EL PLANETA DE LOS SIMIOS

Los astronautas Alan y Pete junto al chinpancé Galen llegan a una aldea, huyendo del general Urko y sus secuaces. Durante su camino y estancia en la aldea notan diferentes temblores de tierra.

A su llegada son recibidos por Miller un granjero y su familia, comprobando que sus hijos disponen de diferente material técnico y eléctrico encontrado en una cercana ciudad destruida por la guerra nuclear. Tras la comida deciden visitar la ciudad para ver si encuentran algunos componentes y ordenadores para reparar su nave.

Al poco llega el general Urko preguntando por los perseguidos, y dándose cuenta por los cables escondidos que han estado en la aldea. El general pone rumbo hacia la ciudad con sus gorilas.

Alan, Pete y Galen, a su llegada a la ciudad comprueban la devastación de la guerra, en una ciudad fantasma y destruida. Urko y sus gorilas llegan también a la ciudad, logrando atrapar a Pete pero, de repente un nuevo temblor de tierra hace que Pete y Urko caigan por un boquete que es sepultado con grandes piedras de un edificio cercano. Tras una tregua, los gorilas al mando ahora del teniente Zako, trabajarán junto a Galen y Alan para sacar a sus respectivos amigos del boquete donde están metidos, bajo la promesa de Zako que al salir serán libres de nuevo.

Ahora Urko y Pete se encuentran en un túnel de metro y no pueden escapar, teniendo que colaborar entre ellos para poder salir con vida de allí.

Todo va bien, aunque en un ambiente un poco tenso, hasta que Urko ve un cartel detrás de unas tablas. En él se ve a un gorila enjaulado que está siendo alimentado por unos niños en un zoológico.

Tras la fureza del gorila, arranca el cartel que esconde en su puño y coge un hierro puntiagudo y ataca a Pete enfurezido, pues seha dado cuenta de que sus antepazados no dominaban el planeta y estaban todos enjaulados, es la cruda realidad que no quiere asumir.

Tras una pelea, Urko cae al suelo debido a una descarga eléctrica de un foco con el cual se defendía Pete. Sus amigos desde arriba logran abrir el boquete y el primero en salir atado es Urko.

Cuando ambos están a salvo, Urko despierta y da la orden de que sean matados, sin embargo, el teniente Zako le dice que dió su palabra, pero Urko insiste hasta que se desmalla.

Zako da la orden a sus gorilas de que lleven al general a un médico y mientras deja libre a los fugitivos.

Tras su partida simula que los ha matado y encuentra el cartel que Urko ha dejado en el suelo, dándose cuenta del motivo de la fureza del general, aunque ya es demasiado tarde...

 

Este es uno de los capítulos interesantes de la serie, en la cual se ve el trato entre humanos y gorilas, sus fobias y miedos. Los decorados de la ciudad son muy buenos,aunque fueron utilizados en varios episodios. Urko sigue queriendo a toda costa coger a los fugitivos y más, ahora que sabe su «pasado» como gorila dentro de jaulas y mantenido por los humanos.

No lo logrará ya que, como dijimos al comienzo, la serie se canceló en el episodio 14 y es una pena pero las audiencias, tanto ahora como antes, mandan y series buenas son canceladas.

Con el paso de los años, estos capítulos se han convertido en toda una pequeña «joya» para los seguidores de la saga. En España no se han editado en DVD y la única forma de conseguirlos es bajándolos de Internet subtitulados y con buena calidad.