Avenidas, monumentos y honores

CAPÍTULO XIV

 

AVENIDAS, MONUMENTOS Y HONORES

 

1.- El primer busto

2.- Fundación del Club Grau

3.- Monumento en el Callao

4.- La Cripta de los Héroes

5.- Monumento en Piura

6.- Monumento en Lima

7.- Monumento en Miami

8.- Calles y plazas

9.- Grau, héroe boliviano

10.- El Huáscar en Talcahuano

11.- La curul de Diputado

                        12.- Grau, Hombre del Milenio

 

 

Monumento a Grau en Lima

 

Monumento a Grau en Miami

 

Avenida Grau, vía principal de la ciudad de Piura

 

 

Monumento al Almirante Miguel Grau, en Piura

 

 

Busto de Grau y frente de estación  F.C. a Paita

 

 

 

AVENIDAS,  MONUMENTOS Y HONORES

 

(Arriba)

 

1.- El primer busto

 

            Cuando recién se había terminado la guerra y cuando hacía poco que los chilenos habían abandonado territorio nacional, el año 1885, el Prefecto de Piura don Federico Moreno, que era un ferviente admirador de la gloria del contralmirante Grau, lanzó la iniciativa  de mandar a construir un busto para el héroe, Para tal fin promovió una reunión en la Prefectura y encontró mucha acogida por lo cual se procedió a nombrar un comité que el mismo presidió y del cual su alma.

 

En Lima también se había formado un comité con el mismo objeto, bajo la presidencia  del almirante paiteño don Antonio de la Haza, también para reunir fondos y levantarle en monumento al héroe en la capital.

 

En Piura, el Prefecto Moreno se mostró tan diligente que en menos de tres meses se reunió la suma de trescientos soles, lo que era suficiente para mandar a confeccionar un busto de mármol, por el escultor  Lorenzo Roselló.

 

Se contrató con la casa Ferrara ubicada en el Portal de Escribanos de Lima que era importadora del mejor mármol italiano  y el escultor español esculpió el busto, lo que hizo  con mucho esmero pues representaba fielmente el rostro del contralmirante. Sin embargo, pese al esfuerzo desplegado, no se pudo terminarlo antes del 8 de octubre como se había solicitado, sino varios días más tarde. Por esa razón se fijó el 26 de octubre como fecha de inauguración

 

Sobre la plaza de armas  frente a la Iglesia Matriz  y mirando a la calle Tacna que en esa época todavía se llamaba Mercaderes (antes El Cuerno), se construyó un pedestal sobre el cual se colocó el busto.

 

El acto de inauguración se hizo con gran solemnidad. El discurso principal estuvo a cargo del abogado cataquense  Manuel Yarlequé Espinosa, parlamentario y orador. Asistían autoridades y colegios, la flamante compañía de bomberos que estrenaba sus vistosos uniformes, tropas de la gendarmería y de la Guardia Nacional, todas ellas bajo el mando del coronel Teodoro Seminario León, el que en 1895 iba a ser el jefe de una montonera pierolista, que enfrentó a su tío el Prefecto y  coronel Fernando Seminario Echandía, e iban a ensangrentar el departamento de Piura.

 

El 30 de octubre de 1896 cuando era Alcalde de Piura  don Edmundo Seminario Arámburu, se abrió una alameda que se llamó de Santa Lucía por que  empezaba desde la vetusta iglesia del mismo nombre  hasta el pampón que había frente a la estación del ferrocarril, donde se construyó una plazoleta de ladrillo de forma circular en cuyo centro se puso el busto de Grau. Después se circundó el pequeño monumento con una verja de hierro.

 

La Iglesia de Santa Lucía estaba en la calle  La Pampa (después el Cuzco) y la parte posterior daba a la calle del Playón (hoy Arequipa).

 

 Con el advenimiento del nuevo siglo, se hizo un programa especial y entre ellos figuró el cambio de nombre de Alameda de Santa Lucia por el de avenida Grau, lo que se hizo con gran algazara y regocijo, pues hubo retreta, quema de fuegos artificiales, iluminación extraordinaria con faroles de kerosene, etc. Por entonces la avenida Grau era solamente una vía ancha y arenosa. Recién con el comienzo del siglo se fue enladrillando poco a poco.

 

Posteriormente fue demolida la Iglesia  Santa Lucía con lo cual la avenida Grau se prolongó hasta la Calle Arequipa (El Playón). En 1936 el Alcalde Eduardo León Zaldívar planteó la necesidad de prolongar la avenida  hasta la calle Tacna  demoliendo una buena cantidad de viviendas y establecimientos comerciales. Esto se hizo realidad cuando era Alcalde don Emilio  Hilbck Navarrete, que contó con el decidido apoyo del ingeniero Manuel Espinosa Vassi, de don Roberto Carrión y de la Junta de Obras Públicas. Cuando se demolió la finca de la familia Argomedo, el paso quedó libre.

 

En 1923 el Alcalde Eduardo Elejalde Chopitea que era trujillano, mandó a construir un artístico pedestal de mármol, donde se puso al héroe un poco más de acuerdo a sus merecimientos.

 

Cuando se colocó el pedestal, se grabó en su parte delantera lo siguiente:

                                     

Miguel Grau

Contralmirante del Perú

8 Octubre 1879

 

En alto relieve  se reproducía al «Huáscar» y más abajo, la leyenda:

 

Inaugurado

el 26 de Octubre de 1885

 

en la parte posterior, la leyenda de: Al más esclarecido de sus hijos

(Alto relieve del Escudo)

Por iniciativa del Señor Prefecto

don Federico Moreno

 

Al lado derecho se inscribió: Oficiales Mayores: Távara Santiago, Rotalde Felipe, Alfaro Juan

 

Guardias marinos: Tizón Carlos, Valle Riestra D., Villar M.M., Villavicencio G., Elías Bonnemaison M., Sotomayor F.

 

Maquinistas: Tomás Wilkins; Samuel M.C-Mahon- Tomás Hughes.

 

Más abajo aparecen inscritas las acciones marinas de: Iquique 10 de Julio de 1879 y Antofagasta 28 de Agosto de 1879.

 

Al lado izquierdo, aparece: Oficiales de Marina en el Combate de Angamos: Aguirre Elías; Carvajal  M, Ferré Diego, Rodríguez J.M.,Gárezon Pedro, Santillana G, Palacios E, Canseco F, Herrera R. del Ejército: Ugarteche J.M., Bustamante M.

 

Más abajo, se puede leer las acciones marinas de: Iquique 21 de Mayo de 1879 y Antofagasta 29 de Mayo de 1879.

 

Cuando el monumento fue trasladado a Sullana se le agregaron nuevas inscripciones. Asi tenemos:

 

En la parte baja y atrás: Este Monumento fue inaugurado siendo Alcalde  el Señor Félix Mendoza Flores.- 8 de Octubre de 1948

 

En la parte delantera y abajo, se lee: Esta plaza ha sido remodelada a iniciativa del Alcalde don Julio Baca mediante contribución pública del pueblo de Sullana. Julio 27 de 1980.

 

En 1943 cuando se inauguró en Piura, el conjunto escultórico obra del artista huaquillano Luis Agurto, el antiguo monumento a Grau, fue solicitado por la Municipalidad de Sullana, siendo ubicado en la Plaza de la Independencia, que desde entonces se llamó Grau y estaba  frente a la estación del ferrocarril. Años más tarde cuando los directivos de la Casa Museo Grau, trataron de rescatar el monumento para ponerlo en el patio de dicha Casa Museo,  los su llaneros hicieron cuestión de estado la defensa de la permanencia del monumento en Sullana y el Alcalde Julio Baca, movilizó a la población que formando nutridos grupos hizo guardia al pie del monumento por varios días y noches.

 

El segundo monumento a Grau se inauguró en Huarochirí, provincia serrana de Lima, el 15 de Diciembre de 1895

 

 

(Arriba)

 

2.- Fundación del Club Grau

 

            También, gracias a la iniciativa del Prefecto Federico Moreno, se formó una institución para que representara a los artesanos de la ciudad. A tal fin convocó el 1ª de noviembre de 1885 a una reunión, a la cual asistieron 101 artesanos, fundándose la  “Sociedad de Artesanos Grau y Auxilios Mutuos” que tuvo como primer Presidente al joyero Parcemón Fuentes. Don Federico Moreno fue nombrado Presidente Honorario,

 

El Dr. José Albán Ramos ha dado a conocer  que entre los fundadores habían  varios analfabetos, 26 del barrio de la mangachería de los que 8 tenían el apellido Albán y eran ancestros suyos. También en la primera Junta Directiva hubo algunos analfabetos. Esta directiva funcionó dos meses  y logró organizar a la Institución y darle Estatutos.

 

Pero en el mismo mes de noviembre de 1885, el Presidente Provisorio general Iglesias, fue depuesto por el general Andrés Avelino Cáceres y eso motivó la renuncia del Prefecto días más tarde.

 

Despues de  Parcemón Fuentes, fueron presidentes de la sociedad en el Siglo XIX , Fermín Chunga, Enrique del Carmen Ramos, Pedro Rivera Núñez, Julio Rodríguez, Enrique López,  Eduardo Moscol y Carlos Artadi. Los simples nombres de estas personas  indican que la Sociedad de Auxilios Mutuos  fue dejando muy rápido su carácter artesanal para convertirse en una institución social.

 

La Institución que nació en forma tan modesta pero muy democrática, se convirtió con el correr de los años en una de las  más importantes del norte peruano.

 

El año 1900 siendo alcalde de Piura don Ramón Ruidías, concede a la sociedad un amplio terreno, en calidad de uso, ubicado en las afueras de la ciudad en la parte oeste,  para actividades de tiro al blanco. Cuando era presidente de la sociedad don Pedro Rivera Núñez, solicitó al senador Enrique Coronel Zegarra, se gestionase una ley que diese el terreno en propiedad, lo que se logró el 23 de Setiembre de 1903, pero en la ley  no se indicaba las dimensiones del terreno..Originalmente el área ocupada por la institución era de 800 metros cuadrados (200 x 4), pero el socio Víctor Maticorena aprovechó el vacío existente en la ley  y fijó en 800 x 800 y esa fue el área del terreno que entregaron las autoridades judiciales encargadas de dar cumplimiento al mandato legal. La toma de posesión de los terrenos se hizo en marzo de 1904 cuando era presidente del Club el Dr. Enrique López Albújar. .En 1905 el socio Honorario don  Carlos Schaefer donó una hermosa placa de mármol italiano , con los nombres de los piuranos que ofrendaron su vida en la guerra con Chile, donde figuraba en primer lugar don Miguel Grau. Cuando regía los destinos del Club don Nicolás Gonzáles, la placa fue colocada en la estatua de la Libertad que existe en el centro de la plaza principal de Piura. En la mencionada placa, figuran: Miguel Grau, contralmirante. Luego en orden alfabético aparecen  Miguel Almestar; Castro Zagala Felipe; De los Ríos Emilio; García Paz Teodoro; García Jerónimo; Gonzáles Otoya Tomás; Guerrero Juan Gutiérrez Manuel; Guzmán José; Hidalgo Luis; Medina Nemesio; Meléndez José María; Meléndez Sixto; Merino Daniel; Moor (More) Carlos; Palacios Nicolás; Rivas (Rivera) Enrique; Sáenz Vicente; Seminario Ignacio; Seminario Toribio; Seminario Alberto; Valdivieso Ponciano; Varillas Pedro, Vásquez Enrique. Vera Tudela José María. Se trataba sin duda de piuranos.

 

Como cabe suponer, no están todos los que en forma destacada combatieron y murieron en la guerra. Muchos de los que figuran en la placa, pertenecieron al Batallón Piura  que organizó don Augusto Seminario Váscones, así por ejemplo,  el teniente coronel Vera Tudela fue 2do. Jefe; Ignacio Seminario actuó como sargento mayor, fue 3er Jefe; Pedro  Varillas, como subteniente fue abanderado;  Merino Daniel fue teniente coronel; Medina Nemesio fue teniente de la  6ta. Cía., Ponciano Valdivieso fue  subteniente.

 

 En 1908 el Ministerio de Guerra reconoce a la sociedad  como Club Grau de Tiro al Blanco Nª 51, recibiendo la institución ocho fusiles y material para la práctica. Hasta el 4 de junio de 1911 el Club funcionó en una casa de alquiler de la calle Libertad pero su Presidente  Carlos Artadi lo llevó a su propio local levantado en el terreno del Club. En enero de 1938 se inauguró la piscina  de natación. El 14 de marzo de 1947 por ley 10831 se le reconoce al Club la propia de los terrenos que ocupaba en un área de 188.162 m2

 

El 29 de mayo de 1950, mediante Decreto Ley 11.383, el Club se desdobla en dos instituciones: el  Club de Tiro  y  el  Club Grau. Se  le autoriza  también a urbanizar, lotizar  o vender el área ocupada por el polígono de Tiro al Blanco. Se vendieron los mencionados terrenos y se adquirieron otros más centrales donde en mayo de 1961, cuando era Presidente de la institución  el Dr. Rafael Vega García se inauguró el nuevo local propio, construido a un costo  S/.3’046.000.00 por los Ingenieros Juan Clarke Cabada y Gustavo Mohme Llona..

 

 

(Arriba)

 

3.- Monumento en el Callao

 

El tercer monumento a Grau se inauguró en el Callao.

 

El ciudadano italiano, natural de Génova don Faustino Piaggio que tenía yacimientos petrolíferos  en la entonces provincia de Paita, fue el promotor de la construcción de un monumento a Grau en el Callao. El historiador Don Jorge Basadre, cuenta que en 1890, la casa comercial Peter Bacigalupi y Cía. comenzó en 1890 una colecta para levantar un monumento a Grau,  siendo la Municipalidad de Lima depositaria de los fondos. Por aquella época en el Callao se había construido un plaza que llevaba el nombre del contralmirante Grau, pero carecía de monumento, motivo por lo cual la Municipalidad de ese puerto solicitó que el mismo se levantase en dicha plaza lo que se aceptó. Pero los fondos existentes solo sirvieron para levantar  las bases del monumento por cuyo motivo se inició una nueva erogación a escala nacional por intermedio de los Municipios, para completar el conjunto escultórico.A esos fondos se unieron otros  del  extranjero.

 

El proyecto fue encargado al escultor italiano Bartolini, que fundió una estatua de bronce de cuerpo entero, donde Grau señalaba  el sur con un  brazo levantado. La estatua fue colocada sobre una columna de granito de estilo dórico, con base y capitel de mármol. El conjunto escultórico tiene una altura de 10.76 metros. En la columna hay una inscripción que dice:

A Miguel Grau

Homenaje del Pueblo del Callao

1897

 

En el monumento hay cuatro placas de bronce. en un de ellas están los nombres de la plana mayor del Huáscar y de su guarnición. En otra figura el acuerdo de la municipalidad del Callao sobre el monumento. Las otras son bajorrelieves, en una de las cuales se representa el combate de Iquique y en la otra el combate de Angamos. Hay también medallones con la efigie de los jefes  y oficiales del monitor que habían muerto.

 

El 21 del mayo de 1897, el monumento fue inaugurado y contó con la presencia del Presidente de la República, que nuevamente era Nicolás de Piérola, el mismo que en 1880 había calificado al contralmirante Grau como héroe de segunda.

 

Hicieron guardia al pie del monumento,  los sobrevivientes del “Huáscar”, contingentes navales, militares y bomberos, instituciones oficiales y particulares, empleados públicos y una enorme concurrencia.

 

A manera de desagravio, Piérola, pronunció un discurso reconociendo los méritos y la gloria de Grau.  Sus palabras fueron las siguientes:

 

Lo grandemente bueno, y sólo lo que lo es, tiene un resplandor necesario e inextinguible que se llama gloria.

 

El contralmirante peruano y sus bizarros compañeros, que sucumbiendo en lucha heroica en el legendario combate de Angamos, son gloria peruana y bien peruana; pero que alcanza a nuestro continente y a nuestra raza; pero que encumbra la nobilísima profesión de marino y de soldado; pero que toca a todos los que saben cumplir con su deber; pero que ilumina una de esas magnificencias históricas ante las que nos sentimos orgullosos de ser hombres.

 

Ese puñado de marinos es nuevo foco de luz entre los que alumbran la marcha de la humana especie en sus ásperos y oscurísimos senderos, manteniendo para ella, el fuego de la vida que la antigüedad simbolizó con las vestales.

 

En cuanto al Perú, Grau y sus compañeros sirven a la defensa de su dignidad, de su soberanía y de sus derechos con un heroico sacrificio mucho más que con su brazo; mucho más que con  poderosos elementos materiales de triunfo; porque su ejemplo, engendra corazones y brazos, sin los cuales ellos nada valen y porque, nación que tiene ciudadanos como ellos, nunca ha podido ser vencida - ¿ qué pueblo tendría existencia en el mundo y en la historia tan poderoso y tan alto que no fuera vencido una vez ?- pero su propio vencimiento no será para ella, sino título al respeto y aprendizaje de triunfo.

 

Amigos de mis jóvenes años con quienes he cambiado intimidades de afectos, patrióticas cuitas y esperanzas; contralmirante Grau, a quien rodea este cortejo tan digno de vos y de la Patria, decid con vuestros labios de bronce que no temen paralización ni  flaqueza, decid a los jóvenes hijos de este pueblo, que todo gran sentimiento, como el  amor de la Patria, están tanto menos en los labios, cuanto más hondo está en el corazón; como no tiene otro lenguaje que las obras; como es inseparable del  austero cumplimiento del deber, cualquiera que sea el puesto en que el ciudadano se halle colocado; decidles como el labrador y el modesto obrero, el industrial, el hombre de ciencia y el artista, el funcionario público, el marino, el soldado, sólo aman y sirven a la Patria cuando cumplen fielmente con su deber y como no lo olvidan nunca sin atentar contra ella, Enseñadles que la gloria, es un bien real que no perece ni pasa porque ella no es sino brillo necesario.

 

Y semejantes a las ondas de este mar que venidas de ignotas latitudes, ora tumultuosas, ora sosegadas, bañarán en adelante el pie del monumento alzado a vuestra memoria, retirándose cariñosamente sumisas ante él, así las generaciones que se sucedan en este suelo recogerán al contemplaros,  enseñanza en la mente y animosa confianza en el corazón.

 

Peruanos, ciudadanos de todos los pueblos, que tomáis parte en esta solemnidad de familia,  en una hora en la que el Perú no tiene sino amigos, descubrios conmigo para saludar a  esta imagen que hace bien al alma y cuya memoria guardará la tierra reverente, en el curso sin fin de las edades.

 

 

(Arriba)

 

4.- La Cripta de los Héroes

 

Los restos de  Miguel Grau y de otros héroes de la Guerra con Chile que se encontraban en el mausoleo del general Castilla, fueron llevados a otras tumbas el 4 de agosto de 1904 a causa de haberse cuarteado por un fuerte temblor. Los restos de los héroes se encontraban en los Cuarteles, Mártires de la Guerra, Nuestra Señora de Lourdes, San Lucas, San Camilo, San Pablo,  San Job y Santa Carmela.

 

El 3 de diciembre de 1908, se promulgó, la Ley 398 cuyo Artículo Unico, decía lo siguiente:

 

Artículo Unico.- Votase en el próximo presupuesto general de la república la suma de ocho mil libras para erigir en el cementerio de esta capital una capilla fúnebre en que se depositarán los restos de los defensores de la Nación que sucumbieron en la última guerra exterior.

 

Con fecha 22 de agosto del mismo año, se daba la Ley 728, que decía:

Artículo Unico.-Los nombres de los que se distinguieron en la última guerra exterior, rindiendo la existencia en la defensa del Perú, cuyos restos no han podido ser habidos para depositarlos en la capilla fúnebre erigida por Ley Nª 398, figurarán en las placas murales de dicha capilla.

 

Se inscribirá también el nombre de los que reposan en mausoleo distinto.

 

Se mostró mucha diligencia en construir el edificio en el Cementerio General o Presbítero Maestro en forma tal que se inauguró el 8 de setiembre del mismo año con gran solemnidad.  La construcción estuvo a cargo del arquitecto francés Emilio Robert y fue dirigida por el coronel Ernesto Zapata, ex Prefecto de Piura. El compositor José María Valle Riestra, estrenó  su Elegía en honor de los héroes de la Guerra del Pacífico. Robert fue también el constructor del edificio de la Cámara de Diputados. A la ceremonia concurrió el Presidente don José Pardo que estaba en los últimos meses de su gobierno.

 

Están  depositados en la Cripta en sarcófagos, los restos de Miguel Grau, Francisco Bolognesi, Elías Aguirre, Juan Guillermo Moore, Andrés Avelino Cáceres (desde 1923), Melitón Carvajal( 1935), Gervasio Santillana (1945),   Pedro Gárezon, Isaac Recavaren (1963), Pedro Silva, Belisario Suárez (1963), Ramón Vargas Machuca(1882), los muertos en Angamos, en la Campaña del Sur y en la defensa de Lima. En nichos se encuentran los restos de Narciso de Colina, Natalio Sánchez, Manuel Elías Bonnemaison (1961), Alejandro Iglesias, Enrique Palacios, Manuel Tafur,  su hijo Máximo,  Justo Arias Arangües, Carlos Arrieta,  Juan Alfaro, Francisco Retes, Gregorio Albarracín,  Manuel Ugarte, Juan Cáceres, Reynaldo de Vivanco,

 

Enrique y Augusto Bolognesi hijos del héroe de Arica, , Felipe Valle Riestra, Ladislao Espinar  Pedro Ruiz Gallo Aníbal Alayza y otros hasta llegaban a doscientos. treinta y cinco en 1995. Hay que anotar que hay muchos grandes ausentes, que no han merecido siquiera la colocación de una placa.

 

 

(Arriba)

 

5.- Monumento en Piura

 

            El 13 de setiembre de 1934, es decir, después de haberse cumplido un centenario del nacimiento de Grau, se dio la Ley 7908 que mandaba a consignar en el Presupuesto de la República de 1935, partidas  para incrementar los fondos para la erección de dos monumentos a Grau, en las ciudades de Lima y Piura.

 

Pasaron, sin embargo, muchos años, y por falta de fondos no se pudo cumplir, con la construcción del monumento, hasta que llegó al gobierno el Dr. Manuel Prado Ugarteche, el cual expidió el 28 de marzo de 1940, la Resolución Suprema que dice:

 

CONSIDERANDO

 Que el Perú debe de cumplir con el deber de  simbolizar su gratitud al héroe Contralmirante  Don Miguel Grau, erigiendo un monumento en la Capital de la República y otro en su ciudad natal;

 

NOMBRASE:

Para el monumento que debe de erigirse en Piura, el Comité siguiente: Senador por Piura don Federico Bolognesi, quien lo presidirá, Senador Víctor M. Zapata, el diputado por Piura don Emilio Hilbck, don Manuel Checa exAlcalde de esa ciudad, don Luis Humberto Delgado, Secretario del Comité de Fondos Patrióticos y don Gabriel Seminario Seminario

 

El Senador Federico Bolognesi, era nieto del Héroe de Arica.

Se convocó a un concurso internacional al cual acudieron tres escultores extranjeros y sólo uno nacional: Luis Agurto Olaya que ganó el concurso. Se firmó contrato para la ejecución de la obra por cien mil soles.

 

Se asegura que cuando el Presidente Prado vio la maqueta, trató de convencer inútilmente a Agurto y al Comité para que la obra se hiciera en Lima

 

En la Plaza Grau, situada en la avenida del mismo nombre y reemplazando a la primera estatua que en el Perú se hiciera para honrar la memoria de Grau, se levantó el gran conjunto escultórico hecho de concreto y granito.

 

La figura de gran tamaño del héroe, se levanta sobre el puente de mando  del “Huáscar”. A sus pies los dos cañones de la torre giratoria. En la mano derecha tiene Grau un largavista. Forman parte del conjunto escultórico, dos sirenas pregonando con clarines la gloria de Grau.Según el escultor representan la Serenidad y la Acción.  En la parte superior de las columnas hay una alegoría de la Patria con los brazos en alto. En la parte posterior el monumento tiene una representación mitológica del dios del mar, Neptuno, montado sobre un caballo marino y con los brazos abiertos y en alto, sosteniendo en una mano una Cruz y una estrella y en la otra una espada. La altura del Monumento es de 15 metros, la estatua del héroe tiene 3 metros y otros tantos la representación de la Patria También en la parte posterior del monumento hay tres placas de bronce de 1 x 0.60. En una de ella están los nombres de la oficialidad del Huáscar en 1879, en otra, hay una inscripción que dice; “Se inauguró este monumento al Héroe de Angamos Miguel Grau, en Piura el 8 de Octubre de 1945,  Siendo Presidente de la República el Dr. Manuel Prado U.  - Ministro de Marina y Aviación, Contralmirante Federico Díaz Dulanto. En la tercera placa está el nombre del. Comité Ejecutivo, pro construcción del monumento. Presidente, Senador Federico R. Bolognesi; Tesorero, Senador Víctor M. Zapata; secretario, Diputado Roberto Carrión Guzmán.- Vocales Manuel Checa Eguiguren, Gabriel Seminario, Luis Humberto Delgado. En la parte delantera, también de bronce hay un escudo peruano, un ancla y una pequeña placa que dice: “El monumento al héroe Miguel Grau. Es obra original y ejecutada por Luis F Agurto, escultor. Piura 1943.”

 

El monumento fue inaugurado con gran solemnidad cuando era prefecto don Teófilo Ibarra y alcalde don Emilio Hilbck, contándose con la presencia del presidente Prado. Con posterioridad, la plaza Grau ha sido objeto de mejoras.

 

Todos los años se celebran en ella dos fechas, el 27 de julio recordando a su natalicio y el 8 de octubre conmemorando su heroico sacrificio.

 

 

(Arriba)

 

6.- Monumento en Lima.

 

            Como  ya lo hemos manifestado, la Ley 7908 dada en 1934, dispuso que en el presupuesto de la República se consignaran los fondos necesarios para construir en las ciudades de Piura y Lima monumentos a Miguel Grau

 

Él Senador por Lima, y piurano de nacimiento Dr. Luis Antonio Eguiguren, al cumplirse cien años del nacimiento de Grau, regaló un badilejo de oro “ para que el Señor Presidente de la República, ponga la primera piedra  del monumento a Grau en la capital del Perú, el 27 de julio de 1934”. Se proyectó una rifa a nivel nacional, para obtener 30.000 soles, pues se emitieron 60 mil boletos a 50 centavos cada uno-La rifa debía de hacerse en la Beneficencia Pública de Lima. .Pero el tiempo transcurrió y  no se conoció si la rifa se llevó a cabo. Se colocó la primera piedra, pero de allí no pasó. 

 

Se nombró un Comité Organizador, que estuvo constituido por los Representantes por Piura, dr Matías Prieto, Carlos Artadi, Capitán Ernesto Merino Reyna,  Dr. José Ignacio Portocarrero y Dr. Pablo Ernesto Sánchez Cerro. y por el Capitán de Fragata Víctor Escudero, Coronel Luis F. Escudero y el escritor Luis Humberto Delgado. Todos del departamento de Piura

 

El 28 de octubre de 1946 durante el Gobierno del Presidente José Luis Bustamante y Rivero se inauguró en Lima el monumento  a Grau realizado por el famoso escultor italiano Vitorio Macho. autor del busto a Bolívar.  El fundidor fue Bruno Campaniola, habiendo costado todo el conjunto escultórico 670 mil soles.

 

 En la parte central y delantera del monumento aparece una representación de Grau hecha de bronce, con los brazos cruzados delante de una  rueda de timón. En la parte superior del monumento hay una alegoría de la Gloria con los brazos en alto.

 

Se ha asegurado que al principio el escultor quiso hacer primero una escultura  simbólica, pero los patrocinadores de la obra, fueron de  opinión de que el Héroe fuera representado en forma realista. Entonces se combinaron los dos criterios y así Grau está representado en persona, mientras que hay otras alegorías. Según el escultor, las bases de granito del monumento representan al mar y el gran monolito, simboliza el Perú.

 

El monumento esta ubicado a comienzos de la Avenida Grau, que también fue construida y a la terminación del Paseo  Colón a pocas cuadras del Monumento a Bolognesi. se ha criticado que la figura de Grau esté mirando al Norte en lugar de hacerlo al Sur.

 

 

(Arriba)

 

7.- Monumento en Miami

 

            En la ciudad norteamericana de Miami hay un monumento a Grau en la avenida 137 llamada “Almirante Miguel Grau”, ubicada  en el S.O, que fue inaugurado el 10 de abril de 1994, como un pionero de los derechos humanos en América.En el Monumento  existe la siguiente leyenda, en la placa de mármol superior.

 

 

GRAND ADMIRAL MIGUEL GRAU

PIURA- PERU   

1834-1879

 

INMORTAl   WARRIOR OF THE  PACIFIC  SEA

HONORABLE  MAN

CONGRESSMAN  OF  THE  REPUBLIC  OF   PERU

PIONEER  OF  HUMAN RIGHTS  IN  THE  AMERICAS

 

En la placa de mármol inferior, hay la siguiente leyenda.

 

INAUGURATION

“ AVE. ALMIRANTE MIGUEL GRAU “

DADE  COUNTY

 

MR.  JAVIER  SOUTO  COMMISSIONER

PERUVIAN CLUB  OF  FLORIDA

MR.  EDUARDO  CHAVEZ  PRESIDENT

 

PERUVIAN  NAVY

DM. ALFREDO  ARNAIZ  COMMANDER GENERAL

RADM  JAVIER  BRAVO  NAVAL  ATTACHE

 

                                                       MIAMI,  APRIL 10  1994

 

 

La traducción es la siguiente:

GRAN  ALMIRANTE   MIGUEL  GRAU

PIURA - PERÚ

1834-1879

 

GUERRERO   INMORTAL  DEL  MAR  PACÍFICO

HOMBRE   HONORABLE

DIPUTADO  DE  LA  REPÚBLICA  DE PERÚ

PIONERO  DE  DERECHOS HUMANOS  EN LA AMÉRICA

 

INAUGURACIÓN

“ AVE. ALMIRANTE  MIGUEL GRAU”

CONDADO de DADE

 

SR. JAVIER SOUTO COMISARIO

DEL CLUB  PERUANO  DE  FLORIDA

SR. EDUARDO CHAVEZ  PRESIDENTE

 

ARMADA PERUANA

DM. ALFREDO ARNAIZ   COMANDANTE  GENERAL

RADM  JAVIER BRAVO  AGREGADO NAVAL

MIAMI, 10 1994 de ABRIL,

 

(Arriba)

                    

8.- Calles y Plazas

 

            No existe lugar de cierta importancia en el Perú, que no tenga un monumento con el busto de Grau, o una plaza o una calle principal.

 

Los buques insignia de la Armada Peruana, siempre llevan el nombre de Grau. También llevan su nombre colegios, cuarteles (Piura),  establecimientos comerciales o industriales. Clubes deportivos y sociales, equipos de fútbol, urbanizaciones  asociaciones pro-vivienda, radioemisoras, logias masónicas. También se usa en condecoraciones, estampillas, billetes, monedas, denominación de concursos, de simposios, certámenes, competencias, campeonatos, canciones, poemarios.

 

Sin embargo, la provincia llamada Grau en Apurímac, no es en recuerdo al Héroe Máximo, sino en memoria de su hijo Rafael Grau Cabero, asesinado en el lugar llamado de Palcaro el 14 de mayo de 1917.Desde 1905 era diputado de la provincia de Cotabamba. Las investigaciones que se hicieron llevaron a la conclusión de que el crimen había sido planeado por Santiago Montesinos antiguo rival de Grau Cabero, y la oposición se agudizó cuando Grau hizo conocer que proyectaba trasladar la capital de provincia  que era Tambobamba a Chuquibambilla. En la celada murió Grau y uno de sus acompañantes, pero Montesinos fue reducido a prisión y murió en ella. Tratándose de un hijo del Héroe Máximo, la indignación fue nacional y sobre todo el pueblo del Cuzco, fue de los que más exigió sanción para los culpables. La viuda de Rafael Grau y los hermanos Grau Cabero, obsequiaron en agradecimiento al Cuzco, la espada que había usado el Héroe y que era una de las reliquias más preciadas de la familia,. Hasta 1990 la espada seguía en la Alcaldía del Cuzco dentro de una urna.

 

En memoria del héroe Miguel Grau hay un pequeño poblado en Loreto y en 1990 al ponerse en marcha la Regionalización, la Primera Región conformada por los departamentos de Piura y Tumbes se llamó también Región Grau.

 

La parte del Océano Pacifico que baña al Perú se llama Mar de Grau

 

 

El Mar de Grau

 

            Al celebrarse el sesquicentenario del nacimiento de Grau en 1984, se llevaron a cabo actos y ceremonias recordatorias y de homenaje, sobre todo en Lima y en Piura.

Por entonces gobernaba el Perú el Arquitecto Fernando Belaúnde Terry, el cual promulgó la Ley 23856 que dice:

 

Artículo 1ª.- El dominio marítimo del Estado a que se refiere el Artículo 98ª de la Constitución Política de la República, se denomina “Mar de Grau”.

 

Artículo 2ª.- Esta ley rige desde el día siguiente de su publicación.

 

Comuníquese al Presidente de la República para su promulgación.

 

Lima 14 de Mayo de 1984

 

RICARDO MONTEAGUDO MONTEAGUDO

Presidente del Senado

DOMINGO ANGELES RAMÍREZ

Senador Secretario

DAGOBERTO LAINEZ VODANOVIC

Presidente de la Cámara de Diputados

PEDRO BARDI ZEÑA

Diputado Secretario

 

Al Señor Presidente Constitucional dela República.

POR TANTO:

Mando se publique y cumpla.

 

Lima 8 de Junio de 1984

 

FERNANDO BELAUNDE TERRY

JORGE DU BOIS GERVASI

 

Cuando Belaúnde asumió el poder el 28 de julio de 1980, su primer acto de gobierno, fue promulgar la Constitución aprobada el año anterior por el Congreso Constituyente que había presidido el líder aprista Víctor Raúl Haya de la Torre. El antes mencionado Artículo 98 decía lo siguiente:

 

Artículo 98ª.- El dominio marítimo del Estado, comprende el mar adyacente a sus costas, así como su lecho y subsuelo, hasta la distancia de doscientas millas marítimas, medidas desde las líneas de base que establece la ley. En su dominio marítimo, el Perú ejerce soberanía y jurisdicción, sin perjuicio de las libertades de comunicación internacional, de acuerdo con la ley y los convenios internacionales ratificados por la República.

 

El concepto de Mar Territorial y de las doscientas millas marítimas fue planteado durante el gobierno del Dr. Luis Bustamante y Rivero en 1947.

 

La denominación de Mar de Grau, no es acatada y existen hasta documentos y mapas oficiales que no llevan tal denominación

 

En el mismo año de 1984, se dio la Ley 23858 que dice:

Artículo 1ª.- en el presente año la Gran Parada Militar de Fiestas Patrias, será en homenaje al Gran Almirante  del Perú  don Miguel Seminario y se realizará en las plazas erigidas a su memoria.

 

Artículo 2ª.- En la ciudad de Lima la Gran Parada Militar se realizará en la Plaza Grau el día 27 de Julio y será organizada por el Ministerio de Marina en coordinación con el  Comando Conjunto de la Fuerza Armada.

 

Artículo 3ª. Esta ley rige desde el día siguiente de su publicación.

Comuníquese al Presidente de la República para su promulgación.

Lima 5 de Junio de 1984.

 

 

(Arriba)

 

9.- Grau, Héroe boliviano

 

            En 1989, siendo presidente de Bolivia  Jaime Paz Zamora  y en momentos en que las relaciones con el Perú eran muy cordiales, el Congreso de ese país declaró el 6 de Octubre a Grau como Héroe Boliviano. En realidad ese hecho no resultaba extraño, pues Grau, durante la Guerra del Pacífico, luchó también en defensa de los intereses de Bolivia y de su litoral.

 

El proyecto fue presentado por el Senador  del Partido Conciencia de Patria (CONDEPA), Jorge Escobar  y contó con la adhesión unánime de todos los representantes. Al hacer la fundamentación del proyecto, manifestó que en breves días se iba a inaugurar en La Paz una estatua en homenaje a Grau, en cuya oportunidad las Fuerzas Armadas Bolivianas, le rendirían los honores militares correspondientes a la alta clase de Almirante Boliviano.

 

El diario “El Comercio” de Lima, en su edición del 7 de Octubre de 1989, se ocupó ampliamente del asunto.

 

En diciembre de 2.000 se inauguró en Quito un busto del almirante Miguel Grau obra del escultor peruano  Camulfo Vivanco obsequiado por la Marina de Guerra del Perú. La ceremonia fue con asistencia del Alcalde de Quito, que era nada menos que el General ® Paco Moncayo, que comandó el Ejército de Ecuador en el último Conflicto.

 

 

(Arriba)

 

10.- El “Huáscar” en Talcahuano

 

            Después del combate de Angamos, el “Huáscar” fue llevado a Valparaíso y durante varios meses fue reparado y artillado con nuevos y poderosos cañones, siendo enviado a sostener en 1880 el bloqueo de Arica comandado por el Capitán de Fragata Manuel Thomson el cual murió al día siguiente del arribo a ese puerto en una acción contra las defensas del puerto y en lucha con el monitor “Manco Capac”. Posteriormente realizó  el “Huáscar” otras misiones y luego fue destinado a unirse con la escuadra chilena para mantener el bloqueo del Callao. Después quedó como trofeo de guerra  pero luego se cambió el criterio y se le designó como museo flotante y como lugar de veneración también para los chilenos, pues allí en su cubierta, había muerto el capitán de fragata Arturo Prat, comandante de la “Esmeralda” cuanto intentó abordar al monitor “Huáscar” en el combate de Iquique, por cuyo acto de heroica intrepidez, es considerado por Chile como su héroe máximo.

 

En lo que fue posible, se restauró al “Huáscar” en lo que era en 1879 y se lo envió como buque insignia de la Base Naval de Talcahuano, en la II Zona Naval de Chile,  ubicada a 20 minutos de la ciudad de Concepción. Allí el “Huáscar” es en realidad un museo flotante que tiene una dotación permanente que se ocupa de su mantenimiento. A dicha base se ingresa por la llamada Puerta de Los Leones. La torre de mando donde murió Grau ha sido totalmente reconstruida y se le han incorporado recuerdos, reliquias, cartas, armas, cuadros descriptivos, fotografías. Las habitaciones de Grau son casi un santuario dedicado a la Virgen del Carmen, la cual es patrona de las Armas de Chile, pero a la que también Grau era devoto.. Allí hay una placa que dice: Miguel Grau, noble y caballero adversario del capitán Prat en el combate de Iquique, hábil comandante del Monitor “Huáscar”. Para quitarle peso se le han desmontado las maquinas, pero si conserva los dos poderosos cañones de 300 libras de la torre. El casco se encuentra muy debilitado por la acción del tiempo y hace temer de que en cualquier momento el barco pueda hundirse. Por eso ha surgido la idea entre los peruanos de solicitar que el “Huáscar” sea hundido con honores en Angamos tal como lo desearon sus defensores y lo había dispuesto Grau al iniciarse en combate.

Al subir por una pequeña escala a la cubierta, existe una placa de bronce, colocada al pie mismo  de la torre de mando  que dice:

                    VISITANTE DESCUBRETE

Han rodado en mis entrañas, minutos eternos de eternos heroismos.

                                SILENCIO

Que tupaso tranquilo,  noperturbe la quietud y la paz de este sagrado templo. Prat y Adea, Grau y Thomson os obsevan y guian tu espíritu.

 

Os obsevan también Videla y  Riquelme. No permitas que sea otro; que el latir de tu corazón  emocioado, en oración silente, el que llegue con su eco hasta la cuna de los héroes.

 

   Hay otra placa, de mayor tamaño que tiene la siguiente leyenda :                                 

 

 

VISITANTE DESCÚBRETE

 

Tres  comandantes  rindieron  su  vida sobre  las  cubiertas  de  este viejo  monitor.

 

ARTURO PRAT,   Capitán  de  Fragata  de  la  Armada   de  Chile, comandante  de  la  Esmeralda  cuando  abordara  al  “Huáscar”  el 21 de Mayo de 1879 en la rada de Iquique.

 

MIGUEL  GRAU,      Contralmirante   de   la   Armada   del   Perú, comandante  del  “Huáscar”, al  caer  en  su torre de mando durante el Combate Naval de Angamos, el 8 de Octubre de 1879.

MANUEL  THOMPSON, Capitán  de  Fragata  de  la  Armada   de Chile,  comandante  del  “Huáscar”,  destrozado  por   una  granada enemiga en el bombardeo de Arica el 27 de Febrero de 1880.

                      

Se inmolaron con  PRAT en  Iquique  sobre estas mismas cubiertas el    Sargento  JUAN   DE  DIOS   ALDEA  y   el   marinero   LUIS UGARTE  después,  el  Teniente IGNACIO SERRANO y  sus doce marineros en el segundo abordaje.

                         

Junto a GRAU cayeron en Angamos, el Capitán de Corbeta  ELIAS  AGUIRRE, Tenientes DIEGO FERRE y MELITÓN RODRIGUEZ

Tú,   que  admiras  el  valor  y  comprendes el sentido del Sacrificio, recoge   un   momento   tu   espíritu   ante   el   altar   de  los   héroes que  con  su  sangre  escribieron  las páginas heroicas de la  Historia Naval de Chile y del Perú

 

En esta placa, la relación de nombres se dan en forma cronológica de acuerdo a precedencia de sus muertes y no se mencionan, seguramente por imprecisión de las cifras, la cantidad de tripulantes que murieron en Angamos.

 La sala del comedor que servía también como lugar de reunión  del comando, seguía siendo sobria y elegante, y hay que reconocer que todo se conserva como era hasta el 8 de octubre de 1879.Domina el ambiente una mesa ovalada, de roble tallado de seis metros de largo con doce sillones giratorios, forrados en cuero rojo. Del techo pendían dos bonitas arañas de bronce. En un aparador al estilo de la época, se conserva la vajilla de plaqué. A los costados del comedor, estaban los doce camarotes de los oficiales y en las paredes de cada uno de ellos, el nombre de quien lo ocupó. El  camarote de Grau ha sido reconstruido, pero no aparece el cuadro de Santa Rosa de Lima.

 

No obstante, que en el viejo monitor los chilenos han tratado de dar gran relieve a sus héroes y que todo en el barco-reliquia se ha reconstruido en función del interés histórico de Chile, hay que reconocer, que se ha honrado la memoria de Grau y sus heroicos compañeros.

 

 

(Arriba)

 

11.- La Curul de Diputado

 

Grau era diputado por Paita cuando estalló la guerra, ante lo cual dejó su cargo en el Congreso y reasumió el comando del “Huáscar”. Esa curul que dejó vacía, sigue vacía en el Congreso peruano. delante de la Mesa Directiva. Cuando se inicia cada sesión plenaria, se nombra el nombre del Héroe y todos los asistentes, responden PRESENTE.

 

Durante el segundo gobierno del Arquitecto Belaúnde se dio la siguiente Resolución Legislativa:

 

RESOLUCIÓN LEGISLATIVA Nº 23680

EL PRESIDENTE DE L REPUBLICA,

 

POR CUANTO

El Congreso ha dado la Resolución Legislativa siguiente:

El Congreso de la República del Perú,

Ha dado la Resolución Legislativa siguiente:

Artículo  Primero.- En el Hemiciclo de la Cámara de Diputados, habrá permanentemente, una curul con el nombre del Diputado por Paita, Miguel Grau Seminario

 

Artículo Segundo.- La lista de asistencia con la que se inician  las sesiones de la Cámara y del Congreso, comenzará con el nombre de Miguel Grau Seminario, tras cuyo enunciado,