Barbos
Barbos (Barbas sp.)

Nombre científico:
- Barbus bocagei, Steindachner 1865
- Barbus comizo, Steindachner 1865
- Barbus graellsii, Steindachner 1866
- Barbus guiraonis, Steindachner 1866
- Barbus haasi, Mertens 1924
- Barbus meridionalis, Risso 1826
- Barbus microcephalus, Almaça 1967
- Barbus sclateri, Günther 1868
- Barbus steindachneri, Almaça 1967

Nombre vulgar: BarboOrden: Cipriniforme
Família: Ciprinidae

Cuerpo alargado pudiendo rebasar 1 m. de longitud. Cabeza y hocico muy alargados, ojos tangentes al perfil dorsal de la cabeza, que es rectilíneo o ligeramente cóncavo. Boca larga y terminal con barbillones cortos y labios poco gruesos. Cuerpo cubierto de escamas con una tonalidad plateada o ligeramente dorada, con vientre blanquecino, rosado o, a veces anaranjado. Los jóvenes presentan un cuerpo mucho más negruzco.

Prefiere ríos profundo, de corriente relativamente lenta, con abundante vegetación acuática, no desdeñando en absoluto las presas.

La reproducción tiene lugar en primavera. Durante la misma, los barbos comizos realizan migraciones a los arroyos buscando un lugar adecuado de freza.Los machos presentan unos bultitos o protuberancias blancas en la cabeza y el dorso. Cada hembre pone un número variable de huevos, como máximo unos 30.000, huevos que se adhieren a las piedras o se van al fondo. La incubación dura unos quince días.

Se alimentan de larvas de insectos, gusanos, carcoles, y, en edad adulta, incluso de pequeños peces. También se alimentan de materia vegetal.

Se trata de un endemismo ibérico. Este ciprínido se encuentra en una situación muy vulnerable en Extremadura. Está presente en las dos grandes cuencas extremeñas, remontando afluentes como el Tiétar y sus tributarios. Más raro en el Tajo que en el Guadiana, las principales causas de su descenso poblacional son la sobrepesca y la alteración de su hábitat.
HOME

VOLVER