibe el título de rey. Y en ausencia de uno resuelve el otro, o lo que es lo mismo:

"Tanto monta, monta tanto, Isabel como Fernando".

Seguidamente se trasladan a Medina del Campo, donde son ampliamente informados por el Duque de Alba de las luchas entre los habitantes de la villa y la guarnición del castillo.

Isabel consigue que le sea entregada la Fortaleza de la Mota. Deja como Alcaide a Gutierre de Cárdenas en compañía de su mujer, Teresa Enríquez. Asímismo, deja a su pequeña hija Isabel al cuidado de ambos.

En mayo, el rey portugués invade Extremadura con 14.000 infantes y 6.000 jinetes que se unen al ejército del Marqués de Villena, quien custodia a Juana.

En Plasencia se casa Alfonso V con su sobrina Juana (quien cuenta con 12 años), sin bendición papal, y ambos se proclaman Reyes de Castilla igualmente. Para ello cuentan con la ayuda de los grandes nobles, que antes vilipendiaban a la Beltraneja como hija adulterina y ahora la defienden como legítima señora de sus intereses.

Castillo de la Mota (Medina del Campo)
Estatua de Isabel la Católica en Toledo (2009).

Estalla la guerra civil.

El mensaje de Isabel ha calado en el pueblo llano. Su ejército es numeroso, pero está mal equipado.

Las tropas portuguesas ocupan Toro, Zamora y Medina del Campo, siendo los primeros avatares de la guerra contrarios a los intereses de Isabel y Fernando. Sus tropas, con él a la cabeza, son incapaces de reconquistar Toro.

Portugal obtiene el apoyo de Francia. Aragón se suma a la causa de los Católicos. La reina católica, en un alarde de excelsa diplomacia, se atrae a los nobles que poco antes se le declaraban como enemigos.

1476. Las ciudades de Toledo y Burgos, en principio, afines a la causa de la Beltraneja, se pasan en masa al bando isabelino. La suerte de la guerra empieza a cambiar. La marina vasca impide el acceso de las tropas francesas.

1 de marzo. Los portugueses son derrotados en Peleagonzalo (cerca de Toro), donde Isabel se encuentra personalmente arengando con su presencia tanto a Fernando como a sus tropas.

Tras la derrota, algunos nobles toresanos son partidarios de capitular, pero enterado el Conde de Marialba (afín a la causa portuguesa) de estos hechos les hace ejecutar. Entre los ejecutados se encuentra la heroína toresana por excelencia: Antona García.

Celebra Cortes en Madrigal de las Altas Torres, aprobándose las siguientes disposiciones:

  • Se confirma a su hija Isabel como Princesa de Asturias
  • Se refuerzan las atribuciones de la Santa Hermandad (creadas por Enrique V). Se decide que cada localidad que tenga más de treinta hogares, debe tener un par de magistrados, los cuales formarán una cuadrilla en la localidad para perseguir y detener a los malhechores
  • Disposiciones referentes a las comunidades judia y musulmana, haciendo hincapié en la necesidad de hacerles llevar algún tipo de distinción que los identifique de los cristianos.

A últimos de año muere don Rodrigo Manrique, Maestre de Santiago y padre de Jorge Manrique. Isabel realiza un viaje relámpago. Su objetivo es estar presente en la elección del nuevo Maestre.

El 1 de diciembre sale de Toro. Ocho días después se encuentra en Ocaña. El 11 en la propia Uclés, donde se va a realizar la votación.

Escudo de armas del apellido Manrique, originariamente descendientes de don Manrique de Lara.

Cruz de la Orden de Santiago.

Los Maestres de Santiago son elegidos en una votación realizada por los Trece de Santiago:

  • 4 miembros del Consejo
  • 4 Comendadores
  • 4 Caballeros de la Orden
  • El Prior

Total, 13 personas. Y nunca nadie antes había tenido permiso para participar en las deliberaciones. Ni siquiera como oyente. La Reina de Castilla es la primera en obtener tal permiso, rompiendo con la tradición.

Los aspirantes al codiciado título son tres:

  • Diego Pacheco, II Marqués de Villena
  • Un hijo del propio Rodrigo Manrique
  • El legado pontificio, Nicolás Franco

Finalmente se impone el criterio de la Reina, resultando elegido Alonso de Cárdenas.

1477. Mientras Fernando continúa guerreando, se desplaza hasta tierras de Andalucía para convencer a algunos de los nobles de lo inútil de continuar resistiéndose. Nada más cumplir veintiséis años inicia su viaje.

El día 23 de abril pasa por el Castillo de Maqueda, que tantos recuerdos traen a su cabeza y pernocta en Talavera.

El 24 de abril descansa en Villar del Pedroso, donde una anciana vecina refiere

"La reina es de regular estatura, pecosa,
cara un poco bolluda (toledana), pelo taheño..."

El 25 de abril visita el Monasterio de Guadalupe, con visita obligada y devota a la tumba de Enrique IV.

El 14 de mayo se encuentra en Trujillo, cuya fortaleza es afín a la causa de La Beltraneja y está defendida por el bravo capitán Pedro de Baeza, quien se niega a entregarla hasta que recibe la orden personal de su Señor, Diego López Pacheco, II Marqués de Villena, de intercambiarla por Medellín.

Detalle del cuadro La Virgen de la Mosca, donde supuestamente se retrata a Isabel de Castilla.
Escudo de los Condes de Oropesa.

Pacificada Trujillo se dirige a Cáceres. En dicha ciudad concede mercedes a Los Ovando, fieles seguidores, mientras ordena el desmoche de los castillos de sus enemigos y de otros de dudosa fidelidad.

El 25 de julio llega la comitiva real a Sevilla.

En agosto premia la fidelidad de Fernando Alvárez de Toledo, quien la acompaña en este viaje, nombrándole I Conde de Oropesa, mientras confirma su boda con doña Guiomar de Mendoza, nieta de Pedro González de Mendoza.

Enrique de Guzmán Duque de Medinasidonia es derrotado por las tropas de Alonso de Cárdenas en Guadalcanal. Confiscada su Fortaleza de Lebrija, no tiene más remedio que ponerse a las órdenes de Isabel para respetar su vida, bienes y tierras.

Al Marqués de Cádiz Rodrigo Ponce de León se le comunica que tiene que hacer entrega de las plazas fuertes que aún están en su poder.

En otro orden de cosas, establece en Sevilla el Tribunal de la Inquisición, por mediación de Nicolás Franco, enviado del Papa.

1478. El 30 de junio, encontrándose Isabel en Sevilla, dá a luz a su primer hijo varón, el príncipe Juan, heredero de la corona.

1479. En febrero se desvanecen las últimas esperanzas de su rival Juana cuando un cuerpo de ejército portugués y las tropas de la Condesa de Medellín no consiguen derrotar a las suyas en La Albuera.

Por mar les va mucho mejor a los portugueses, que derrotan a la armada castellana. Isabel y Fernando terminan reconociendo el derecho de Portugal a La Guinea.

El II Marqués de Villena, principal valedor de la opción portuguesa en España, ve su futuro más que incierto apoyando a la causa portuguesa y jura lealtad a Los Católicos.

En septiembre entabla negociaciones con su tía, doña Beatriz. El resultado es la Paz de Alçacobas mediante la cual Isabel obtiene la Corona de Castilla.

Grabado del siglo XIX de Juana la Beltraneja. Museo Municipal de Madrid
Retrato de la Colección Generalife. Se cree que el autor podría ser Antonio del Rincón.

El 6 de noviembre nace en Toledo la tercera hija de la pareja: la infanta Juana.

La Beltraneja, abandona definitivamente sus aspiraciones, enclaustrándose en el Monasterio de Santa Clara de Coimbra.

1480. En febrero, recién finalizada la guerra sucesoria, Isabel y Fernando convocan Cortes en Toledo donde se aprueban las siguientes medidas:

  • Reorganización del Consejo de Castilla para convertirlo en un órgano eficaz de ayuda a la gobernación del reino
  • Las municipalidades piden que se respeten sus terrenos propios y comunales y se creen instrumentos legales para oponerse a los poderosos
  • Se revisan las prebendas otorgadas por los reyes anteriores (especialmente Enrique IV)
  • Se suprimen tercias, alcabalas, salinas, ferrerías y aduanas
  • Se unifican las medidas de peso y superficie en todo el reino
  • A los musulmanes se les permite una cierta tolerancia, y se les concede la opción de convertirse al cristianismo

Todas estas medidas serán conocidas como Las Declaratorias de Toledo de 1480.

En julio recupera para la Corona su queridísima ciudad de Arévalo, privando a Álvaro de Estúñiga del citado Ducado, por haber abrazado la causa de sus rivales y permiéndole, únicamente, conservar el título de Conde de Plasencia.

Crean el Tribunal de Valladolid, con capacidad de crear jurisplusdencia donde proceda (Edicto de Montalvo):

  • Se deroga el derecho de acuñar moneda propia por parte de los nobles. Se formaliza el uso de la moneda y se establecen normas para el comercio.
  • Demolición o "desmoche" de los castillos de los nobles. Se revocan privilegios concedidos a éstos con carácter retroactivo.
  • Derogación del título de Maestre de cualquier orden religiosa. El mando de estas instituciones lo detentan los Reyes Católicos a partir de ahora

Se inicia la conquista de Canarias.

Los Reyes Católicos en un acto de impartir justicia (detalle). Cuadro de Víctor Manzano realizado en 1860. Palacio Real. Madrid.

Grabado que representa a Andrés Cabrera.

Recompensa a sus fieles servidores Andrés Cabrera y Beatriz de Bobadilla con el Condado de Chinchón.

Estando en Tordesillas llegan a sus oídos inquietantes noticias. Alonso de Maldonado ha levantado a la ciudad en armas y ha reducido a Andrés de Cabrera (8). Inmediatamente, parte para la ciudad acompañada del Conde de Benavente y de Pedro González de Mendoza.

De su fuerte carácter nos refiere una anécdota acaecida cuando intenta entrar en la ciudad de Segovia y un grupo de segovianos le pide que no entre en ella:

"Olvidáis que soy la Reina de Castilla y no es mi costumbre
someterme a condiciones impuestas por súbditos rebeldes
".

Son enviados Fernando de Acuña y el jurista Alonso de Chinchilla a Galicia para poner fín a la "rebelión irmandiña", movimiento antinobleza originado en tierras gallegas en el año 1467.

Hernando del Pulgar la describe con estas palabras:

De mediana estatura, bien compuesta en su persona
y en la proporción de sus miembros, muy blanca y rubia,
los ojos verde-azules, el mirar gracioso y honesto,
la reacciones del rostro bien puesta, la cara muy hermosa y alegre...

El gobierno musulmán de Granada, hasta entonces tributario, se subleva rompiendo su relación de vasallaje.

Los Reyes Católicos empiezan la guerra contra el reino nazarí. Para ello cuentan con un ejército de 70.000 almas.

1481. El ejército musulmán conquista la ciudad de Zahara.

Muere Alfonso de Portugal, decepcionado y olvidado por todos.

Estatua de Isabel la Católica. Jardines de Sabati. Madrid.

1482. Su ejército responde conquistando en marzo la ciudad de Alhama, por el Marqués de Cádiz.

El 29 de junio nace en Córdoba la infanta Maria.

Beatriz Galindo. Estatua sita en Navalcarnero (Madrid).

Se preocupa de dar a sus hijos una esmerada educación. Así, para dar ejemplo, comienza a estudiar latín de la mano de Beatriz Galindo La Latina. Su interés es tan grande que el propio Pulgar afirma

"Era de tan excelente ingenio que alcanzó en tiempo de un año
saber en ellas tanto que entendía cualquier tabla o escriptura latina..."

El propio Juan de Lucena, viendo el afán de su reina por los estudios, sentencia

"Estudia la reina, somos agora estudiantes..."

La Corte se llena de filósofos y pensadores venidos de todas partes del viejo continente

  • Antonio y Alesandro Geraldini vienen de Italia
  • Pedro Mártir de Anglería, humanista
  • Luca Marineo de Badilo, italiano, autor de la primera Historia General de España
  • Juan de Enzima, músico
  • Lucio Marineo Siculo

La guerra contra el reino nazarí se ve beneficiada por las luchas intestinas granadinas entre zegríes y abencerrajes.

1483. El Conde de Cabra, consigue hacer prisionero a Muhamad XII (Boabdil), el hijo de Muley Hacen cuando regresaba a Granada.

Las filas cristianas se nutren de numerosos cruzados extranjeros y comienza a sonar un nombre que va a revolucionar el arte de la guerra con el empleo combinado de la caballería, la infantería y la artillería: Gonzalo Fernández de Córdoba, El Gran Capitán.

Enfrente se encuentra la flor y nata de la caballería granadina. Hombres aguerridos que se han curtido en mil y una batallas. La zona murciana es especialmente saqueada por jinetes musulmanes durante la contienda.

El 17 de diciembre es decapitado en la Plaza Mayor de Mondoñedo Pedro Pardo de Cela, poniéndose fín de esta forma a la rebelión irmandiña en tierras gallegas.

Boabdil (Mohammad XII). Boabdil. De un cuadro anónimo del siglo XIX. Sta Cruz de Tenerife.

Estatua de Isabel la Católica en el Paseo de la Castellana (Madrid, 2007).

1484. En junio cae la ciudad de Alora, la bien cercada.

Hernando del Pulgar nos hace un perfecto retrato de sus cualidades morales

Dominio perfecto sobre sí misma,
Conciencia constante de los deberes de su puesto,
Grandeza y Reverencia de Alma,
Amor a Verdad y a la Justicia implacable hasta llegar a la dureza

Una anécdota acaecida en este mismo año que nos habla de su profundo sentido de la justicia (9).

La reina sin embargo, es celosa (11). Escribe Lucio Marineo Siculo al respecto:

"Amaba de tanto manera a su marido, que andaba sobre aviso con celos a ver si él amaba a otras,
y si sentía que miraba a alguna dama o doncella de su casa con señal de amores,
con mucha prudencia buscaba medios y maneras con que despedir a aquella persona
de su casa con mucha honra y provecho..."

1485. Se aprovecha la muerte de Muley para intentar la conquista de Ronda. La ciudad tiene fama de inexpugnable debido a lo intrincado de su serranía.

La reina se ocupa personalmente de los suministros y abastecimientos, desde Córdoba o Jaén, llegando a movilizar hasta 60.000 mulas o recuas de carga.

Los cristianos se ven obligados a utilizar el engaño y el empleo masivo de la artillería para lograr su rendición. Cientos de cautivos cristianos son liberados y el desánimo se apodera del reino granadino.

El 15 de diciembre nace en Alcalá de Henares su hija Catalina.

Se consigue la conquista del archipiélago canario.

1486. Hallándose el reino en plena guerra contra los musulmanes, el Cardenal Mendoza y el confesor de la reina, el padre Hernando de Talavera, presentan a la soberana a un tal Cristóbal Colón. Su proyecto parece tan fantástico que Isabel decide consultar con un grupo de doctores sobre la viabilidad del mismo.

Cristóbal Colón. Museo Naval. Madrid.

Beatriz de Bobadilla, según un grabado anónimo del siglo XVII.

El 29 de mayo cae Loja.

1487. Se inicia un durísimo asedio a la ciudad de Málaga. Los defensores se baten como demonios. Beatriz de Bobadilla resulta herida tras ser atacada al confundirla con la reina.

El 18 de agosto, tras más de tres meses, se conquista la ciudad de Málaga. El destino de los musulmanes cautivos (que han escapado de la pena de muerte) es el siguiente:

  • Una parte para lograr el rescate de cientos de cristianos cautivos en África
  • Otra parte es entregada a los nobles o caballeros de todo el reino
  • Otra es utilizada como esclavos en las siguientes conquistas
  • 100 moros son enviados al Papa
  • A la Reina de Nápoles les son enviadas 50 moras doncellas
  • A la Reina de Portugal 30 similares
  • Muchas moras son enviadas a mujeres nobles del reino en calidad de doncellas

Inmediatamente caerán Vera, Mojacar, Mijas, Vélez Blanco, Vélez Rubio, Tabernas, Purchena.

Isabel y Fernando emplazan a Colón para el término de la campaña granadina y retomar su proyecto.

1488. Nace el infante Pedro, su último hijo.

1489. Encontramos a Isabel en Baza, para animar y arengar con su presencia, tanto a Fernando como a sus tropas. Entonces el líder musulmán Cid Hiaya, se percata de la presencia de la soberana, dando orden a su caballería de que arremetan contra la Reina de Castilla, fallando en el intento por la feliz y pronta respuesta de las tropas dispuestas al efecto.

Siempre estará presente en todas y cada una de las campañas, bien como encargada del "proveymiento de la guerra" ó bien en uno de tantos "hospital de la reyna" que ella misma fundara.

Con la entrega por parte de Al Zagal de Guadix y Almería, el reino nazarí queda queda reducido a la capital, La Vega y Las Alpujarras.

Boabdil contraataca desesperadamente buscando una salida al mar, pero fracasa.

Detalle de Al-Zagal entregando las llaves de Almería.

Detalle del cuadro La Virgen de los Reyes Católicos, que muestra a la Princesa Isabel, hija de los Reyes Católicos.

1490. El 18 de abril casa en Sevilla la infanta Isabel con Alfonso de Portugal. Pero no todo son alegrías. Muere el infante Pedro sin llegar a cumplir los dos años de edad.

1491. El príncipe Juan es armado caballero junto a la Acequia Gorda de Granada. Se inician negociaciones con Boabdil que preludian el final de la contienda.

1492. Ante la gran avalancha de refugiados que provienen de ciudades conquistadas por los cristianos; rodeada y hambrienta, Boabdil rinde finalmente Granada el 2 de enero.

Aunque se promete libertad religiosa, la reina llegará a decir:

"...mas sy al fin no se quisieren convertirse de su voluntad,
podeysles decir que han de yr fuera de nuestros Reynos,
porque non avemos de dar lugar que en ello aya ynfieles"

Los frecuentes alborotos protagonizados por musulmanes hace que tengan que permanecer en Granada hasta junio:

"Que no osaron partir de allí hasta dejar quieta la ciudad,
Y por los alborotos y desconciertos que muchos moros hicieron mientras La Corte allí estuvo,
que se alborotaron dos o tre veces, mataron muchos por justicia,
y cuartearon y despedazaron otros,
en tal manera que los pusieron sobre el yugo del temor y obediencia que convenía..."

Para proteger su unidad normal, se emite un edicto tres meses después (31 de marzo), por el cual se expulsa de España a los judíos (170,000 a 180,000 almas), cuyas ciudades habían admitido a los invasores agarenos en el siglo octavo, y quienes

"...constituyeron un peligro perpetuo a la independencia y seguridad de la nación..."

Ante la iniciativa naval tomada por Portugal, deciden iniciar conversaciones con Colón, principalmente debido a los recientes éxitos marinos conseguidos por Castilla (anexión de Canarias) y la idea de un fuerte expansionismo comercial.

El 17 de abril se firman las Capitulaciones de Santa Fé.

Isabel la Católica y Colón. Plaza de Colón. Madrid (2007).
Escudo de armas de Cristóbal Colón, renovado por orden expresa de Isabel la Católica.

Cristóbal Colón se embarca el 3 de agosto, en el Puerto de Palos. Con los medios que se la han proporcionado (3 carabelas), colocará a España pionera en comunicarse con el Nuevo Mundo.

El 12 de octubre descubre la primera de las Islas Bahamas.

El 18 de octubre Fernando sufre un atentado en Barcelona, del que sale milagrosamente ileso.

1493. Colón regresa siendo recibido por los Reyes Católicos en Barcelona.

Se firma el Tratado de Barcelona con Francia, por el cual ésta ceda El Rosellón y La Cerdaña (antiguas posesiones aragonesas).

Colón inicia su segundo viaje al Nuevo Mundo.

1494. El 7 de junio se firma con Portugal el Tratado de Tordesillas, mediante el cual se fija al pais luso sus límites de expansión en las nuevas tierras por descubrir.

Juana la Loca.

Seguidamente visita a su madre Isabel de Portugal, permaneciendo en la villa de Arévalo desde el 24 de junio hasta el 4 de julio.

Durante su estancia en la ciudad se inician las negociaciones que culminarán con el matrimonio entre su hija Juana y Felipe de Habsburgo.

Münze, que la conoce cuando cuenta con 43 años, la retrata con estas palabras:

"De estatura prócer y un tanto corpulenta,
pero de rostro muy agraciado y
aparenta bastantes menos años de los que en realidad tiene
"

En el orden económico, se sustituye el antiguo impuesto llamado alcábala por el más moderno de encabezamiento (10).

Felipe el Hermoso.
Gonzalo Fernández de Cordoba. Biblioteca Colombina.

1495. En febrero los franceses invaden el Reino de Nápoles. La guerra con el país galo está servida.

Ante la habitual hostilidad francesa, su política matrimonial va encaminada a aislar a Francia. Isabel envía a su mejor capitán, Gonzalo Fernández de Córdoba, que sufre una primera derrota en Seminara.

1496. La infanta Juana parte del puerto de Laredo para casarse en Flandes con Felipe el Hermoso.

El 15 de agosto fallece en Arévalo su madre.

El Gran Capitán destroza a los franceses en sucesivas batallas, ganando para Aragón el Reino de Nápoles.

El 19 de diciembre, el Papa Alejandro VI concede a Isabel y Fernando, mediante Bula Si Convenit, el título de Reyes Católicos.

En este año se ha editado la Pragmática de Burgos cuyos principales puntos son los siguientes:

  • Se ordena que ningún letrado pueda tener oficio de justicia, ni de pesquisidor, ni de relator, ni receptos, sin que haya estudiado en estudio generale en estos reinos por lo menos durante diez años, y tenga una edad mínima de veintisiete
  • Nadie pueda tomar el grado de doctor ni otro cualquiera, fuera de los estudio generale de estos reinos
  • Si alguno ganare breve o comisión para que otro le gradúe, alegando que es pobre, y que no puede pagar los estudios, el comisionado le envíe a alguna Universidad para que los examinadores de ella le examinen gratuitamente

1497. El príncipe Juan casa en Burgos con Margarita de Habsburgo. La obsesión sexual y los excesos del príncipe le hacen enfermar en Salamanca.

En septiembre, la infanta Isabel, viuda, casa en Valencia de Alcántara con Manuel el Afortunado de Portugal. Asiste la propia reina y toda la corte portuguesa al evento. Fernando se encuentra en Salamanca, acompañando a su hijo, el príncipe Juan, que se halla enfermo.

Grabado antiguo que representa a Manuel I el Afortunado.
Isabel la Católica, en un retrato obra de Juan de Flandes.

El 17 de septiembre recibe la buena nueva de la conquista de Melilla por parte del Duque de Medina Sidonia.

Pero no todo son parabienes. Pocos días después, recibe la fatal noticia de la muerte de su heredero, el príncipe Juan. Su nuera Margarita, que se hallaba en estado, sufre un aborto al conocer la noticia.

La depresión invade el corazón de Isabel la Católica. Encaja el duro golpe diciendo

"El Señor me lo díó, el Señor me lo quitó,
bendito sea su santo nombre..."

Se cambia el color del luto oficial en todo el reino, de blanco a negro, en señal de duelo.

1498. Se celebran Cortes en Toledo. En ellas se reconoce a la infanta Isabel como sucesora al trono, desoyendo las reclamaciones de Felipe el Hermoso, quien se declara sucesor por su matrimonio con la infanta Juana.

Viaja a Zaragoza al objeto de celebrar Cortes en la ciudad.

La princesa Isabel (siguiente en la línea sucesoria), fallece de parto. Su hijo neonato, el infante Miguel, es designado heredero al trono de las Coronas de Portugal (por su padre) y Castilla y Aragón por sus abuelos.

Tercer viaje de Colón al Nuevo Mundo.

1499. Se produce un levantamiento general de los moriscos andaluces motivado por las medidas evangelizadoras del Cardenal Cisneros. Se confía el sometimiento de la rebelión al laureado Gran Capitán.

1500. Nace en Gante el infante Carlos, hijo de Felipe el Hermoso y la infanta Juana.

La infanta María casa con Manuel el Afortunado, viudo de su hermana, la infanta Isabel.

El Cardenal Cisneros.

Colón enviado preso a Castilla, por F. Jover. Museo de América. Madrid.

Colón es apresado por Bobadilla y devuelto al reino cargado de cadenas. La reina ordena su liberación, le recibe en Granada y le devuelve sus privilegios.

Fallece en Granada el infante Miguel, heredero al trono.

Un cronista contemporáneo, refiriéndose a Isabel la Católica, llega a hablar de los Tres Cuchillos de su Vida, nombrándolos de la siguiente forma:

"El primero cuchillo de dolor que trapasó el ánima de la reina doña Isabel
fue la muerte del príncipe.
El segundo fue la muerte de doña Isabel, su primera hija, reina de Portugal.
El tercero cuchillo de dolor fue la muerte de don Miguel, su nieto,
que ya con él se consolaban.
E desde estos tiempos bivió sin plazer la dicha reina doña Isabel,
muy nescesaria en Castilla, e se acortó su vida e salut".

1501. El 14 de noviembre, su hija Catalina casa en Londres con Eduardo, Príncipe de Gales. El heredero inglés, persona enfermiza, morirá al poco tiempo.

Ante las amenazas de guerra provenientes de Francia, se vuelve a enviar a Gonzalo Fernández de Córdoba a tierras italianas.

La reina padece ya de fiebres prolongadas.

1502. El 11 de febrero declaran una pragmática de expulsión de los musulmanes en Granada, dándoles dos opciones:

  • Conversión forzosa al cristianismo
  • Abandonar el reino

Con lo cual, ya no quedan oficialmente musulmanes en el reino, sino cristianos nuevos de origen musulmán. Se calcula que de los 300.000 musulmanes que había en el reino granadino, la mitad se convierten y el resto parten para África.

Juana y Felipe el Hermoso, son declarados herederos al trono.

Isabel la Católica, por Bartolomé Bermejo. Palacio Real de Madrid.
Juana la Loca.

Se produce el último viaje de Colón al Nuevo Mundo.

Es conocido que Isabel nunca gozó de buena salud. Se produce un significativo aumento de peso, mientras se le hinchan las piernas, apareciendo significativas úlceras en ellas, que sus médicos achacan a sus constantes viajes a caballo.

En este año inicia un viaje por su reino (quizás sin sospechar que será el último). Parte de Sevilla.

1503. Nace en Alcalá de Henares su nieto Fernando, hijo de la princesa Juana.

El 20 de junio el rey recibe una preocupante carta escrita por los doctores de la reina:

"Sucedió un buen frío que duró casi cuatro horas y con buena calentura,
a las cinco sobrevino un sudor copioso que duró hasta las once de la noche...
durmió esa noche mejor y amaneció aliviada de un dolor en el costado"

Aún se preocupará por los recién descubiertos indios americanos.

Organiza el Secretariado de Asuntos Indios, que desembocará después en el Consejo Supremo de las Indias, una especie de código de protección frente a la amenaza creciente de aventureros y exploradores sin escrúpulos.

En agosto muere el Papa Alejandro VI, sin haber podido conseguir la tan añorada paz entre españoles y franceses.

Se producen las victorias del Gran Capitán en Ceriñola y Garellano.

Su hija Juana, sucesora al trono, dá síntomas cada vez más evidentes de locura. Para intentar aliviarla se desplaza desde Segovia, donde se halla convaleciente, hasta el Castillo de la Mota, donde llega en noviembre.

1504. En marzo consiente en dejar partir a su hija Juana hacia Flandes, confiando en que el estar junto a su amado Felipe la devuelva parte de su cordura.

Alejandro VI. Detalle de un cuadro de Pinturiccio.

Hernando de Talavera. Óleo anónimo. San Lorenzo del Escorial. Madrid.

Isabel tiene ya dificultades para caminar (anda en forma de ánade). Poco después se hace trasladar en litera. Finalmente queda postrada en el lecho. Padece de falta total de apetito, insomnio y una sed imposible de aplacar.

En octubre sufre de una violenta convulsión, de la que, afortunadamente se recupera.

Manda llamar a su confesor fray Hernando de Talavera al que apremia para que investigue villa por villa si en su reino

"Aún hay descargos por facer..."

El 21 de octubre hace venir a su secretario, Fernando Gaspar de Gricio y dicta su testamento.

El 23 de noviembre reforma en parte su testamento.

El 26 de noviembre, se siente morir. Aún tiene un recuerdo para su adorado esposo al legarle sus joyas

"Porque viéndolas pueda tener más contina memoria del singular amor que a Su Señoría siempre tuve, e aún para que se acuerde de que ha de morir,
e que le espero en el otro siglo,

e con esta memoria pueda más santa e justamente vivir..."

Alrededor de las 12 del mediodía, a los cincuenta y tres años de edad, Isabel la Católica fallece en el Palacio Real de Medina del Campo.

Fernando el Católico dirá que

"Ha cambiado su reino por otro mejor..."

Mientras que Pedro Mártir de Anglería escribe

"Se me cae la mano de dolor...exhaló la Reina su espíritu,
aquella su alma grande, insigne excelente en sus obras.
El mundo se queda sin la mejor de sus prendas..."

Testamento de Isabel la Católica, por Eduardo Rosales.

Su último deseo es que su cadáver recorra su reino para terminar reposando en Granada.

El 27 de noviembre un amplio cortejo compuesto por caballeros, nobles, prelados y gentes de toda condición, vestidas con ropas negras de luto, se pone en marcha hacia Granada, obedeciendo los últimos deseos de su ya difunta reina.

Tras tres semanas de viaje, arriban al Monasterio de San Francisco en La Alhambra, donde el cuerpo de la finada, amortajado en un sencillo hábito franciscano, es enterrado en una austera sepultura, siguiendo sus deseos.

 

 

(1). Algunos autores antiguos, señalan su lugar de nacimiento en Madrid.

(2). El cronista oficial de Enrique IV, Diego Enríquez, atribuye al Arzobispo de Toledo y al Marqués de Villena la llamada a la Corte de los dos infantes:

“E como el arzobispo de Toledo y el marqués de Villena tenían algunos siniestros motivos, agenos de lo que al estado del rey convenía, insistieron con el rey que mandase traer a los infantes sus hermanos para que de contino anduviesen por la corte, porque allí serían mejor criados y aprenderían virtuosas costumbres que estando apartados del rey. El rey, aviendo por bueno su consejo, mandó que les truxesen; e traidos, dio cargo del infante a DIEGO de RIBERA, caballero de limpia sangre e crianza de mucha virtud, para que su ayo e le doctrinase como a hijo de rey pertenescia; e mandó que la infanta doña Isabel de contino estuviese con la reyna, de la qual con mucho amor e hermandad fué siempre tratada”

(3). Isabel no olvidó aquella anécdota. Con el tiempo termina concediendo a Gutierre de Cárdenas el llevar una doble "S" en su escudo de armas.

(4). Isabel, ferviente religiosa, desconocía este dato. Lo supo con el tiempo. Es probable que, de haberlo sabido, la boda no hubiera llegado a celebrarse. La Bula falsa se habría fechado en Roma el 28 de mayo del año 1464, siendo ejecutada por el obispo Arias Dávila, y leída por el arzobispo Carrillo el 18 de octubre del año 1469.

(5). Sixto IV dispone la dispensa matrimonial el 1 de diciembre del año 1471.

(6). Según algunos historiadores, sí que existió un documento redactado ante notario en su lecho de muerte, donde confirmaba a su hija Juana como su legítima heredera. Este documento habría sido destruído por Fernando el Católico tras la muerte de Isabel.

(7). No era ciertamente bella, aunque poetas y cronistas la adulasen excesivamente. Estos son versos de Diego Guillén Dávila.

Estaba conmigo la Naturaleza;
Su gesto, con mano sotil, adornaba
De tan radiante y clara belleza,
Que todos los gestos humanos sobraba.
Sus miembros ebúrneos así conformaba
En tal proporción, grandeza y mensura,
Que quien las contempla verá en su figura
Beldades que ver jamás no pensaba.

(8). Según el Historiador de Segovia, Colmenares, el incidente habría sido provocado al cesar Andrés Cabrera a Alonso de Maldonado en sus funciones:

"Alonso de Maldonado, a quien pocos días antes el alcaide había quitado el cargo de teniente suyo,
para darle a su suegro, Pedro de Bobadilla, trató de vengarse..."

(9). Tras interponer una denuncia una señora por la desaparición de su marido, la justicia no tarda en encontrar al culpable, un caballero de nombre Álvar Yáñez de Lugo, quien, en complicidad con un Notario, habría asesinado al desaparecido para quedarse con sus bienes. El desdichado es condenado a muerte y ofrece la suma de 40.000 doblas de oro para la conquista de Granada por salvar la vida. Muchos miembros del Consejo Real son partidarios de cambiar la sentencia. Isabel se muestra tajante:

"Prefiero la justicia a la pecunia.."

Y determina que el condenado sea ajusticiado y sus bienes y los robados queden en poder de los hijos del caballero asesinado.

(10). La alcábala era un impuesto originado en cualquier transacción y que llegaba al 5% del valor total de la misma. Normalmente era pagado por el vendedor, pero existía mucha burla al respeto. Cuando era una permuta se llamaba alcábala al viento y era pagada por el forastero. Con el encabezamiento, se pasa al 10% de la transacción y se crea una lista de contribuyentes en el pueblo, por orden de tributación.

(11). Como confirma su propia hija Juana, en una carta recibida por Monsieur de Veyre el 3 de mayo de 1505, donde textualmente escribe:

"más la Reyna, mi Señora, a quien Dios dé gloria,
que fue tan excelente y escogida persona en el mundo, fue asimismo celosa".

(12). Así lo refiere Jerónimo Zurita:

“estando vaco el Maestrazgo de Santiago, don Juan Pacheco, que nada era descuidado, conociendo la coyuntura, juntó el año 1467 Los Trece en Ocaña (los 13 nobles) ganándoles las voluntades e hizose elegir Maestre de la Orden” y fue tan poderoso y de tanto animo que todos los castillos y casas fues della se le rindieron en breve tiempo, y traxo confirmación del Sumo Pontífice, cual era necesaria, para obtener el Maestrazgo "

 
Castillos de España
 
© castillosdejirm.com
Última actualización 12/05/2012