Gusanos

 

Gusanos:
Es uno de los cebos más versátiles, pues sirve para cualquier tipo de pez. Se pueden encontrar en la práctica totalidad de la armerías y es uno de los cebos preferidos por la mayoría de pescadores.
Normalmente se venden de dos colores, blanco y rojo, pero se pueden comprar tintes de otros colores, como bronce y amarillo, y teñirlos nosotros mismos. Aunque siempre son mejores los que nos venden, ya que a estos les dan el colorante en la comida cuando se forman, y por ello están coloreados dentro de su cuerpo.

Hay diversas formas de insertarlos en el anzuelo, una de ellas es por la cola y de la piel sin atravesarlo, pero con cuidado de no reventarlo. Otra manera válida es de la piel en la mitad del cuerpo. Hay situaciones en las que es recomendable poner más de un gusano en el anzuelo, o combinarlo con un grano de maíz.
En la imagen de la izquierda se pueden apreciar gusanos de diversos colores que pueden encontrarse en la mayoría de armerías.En la imagen de la derecha se expone un correcto anzuelado de gusano.
Maíz:
Este cebo, se utiliza preferentemente para peces grandes, y muchas veces es la única solución cuando entra al pescadero una legión de alburnos y queremos sacar carpas. Es un cebo barato y fácil de usar, indicado para ciprínidos grandes como el barbo y la carpa.

La mejor forma de anzuelar este cebo es introducir todo el anzuelo dentro del grano y dejar fuera la punta.
Lombrices:
Es un cebo idóneo para río, ya que los peces están acostumbrados a este alimento. Funciona bien para la carpa, pero a veces es letal para el barbo en corrientes. También es un buen cebo cuando se producen subidas en el nivel de un embalse a consecuencia del río que lo alimenta, el típico pantano crecido con color chocolate. En este momento quizá es cuando se le puede sacar mayor rendimiento a las lombrices.
Se encuentran en terrenos húmedos y sombrios, por lo tanto se pueden buscar en acequias de riego, orillas de río, etc.
Existen dos tipos de lombrices, la lombriz de tierra y la de estiércol. La diferencia mayor es que la de estiércol tiene unos anillos amarillos, y cuando se anzuela sale un líquido amarillento, que en las de tierra no sale, además las de tierra suelen ser mas grandes y gordas.
Foulli y Ver de Vase:
Es el típico cebo de competición, y se trata de unos gusanos muy pequeños y delicados. Son bastante caros y su conservación no es sencilla.
Se pueden utilizar tanto como cebo para el anzuelo como para mezclarlo con el engodo en el momento de hacer la bola, y de esta manera, cuando va cayendo la bola de engodo, va dejando un apetitoso rastro de pequeños gusanos moviéndose. Si lo utilizamos como cebo debemos usar anzuelos como máximo del 22, ya que su frágil cuerpo no aguantaría uno mayor.
Este cebo puede atraer tanto a peces grandes como pequeños, pero puede ser perfecto cuando el escenario de pesca es difícil.
 
 

 

                                                        VOLVER